La Mejor Manera de Limpiar y Organizar su Refrigerador

Articulo Anterior Siguiente Articulo
Diciembre 14, 2014 | 202,175 vistas

Historia en Breve

  • Los expertos recomiendan limpiar su refrigerador tanto por dentro como por fuera cada semana; la mayoría de las personas en Estados Unidos lo hacen una o dos veces al año
  • La carne de res, de aves, pescado, y las sobras deben almacenarse en la parte inferior, donde las temperaturas son más frías y estables
  • La puerta del refrigerador es la parte más caliente y las temperaturas pueden fluctuar de manera significativa; úselo sólo para almacenar condimentos y la mantequilla

Por el Dr. Mercola

La mayoría de las personas limpian su cocina regularmente, pero para muchos esto solo incluye una limpieza superficial de la parte exterior de la puerta del refrigerador. Los expertos recomiendan limpiar su refrigerador, por dentro y por fuera, alrededor de una vez cada semana...

Pero la mayoría de las personas en Estados Unidos lo hacen sólo una vez o dos veces al año1 —y sólo cuando se enfrentan a una mancha o mal olor es cuando típicamente lo limpian. En una encuesta realizada por Whirlpool Corp., por ejemplo, 33 por ciento de las personas dijeron que no dedican tiempo para limpiar su refrigerador antes de ir a comprar la despensa.

El 27 por ciento dijo que su estrategia para meter toda la despensa al refrigerador es “meter todo y no preocuparse por la organización.”2 Esto claramente no es lo ideal, pero...

¿Será un Riesgo para Su Salud, un Refrigerador Sucio y Mal Organizado?

Puede ser. Cualquier bacteria, parásito o virus que pueda causar intoxicación alimentaria podría ser transferido a los estantes de su refrigerador y a los cajones de frutas y vegetales debido a algún alimento mal cerrado. Incluso la comida que no está contaminada puede llegar a ser peligrosa si la deja en la esquina trasera del refrigerador durante demasiado tiempo y cualquier cosa que llegue a tener contacto, también corre el riesgo de causarle una enfermedad.

Dicho esto, el aspecto más importante sobre la prevención de enfermedades transmitidas por alimentos no se trata de saber limpiar su refrigerador... es saber dónde encontrar alimentos de alta calidad. Las bacterias causantes de enfermedades y otros agentes patógenos proliferan en los productores concentrados de alimentación de animales (CAFOs), que es el origen de la mayoría de las carnes de res, aves, lácteos y huevos que están disponibles en el supermercado.

Por ejemplo, de acuerdo con un estudio de Consumer Reports, dos tercios del total de pollos enteros y frescos de CAFO alrededor del país mostraron la presencia de Campylobacter o Salmonella, las principales causas de las enfermedades transmitidas por los alimentos.3 Mientras tanto, se ha encontrado que las granjas de aves de corral orgánicas tienen niveles significativamente más bajos de bacterias resistentes a los medicamentos que las CAFO.4

Así que las precauciones sobre como limpiar cuidadosamente su refrigerador y evitar la contaminación cruzada están bien definidas. Pero por favor, recuerde que los alimentos procedentes de las CAFO son los más propensos a contener bacterias que causan enfermedades en el primer lugar. Los alimentos que se producen en pequeñas granjas orgánicas, locales de acuerdo con las leyes de la naturaleza (como alimentar con pasto a las vacas) es probable que posean un riesgo mucho menor.

Desde un punto de vista organizativo, hay un método que muestra como almacenar los alimentos en base a la seguridad. Ciertas partes de su refrigerador son más frías que otras, mientras que en otros espacios (como los estantes en la puerta) la temperatura fluctúa.

Es importante almacenar sus alimentos altamente perecederos, que requieren almacenamiento en frío, en las áreas más frías y en donde la temperatura es más estable en su refrigerador para evitar que se echen a perder.

