Ocultar
Pesticidas en los Alimentos

Historia en Breve -

  • Funcionarios ambientalistas de California han emitido una notificación con el fin de lanzar la Prop. 65 para poner una advertencia de cáncer en el Roundup
  • En el 2013, en medio de una serie de preguntas sobre la seguridad del glifosato, la Agencia de Protección Ambiental duplicó los límites permitidos de glifosato en el lino, soya y canola de 20-40 ppm
  • Los investigadores encontraron que el Roundup causa necrosis y apoptosis en las células humanas a partir de niveles de 50 ppm, los investigadores señalaron que esté nivel está “muy por debajo de las diluciones agrícolas”
 

Uso Generalizado y Rutinario de Carcinógenos & Pesticidas en Sus Alimentos

Septiembre 22, 2015 | 30,278 vistas
| Available in English Available in English

Por el Dr. Mercola

A finales de marzo de este año, el glifosato, el ingrediente activo en el herbicida mejor vendido de Monsanto, Roundup, fue reclasificado como un “probable carcinógeno” por la Agencia Internacional para la Investigación del Cáncer (IARC), una división de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

El glifosato se aplica con mayor frecuencia en las versiones transgénicas del maíz, soya y remolacha azucarera, pero también se utiliza comúnmente para desecar el trigo convencional (no OGM pero no orgánico) y proteger otros cultivos convencionales de las malas hierbas.

California Está Por Poner una Advertencia de Cáncer en el Roundup

En respuesta a la determinación de la IARc, los minoristas británicos y alemanes han comenzado a eliminar el Roundup de su línea de herbicidas vendidos al público en general. Francia también ha anunciado tener planes de restringir su venta en los centros de jardinería.1

La IARC es una de las agencias de investigación de la cual la agencia de riesgos ambientales de California obtiene su información para declarar carcinógenos bajo la Proposición 65 y como se predijo, los funcionarios ambientalistas actualmente han emitido una notificación sobre su intención de poner una advertencia de cáncer en el Roundup.2

El Glifosato no puede lavarse y puede permanecer estable en los alimentos durante más de un año.3 Pero lo que muchos no entienden es que el Roundup en realidad es mucho más tóxico debido a sus surfactantes que aumentan sinérgicamente la toxicidad del glifosato.

Los cultivos transgénicos están mucho más contaminados con glifosato que los cultivos convencionales por la naturaleza de su diseño y este hecho por sí solo plantea grandes dudas sobre las afirmaciones de seguridad de los productos transgénicos.

Considerando eso, además del hecho de que el Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (USDA) no analiza los alimentos en busca de los residuos de glifosato debido a que es bastante costoso hacerlo,4 probablemente sería apropiada la Prop. 65 de etiquetado para la mayoría de los alimentos procesados no orgánicos así como para los ingredientes transgénicos en particular.

El tiempo dirá si California será capaz de llevarlo tan lejos, ya que este sería un golpe de gracia para Monsanto y otras compañías de tecnología química, pero definitivamente es algo a considerar al momento de comprar sus alimentos.

Hay Demasiada Evidencia que Demuestra que el Glifosato “Definitivamente” es un Carcinógeno

Aunque la IARC se quedó corto con la clasificación de cáncer del glifosato hay demasiada evidencia que demuestra que “definitivamente” es un carcinógeno.5 El Dr. Anthony Samsel incluso afirma tener pruebas que demuestran que Monsanto sabe que el glifosato promueve el cáncer desde 1981. ¡Eso son 34 años!

Fingiendo ignorancia como de costumbre, Monsanto ha pedido que la IARC se retracté de sus afirmaciones – una demanda que probablemente no se cumpla, de acuerdo con Aaron Blair, un científico emérito en el Instituto Nacional del Cáncer que presidió el Grupo de Trabajo IARC. Blair ha defendido públicamente la clasificación del glifosato del grupo, diciendo que es “apropiada en base a la ciencia actual”.

Para una revisión de los estudios publicados6 que cuestionan la seguridad del glifosato en términos de sus efectos en la salud de los humanos y animales, échele un vistazo a esta recopilación del Dr. Alex Vasquez, que consta de 220 páginas de una valiosa investigación.

