La Dieta de “Inanición" Disminuye el Desarrollo de Tumores Agresivos

Articulo Anterior Siguiente Articulo
Marzo 13, 2016 | 46,228 vistas

Historia en Breve

  • Las células de cáncer que son privadas del aminoácido arginina, podrían carecer de la capacidad de desarrollarse y sobrevivir
  • El tratamiento con un medicamento reductor de arginina, desaceleró el progreso de la enfermedad y extendió la supervivencia sin la progresión en casi seis semanas en los pacientes con mesotelioma
  • El ayuno intermitente también ha demostrado que mejora la supervivencia en animales con cáncer, asimismo ha demostrado extender la vida útil
  • Otra forma para 'matar de hambre' a las células cancerosas es con una dieta cetogénica, la cual requiere eliminar todo excepto los carbohidratos vegetales sin almidón, y reemplazarlos con grasas saludables y cantidades limitadas de proteínas de alta calidad
  • Dado que las células cancerígenas necesitan de la glucosa para desarrollarse, y los carbohidratos se convierten en glucosa en su cuerpo, entonces al bajar el nivel de glucosa en la sangre a través de la restricción de carbohidratos y proteínas, literalmente las células cancerígenas mueren por inanición en el olvido

Por el Dr. Mercola

El mortífero cáncer de pulmón, el cual se desarrolla por la exposición crónica al asbesto, y en ocasiones por la exposición a otras toxinas ambientales, es llamado mesotelioma.

Las tasas de mesotelioma son casi cuatro veces más altas que en la década de 1980.1 Este tipo de cáncer agresivo generalmente es mortal y no tiene cura conocida para la mayoría de las personas diagnosticadas.

Sin embargo, un nuevo estudio aclara una de las estrategias que parece prometedora para frenar el crecimiento del tumor; concretamente, una dieta de inanición de arginina.

¿Cuál Es el 'Talón de Aquiles' del Mesotelioma?

Los investigadores del Instituto Oncológico de Barts de la Universidad Queen Mary han revelado que las células cancerígenas que son privadas del aminoácido arginina, podrían carecer de la capacidad para desarrollarse y sobrevivir.

El estudio, que fue presentado en la Conferencia Mundial sobre Cáncer de Pulmón en Sídney, Australia, descubrió que casi la mitad de las células tumorales carecían de la capacidad para elaborar la arginina (función que las células son capaces de hacer normalmente), y tuvieron que ser 'alimentadas' con aminoácidos para poder sobrevivir. La arginina se produce en su cuerpo a través de los alimentos que come y digiere.

Para el estudio, el tratamiento con un medicamento reductor de arginina desaceleró el progreso de la enfermedad y extendió la supervivencia sin la progresión en casi seis semanas en comparación con los que recibieron sólo los típicos cuidados de apoyo.

Mientras que la mayoría de las células pueden internamente sintetizar la arginina, se cree que ciertas células cancerígenas tienen un defecto metabólico importante que les hace incapaces de hacerlo. La compañía farmacéutica Polaris, la cual fabrica el medicamento (llamado ADI-PEG 20), señaló:2

"Debido a que la arginina es uno de los 20 aminoácidos que son esenciales para la síntesis de las proteínas y la supervivencia de las células, se cree que estas células cancerígenas se vuelven dependientes de la alimentación externa de la arginina para sobrevivir y crecer.

El ADI-PEG 20 está diseñado para agotar sistémicamente el suministro exterior de arginina, que causa la muerte de las células cancerígenas dependientes de la arginina, dejando a las células normales sanas y salvas. Se ha reportado que múltiples tipos de cáncer tienen un alto grado de dependencia a la arginina".

Mientras que el estudio presentado no habló acerca de esto, una alternativa mucho más segura y probablemente igual de eficaz que los medicamentos peligrosos para disminuir la arginina sería utilizar el aminoácido lisina. Este es el aminoácido que normalmente se utiliza para tratar el herpes oral.

¿Por Qué Las Células Cancerígenas que Mueren Por Falta de Arginina Podrían Ser Letales?

La L-arginina es un precursor del óxido nítrico y realmente es el único sustrato nutricional presente en el revestimiento de sus vasos sanguíneos que se sabe está disponible para las células endoteliales (una capa de células que recubren la superficie interior de los vasos sanguíneos) para la producción de óxido nítrico. En otras palabras, el revestimiento en los vasos (endotelio) necesita L-arginina para crear óxido nítrico.

El óxido nítrico es un contaminante común del aire liberado por el escape de automóviles y otras fuentes (que es también el producto químico explosivo de la dinamita). Irónicamente, el óxido nítrico también es el gas liberado en su cuerpo como una molécula de señalización celular para ayudar a estimular la flexibilidad y la dilatación de los vasos sanguíneos sanos --un descubrimiento que le otorgó a tres científicos el Premio Nobel de Medicina de 1998.

El uso de un gas, en este caso el óxido nítrico, para la señalización entre las células de su cuerpo, era un concepto totalmente nuevo hasta hace poco más de una década, pero ahora se sabe que el óxido nítrico:

  • Mejora el flujo de sangre cuando es producido por las células de los vasos sanguíneos
  • Ayuda a mantener los niveles saludables de la presión arterial los cuales ya se encuentran dentro del rango normal
  • Se utiliza como una molécula de señalización en el cerebro y el sistema inmunológico

La Capacidad Anticancerígena del Ayuno Intermitente

Es una buena idea replicar los patrones de alimentación de nuestros antepasados y "pasar hambre" un poco cada día, o un par de días a la semana. Esto se llama el ayuno intermitente y podría tener un impacto muy beneficioso en su salud y longevidad.