Estudio Sobre la Organización del Refrigerador Sub-Zero Encontró un “Caos” en la Mayoría de los Refrigeradores

El fabricante de electrodomésticos para cocina Sub-Zero ha estudiado la forma en que las personas en Estados Unidos organizan sus refrigeradores--y los resultados no fueron tan positivos. Les entregaron a 12 personas diferentes una despensa para una semana y les pidieron que los guardaran en su refrigerador. El resultado fue un “caos." Muchas personas por ejemplo:

  • Almacenaron la carne y las latas de soda en los cajones para los vegetales, que tienen una temperatura y humedad especial para guardar los vegetales
  • Almacenaron la leche en la puerta del refrigerador, que es la parte más caliente del refrigerador
  • No sabían qué hacer con el compartimiento especial para el queso

El gerente de marketing del corporativo Sub-Zero señaló que "la mayoría de la gente no sabe lo que están haciendo en términos de organizar el refrigerador.”5 La compañía respondió incluyendo tarjetas que explican las partes del refrigerador que son idóneas para dividir el almacenamiento de los alimentos, así como cuales son los alimentos que podrían ser dejados fuera del refrigerador.

Planear sus Comidas Antes de Comprar la Despensa le Ayudara a Evitar Algo de Caos

El caos que se presentan en muchos de los refrigeradores probablemente se deba principalmente a la falta de conocimiento sobre como “organizar un refrigerador”... pero a menudo también es el resultado de una mala planificación de comidas. Si tiene contenedores de comida almacenados en el refrigerador durante mucho tiempo, al grado de crear moho (o se le olvida lo que contiene el contenedor), es probable que no esté planeando sus comidas lo más eficientemente posible.

Antes de ir a comprar la despensa, haga un plan de comidas para la semana. Haga una revisión a fondo de lo que ya tiene disponible para que no deje echar a perder los alimentos en buen estado. Si tiene un presupuesto y necesita priorizar sobre los alimentos que debe comprar orgánicos, primero elija productos orgánicos de origen animal (carne, huevos y productos lácteos) y después vegetales orgánicos.

Los ejemplos de excelentes elementos básicos que deben ser parte de su lista semanal de compras incluyen:

  • Huevos orgánicos de gallinas de pastoreo
  • Carne de res orgánica de animales alimentados con pastura
  • Sardinas certificados por el MSC o salmón de Alaska de pesca silvestre o rio (no tenga miedo de almacenar pescado en el congelador, ya que esto en realidad mata a los parásitos)
  • Productos lácteos crudos, incluyendo queso y yogur
  • Aguacates y otros vegetales orgánicos, especialmente las lechugas de hojas verdes y vegetales crucíferos

Dónde Almacenar Diferentes Alimentos en su Refrigerador

Nutrition Action,6 nos da una breve explicación sobre cómo organizar mejor su refrigerador según la seguridad alimentaria. La carne cruda de res, aves, pescado e incluso las sobras, que son los alimentos que requieren temperaturas estables y frías, deben mantenerse en el estante de hasta abajo.

Esto también asegura que cualquier fuga o goteo no contaminara otros alimentos en la parte de abajo. Los cajones de las vegetales, por su parte, son exclusivos para las frutas y vegetales--pero no todas las frutas y vegetales.

Los que deben estar en los cajones de abajo incluyen lechugas de hojas verdes, melones, apio, brócoli y manzanas, mientras que otros se pueden almacenar de forma segura en el estante superior. Las manzanas en realidad deberían ser almacenadas lejos de otros vegetales sin tapar, ya que los gases de etileno que producen pueden hacer que otros alimentos se echen a perder más rápido.

En cuanto al estante de en medio, es idóneo para quesos y embutidos o alimentos cocinados, mientras que en los estantes de la puerta se deben almacenar condimentos, incluyendo la mantequilla. También asegúrese de mantener su refrigerador lo más suficientemente frío--por debajo de 40° Fahrenheit, o 4° Celsius.

Esto garantizará la seguridad alimentaria. También deje suficiente espacio en el refrigerador para que circule el aire frío. Si su refrigerador tiene demasiadas cosas, los alimentos se echaran a perder más rápido.

Consejos Importantes para Mantener los Alimentos Frescos

El consumidor promedio en Estados Unidos gasta 61 por ciento en alimentos. Usted puede reducir drásticamente este gasto al aprender técnicas básicas del almacenamiento adecuado de alimentos. Para preservar mejor la remolacha/betabel, por ejemplo, lo mejor sería quietarle las hojas y refrigeras las remolachas y las hojas en bolsas de plástico separadas, también los elotes se deben refrigerar con la hoja con el fin de que se mantengan frescos durante más tiempo.