Otro reporte7 de 80 páginas muy interesante y fuertemente referenciado que vale la pena leer en su tiempo libre titulado Banishing Glyphosate (Desvaneciendo El Glifosato), escrito por las Dras. Eva Sirinathsinghji y Mae Wan Ho, con la cooperación de otros seis investigadores, incluyendo al Dr. Don Huber y la Dra. Nancy Swanson.

Una reciente investigación8,9 de seguimiento realizada por Gilles-Éric Séralini – cuyo estudio sobre la alimentación reveló crecimiento tumoral masivo y muerte prematura – demuestra que la exposición a largo plazo incluso a cantidades ultra-bajas de Roundup podría causar tumores, junto con daño hepático y renal en ratas.

En este estudio, la dosis utilizada fue “ambientalmente relevante en términos de niveles de exposición humana, animales domésticos y vida silvestre”, lo que llevó a los autores a sugerir que el Roundup podría tener implicaciones de salud significativas.

¿Sabía Qué… Hace Dos Años, la EPA Aumentó los Límites Permitidos de Glifosato en los Alimentos?

Algunos de los estudios que implican al glifosato como un peligro grave para los animales y seres humanos se remontan varios años atrás, sin embargo en julio del 2013, justo en medio de una serie de preguntas sobre la seguridad del glifosato, la Agencia de Protección Ambiental (EPA) duplicó los límites permitidos de glifosato,10,11 tanto en alimentos como cultivos de alimentos y forrajeros.

Los niveles permitidos en los cultivos de semillas oleaginosas como el lino, soya y canola se duplicaron de 20 ppm a 40 ppm – tan sólo 10 ppm por debajo del nivel en el cual el Roundup podría causar muerte celular, esto de acuerdo con una investigación12 publicada en el 2011.

Los niveles de glifosato permitidos en muchos otros alimentos aumentaron 10-25 veces a sus niveles anteriores. Los vegetales de raíz y tubérculos, con excepción del azúcar, que tuvo uno de los mayores aumentos, con limites residuales permitidos de 0.2 ppm a 6.0 ppm. El nivel para la papa aumentó a 3 ppm.

En ese momento, Beyond Pesticides criticó la decisión de la EPA, diciendo:

“Dado los métodos alternativos para producir alimentos y controlar las malas hierbas que hay disponibles, como los que utilizan en la agricultura orgánica, no es razonable que la EPA aumente la exposición humana al Roundup”.

Todas esas quejas y preocupaciones fueron ignoradas y las excelentes relaciones públicas de Monsanto mantuvieron el extenso historial de seguridad del glifosato. Bastaron dos años para que se decidiera que el glifosato no tendrá una etiqueta de advertencia de cáncer en California…

La EPA Debería Reevaluar Su Decisión sobre los Niveles de Tolerancia del Glifosato…

Es importante recordar que los niveles permitidos de glifosato recientemente fueron aumentados significativamente, porque SI el gobierno estadounidenses implementa el análisis de glifosato en los alimentes, tal y como lo indicó la EPA en abril,13 entonces probablemente estaremos seguros de que los niveles están “dentro de los límites seguros” que estaban en diciembre del 2014, después de que la USDA analizó una serie de alimentos en busca de glifosato.14

Pero a la luz de que el glifosato está comenzando a ser reconocido como carcinógeno, parecería prudente para la EPA reevaluar sus niveles de tolerancia en los alimentos. Especialmente cuando consideramos que la gran mayoría de los alimentos procesados están hechos con ingredientes transgénicos que están sumamente contaminados.

¿Cuál es la cantidad promedio de glifosato que se obtiene individualmente, si se lleva una alimentación a base de alimentos procesados todos los días de la semana?

La innovadora investigación de Samsel y Seneff publicada en junio del 2013 – tan sólo un mes antes de que la EPA aumentará los niveles permitidos – sugiere que el glifosato en realidad podría ser un factor más importante en el desarrollo de una serie de enfermedades crónicas, específicamente porque sus bacterias intestinales son un componente clave en el mecanismo de daño del glifosato.