El ayuno intermitente no trata de comer en exceso seguido de la inanición, o de cualquier otra forma extrema de dieta. Más bien, de lo que estamos hablando aquí involucra sincronizar sus alimentos para permitir períodos regulares de ayuno.

Usualmente hago un ayuno intermitente aproximadamente en el 75 al 90% del tiempo, pero si lo prefiere, también podría ayunar un par de días a la semana, o cada tercer día. Hay muchas variaciones diferentes.

Según el Dr. Stephen Freedland, Profesor asociado de urología y patología en el Centro Médico de la Universidad Duke, "la desnutrición sin malnutrición" es el único método experimental que mejora considerablemente la supervivencia en animales con cáncer, además extiende la vida útil general hasta en un 30 %.

El ayuno en días alternados también ha demostrado reducir las tasas de cáncer al disminuir la proliferación celular.3

Según algunos expertos, como el Dr. Thomas Seyfried, el aspecto más importante de la prevención y el tratamiento contra el cáncer es el ayuno intermitente, o la restricción calórica total, que incluye comer menos cantidad de todos los alimentos.

En este sentido, la investigación ha demostrado que el ayuno intermitente con una alimentación excesiva compensatoria no mejoró sus tasas de supervivencia ni retrasó el desarrollo del tumor de próstata en los ratones. En esencia, al comer hasta el hartazgo en los días en los cuales no se hace ayuno, los beneficios del ayuno para la salud pueden perderse fácilmente.

Considero el ayuno intermitente como un estilo de vida, no una dieta, y eso incluye la elección de alimentos saludables cada vez que come. Además, una nutrición adecuada se vuelve aún más importante cuando ayuna, por lo que, realmente tiene que tener cuidado con sus elecciones alimenticias antes de intentar ayunar.

El Uso de la Dieta Cetogénica Para Matar de Hambre a Las Células Cancerígenas

Una dieta cetogénica requiere eliminar todo excepto los carbohidratos vegetales sin almidón, y reemplazarlos con grasas saludables (aceite de coco, aceite de oliva, aceitunas, mantequilla, huevos, aguacates, y frutos secos) y cantidades limitadas de proteínas de alta calidad.

La premisa es que, dado que las células cancerígenas necesitan glucosa para desarrollarse, y los carbohidratos se convierten en glucosa en su cuerpo, entonces al bajar el nivel de glucosa en la sangre a través de la restricción de carbohidratos y proteínas, las células cancerosas, mueren por inanición en el olvido, literalmente.

Curiosamente, la arginina se encuentra en alimentos ricos en proteínas, por lo que al limitar el consumo de las proteínas, también puede limitar naturalmente algunas fuentes externas de arginina para las células cancerígenas. Además, el bajo consumo de proteínas tiende a minimizar el proceso de la mTOR (objetivo de la rapamicina en mamíferos) el cual acelera la proliferación celular.

La estrategia que sugiere el Dr. Seyfried es una alimentación alta en grasas, baja en carbohidratos, y de consumo moderado en proteínas, lo que reducirá efectivamente el nivel de azúcar en su sangre. Este es un parámetro fácil de medir que se puede comprobar con un medidor de glucosa en la sangre para diabéticos.

Esta dieta cetogénica también elevará los cuerpos cetónicos, mientras la grasa es metabolizada por las cetonas, la cual su cuerpo puede quemar en ausencia de alimentos. Cuando se combina con la restricción calórica o el ayuno intermitente, el resultado final será poner su cuerpo en un estado metabólico que es inhóspito para las células cancerígenas.

A menos que tenga una enfermedad muy grave, creo que es mejor para la mayoría de las personas poner en práctica el ayuno intermitente lentamente durante seis a ocho semanas.

Se empieza por no comer durante tres horas antes de irse a la cama, y ​después extender gradualmente el tiempo del desayuno hasta que se haya saltado completamente el desayuno, y su primera comida del día es la hora del almuerzo. Por supuesto, sólo estará consumiendo carbohidratos vegetales sin almidón, y un consumo moderado en proteínas y grasas de alta calidad.

Una de las cosas que he notado es que una vez que haya hecho el cambio de quemar carbohidratos por grasa como su principal combustible, el deseo de comer los alimentos chatarra y azúcar desaparecerá como por arte de magia, haciendo de este un estilo de vida fácil de mantener.

Una dieta cetogénica, junto con el ayuno intermitente se puede integrar fácilmente en cualquier plan de tratamiento para el cáncer que decida seguir. En lo personal, creo que es absolutamente crucial, no importa qué tipo de cáncer esté intentando tratar.

Para obtener más detalles sobre el uso de una dieta cetogénica y la restricción calórica para el tratamiento contra el cáncer, le recomiendo ampliamente conseguir el libro del Dr. Seyfried, Cancer as a Metabolic Disease (El cáncer como una enfermedad metabólica).

[+]Fuentes y Referencias [-]Fuentes y Referencias

  • 1 Medical News Today October 31, 2013
  • 2 PRNewsWire.com October 28, 2013
  • 3 American Journal of Clinical Nutrition July 2007: 86(1); 7-13