Las frutas cítricas, por el contrario, pueden durar hasta dos semanas fuera del refrigerador, y tanto el ajo como las cebollas necesitan ser guardados en un lugar oscuro y fresco, donde permanecerán frescos durante un máximo de cuatro meses.

Puede ser muy difícil evitar que las hierbas se marchiten, pero si las mantiene en un recipiente hermético envueltas en una toalla de papel húmeda, mantendrán su frescura hasta por 10 días en el refrigerador. La vida de las lechugas de hoja verde también se puede extender por hasta tres días adicionales si no las lava antes de meterlas al refrigerador.

También hay que tener en cuenta que las manzanas, las peras y los plátanos liberan agentes de maduración naturales que aceleren la desaparición de cualquier otro producto colocado en su proximidad. He aquí algunos consejos para lograr que sus alimentos duren más tiempo:

  1. Guarde las cebollas en pantimedias viejas para mantenerlas frescas durante un máximo de ocho meses (haga un nudo entre cada una para mantenerlas separadas).
  2. Pique los cebollines y almacénelos en una botella de plástico vacía. Ponga la botella en el congelador y saque únicamente lo necesario al momento de cocinar.
  3. Para almacenar papas, manténgalas alejadas de las cebollas (esto hará que se echen a perder más rápido). Almacenarlas junto con las manzanas impedirá que las papas germinen.
  4. Almacene las ensaladas en un recipiente cubierto con plástico y ponga una servilleta de papel para ayudar a absorber la humedad. Un centrifugador de ensalada también ayudara a eliminar el exceso de humedad--el culpable principal de las hojas marchitas – en las lechugas.
  5. Los hongos deben guardarse en una bolsa de papel en un lugar fresco y seco, o en el refrigerador. Evite guardar los hongos en plástico, ya que la humedad atrapada hará que se echen a perder.

Cómo Limpiar Mejor su Refrigerador

¿Por qué a muchas personas no les gusta limpiar su refrigerador? Porque es una molestia. No obstante, hacer una limpieza completa una vez por semana o menos es importante por cuestiones sanitarias, y también le ayudara a recordar los alimentos que tiene almacenados (que serán idóneos para la próxima preparación o para desechar los que ya no sirvan).

El mejor momento para limpiar su refrigerador es cuando hay pocos alimentos, como justo antes de ir a la tienda o mercado a comprar la despensa. Deseche los alimentos que ya no sirvan (utilice el sentido común en este caso, pero no solamente tome la decisión en base a la fecha de caducidad de los alimentos). En última instancia, el factor más importante que afecta la condición buena o mala de un alimento no es el tiempo total de almacenamiento, más bien se relaciona con la cantidad de tiempo que pasa en la temperatura (entre 40 a 120°F).7

Después, saque todas las repisas o cajones y limpie el refrigerador, utilizando un trapo, jabón natural y agua caliente, y luego séquelo bien. Recuerde, al meter nuevamente los alimentos al refrigerador, asegúrese de organizarlos según el orden de almacenamiento mencionado anteriormente. Si bien, es muy probable que este tentado a utilizar un desinfectante fuerte para matar los gérmenes en su refrigerador, tales limpiadores a menudo contienen productos químicos tóxicos--y muchos de ellos pueden dañar la superficie de sus estantes o repisas.

Revise el manual del refrigerador para estar seguro de que el producto de limpieza que utiliza es apto para el modelo en particular (pero la mayoría se limpian muy bien con agua y jabón natural). Para una potente limpieza, trate de hacer esta solución antibacteriana: mezcle dos tazas de agua con tres cucharadas de jabón de castilla y de 20 a 30 gotas de aceite de árbol de té. Atomice la superficie, y luego límpiela. Después de haber hecho su limpieza semanal, también asegúrese de  limpiar completamente las manchas, especialmente si nota cualquier derrame o goteo.

[+]Fuentes y Referencias [-]Fuentes y Referencias

  • 1 The Wall Street Journal February 24, 2010
  • 2 The Wall Street Journal February 24, 2010
  • 3 Consumer Reports January 2010
  • 4 Environ Health Perspect. Nov 2011; 119(11): 1622–1628
  • 5 The Wall Street Journal February 24, 2010
  • 6 Nutrition Action October 2, 2014
  • 7 NRDC Report September 2013