Otro estudio15 publicado el siguiente año que investigo los efectos del glifosato en la salud de las personas que viven en los Estados Unidos, señaló que el glifosato interfiere con muchos procesos metabólicos tanto en plantas como en animales. Los investigadores también señalaron que estudios previos demuestran que el glifosato “daña el ADN y causa mutaciones que conducen al cáncer”.

Los Productos Bt Transgénicos Tampoco Están Funcionando Muy Bien

Aunque el Roundup Ready y otros cultivos similares están diseñados para soportar altas dosis de herbicidas, las plantas Bt están equipadas con un gen de las bacterias de la tierra, Bacillus thuringiensis (Bt), que produce la toxina Bt – un pesticida que entra en el estómago de ciertos insectos y los mata. Las plantas Bt están diseñadas para producir este pesticida internamente.

Uno de los puntos de venta y los beneficios promocionados de los cultivos transgénicos como el algodón Bt y el maíz Bt es un menor uso de pesticidas, ya que la planta por sí misma mata cualquier insecto que la mastica. Hay tres puntos importantes que quiero hacer sobre tales afirmaciones.

  1. Para empezar, así como el uso excesivo de herbicidas ha causado un rápido desarrollo de supermalezas resistentes, lo mismo ha sucedido con las plantas Bt que han causado la aparición de pestes resistentes. De acuerdo con The Times of India,16 agricultores en Punjab y Haryana están viendo pérdidas significativas de sus cultivos de algodón Bt a causa de la mosca blanca. Para enfrentar el problema, se han aplicado una mayor cantidad de pesticidas.
  2. Este no necesariamente es un problema nuevo. De acuerdo con el artículo, en el 2002 los agricultores aplicaron tantos pesticidas para defenderse de las moscas blancas que la tierra y las aguas subterráneas comenzaron a verse afectadas y actualmente muchos culpan al uso excesivo de pesticidas por el aumento de los casos de cáncer detectados entre las personas que viven en el cinturón de algodón en la India.

  3. En segundo lugar, las investigaciones17 han demostrado que los cultivos Bt, al igual que los pesticidas y herbicidas tópicos, alteran y destruyen la microbiología de la tierra. De acuerdo con los autores:
  4. nuestros datos demostraron que el cultivo de maíz Bt aumentó significativamente las proporciones de lípidos saturados e insaturados en la tierra, lo que pareció afectar negativamente la actividad microbiana”.

El Mayor Fraude de Todos con Respecto al Bt

Tercero, pero en realidad el más atroz de todos, la toxina Bt producida en estos cultivos Bt NO está incluida como parte de la exposición humana total a los pesticidas. Esto a pesar del hecho de que las plantas Bt en realidad son registradas ante la EPA como un pesticida18 (lo que ayuda a explicar por qué las plantas Bt dañan la tierra del mismo modo en que lo hacen los pesticidas y herbicidas tópicos…)

Esta es una total distorsión y una propaganda completamente fraudulenta. ¿Cómo pueden afirmar reducciones en la exposición a los pesticidas como resultados de las plantas Bt cuando cada una de las células de la planta contiene pesticida?

Y ¿cómo no incluyen las plantas en los datos de uso de pesticida cuando las plantas en sí están registradas como un pesticida? El hecho de no contar a la toxina dentro de la planta y contar únicamente los pesticidas aplicados tópicamente, es un error significativo que hace que las plantas Bt parezcan ofrecer un beneficio que en realidad no tiene.

De hecho, la realidad es aún peor que eso. La toxina Bt aplicada se biodegrada en la luz del sol y también se puede lavar. Por otra parte, la toxina Bt en estas plantas transgénicas no se degrada, ni tampoco se puede eliminar o lavar de los alimentos porque viene integrada en cada célula de la planta.

Por otra parte, la versión producida por la planta del veneno es mil veces más concentrada que el aerosol tópico, así que en realidad, la exposición al pesticida Bt ha aumentado exponencialmente – sin importar lo que digan los datos sobre el uso de pesticidas.

Para colmo de los males, Monsanto y la EPA afirmaron que la toxina Bt producida dentro de la planta sería completamente segura ya que se destruiría dentro del sistema digestivo humano.

Por desgracia, esto resultó ser falso cuando en el 2011, médicos en el Hospital Universitario Sherbrooke en Quebec encontraron toxina Bt en la sangre del 93 por ciento de las mujeres embarazadas analizadas, 80 por ciento en la sangre umbilical de sus bebés y 67 por ciento de las mujeres que no estaban embarazadas.19

Claramente, no se destruye dentro de su cuerpo, sino que se bioacumula y las investigaciones sugieren20 que podría producir una gran variedad de respuestas inmunológicas, incluyendo niveles elevados de anticuerpos lgE y lgG, que generalmente están relacionados con alergias e infecciones, así como un aumento de citoquinas relacionadas con respuestas alérgicas e inflamatorias.

Otro estudio21 publicado en el 2011 encontró que las toxinas Bt afectan las células humanas, tanto aisladas como en combinación con herbicidas a base de glifosato, incluyendo el Roundup. Las proteínas cristalinas de los pesticidas Cry1Ab y Cry1Ac, dos subespecies de la toxina Bt, se analizaron en las células de la línea celular de riñón embrionario 293, buscando biomarcadores específicos indicando muerte celular.

Las concentraciones variaron entre 10 partes por billón (ppb) a 100 partes por billón. La proteína CryAb causó muerte celular a partir de 100 ppm. El Roundup por sí solo causó necrosis (muerte celular como resultado de una lesión grave) y apoptosis (“suicidio” celular o autodestrucción) a partir de 50 ppm, lo que los investigadores señalaron como “muy por debajo de las diluciones agrícolas”. De acuerdo con los autores:

En estos resultados, argumentamos que las toxinas Bt modificadas no son inertes en las células humanas a las que no van dirigidas y pueden portar efectos secundarios combinados con otros residuos de pesticidas específicos para las plantas transgénicas”.

Etiquetar los Productos Transgénicos Es Necesario para Proteger la Salud Pública

La industria alimentaria ha gastado $51.6 millones en una serie de esfuerzos para combatir las leyes de etiquetado de transgénicos,22 incluyendo presionar para que se apruebe la HR 1599, lo que prohibiría a los estados a implementar sus propias leyes de etiquetado de transgénicos. Desde el 21 de julio, Monsanto gastó $2.1 millones para presionar al Congreso.23

En la misma línea, en el 2013 y 2014, las organizaciones agrarias, agrícolas y asociaciones comerciales gastaron más de $11 millones para lanzar una primera versión del S1500,24 que elimina la necesidad de permisos para descargar los pesticidas en ríos, lagos, arroyos y otros cuerpos acuíferos regulados por la Ley de Agua Limpia.

Los acuerdos comerciales internacionales también amenazan con restringir la transparencia sobre los alimentos – cómo se producen y de dónde provienen. ¿Por qué todas estas industrias están gastando tanto dinero y esforzándose tanto para eliminar la transparencia sobre las exposiciones tóxicas y potenciales sustancias dañinas contenidas en nuestro suministro alimenticio?

¿Podría ser debido a que se han dado cuenta de lo grave de la situación? ¿Y si el público se informa un poco más, no serán capaces de continuar haciendo sus negocios como lo han hecho hasta ahora?

Cualquiera que se haya tomado el tiempo de echarle un vistazo a toda la información disponible verá que la situación es insostenible y está por llegar a un punto de ruptura. El cuerpo humano soporta muchos ataques tóxicos antes de sufrir las consecuencias y ya las estamos viendo en los adultos jóvenes e incluso en los niños, que presentan problemas de salud que normalmente no se esperaría que se desarrollaran sino hasta una edad adulta.

Necesitamos cambiar esta situación. En la actualidad, la acción más urgente es presionar a los senadores de los Estados Unidos para que rechacen la HR 1599, para que los esfuerzos por el etiquetado de alimentos transgénicos puedan seguir avanzando.

© Copyright 1997-2017 Dr. Joseph Mercola. Todos los Derechos Reservados.