Si Elige Sabiamente, los Beneficios de una Alimentación Rica en Pescado Pueden Incluso Superar a los Riesgos Asociados con la Contaminación por Mercurio

Comer Pescado

Historia en Breve -

  • El pescado siempre ha sido la mejor fuente de grasas omega-3 EPA y DHA de origen animal, pero a medida que los niveles de contaminación han aumentado, los peces se han convertido en una fuente principal de grasas saludables menos viable
  • Afortunadamente, los peces que tienden a sufrir la menor cantidad de contaminación tóxica también resultan ser algunas de las mejores fuentes de grasa y antioxidantes. Por lo tanto, al elegir sabiamente, los beneficios de una alimentación rica en pescado incluso pueden superar los riesgos
  • Los pescados más bajos en toxicidad, y más altos en grasas saludables y otros nutrientes incluyen al salmón rojo (sockeye) Silvestre de Alaska y a los peces más pequeños como las sardinas, las anchoas y los arenques
  • Evite a los peces más grandes que están en lo más alto de la cadena alimenticia, ya que estos tienden a estar mucho más contaminados con metilmercurio y otras toxinas ambientales
  • La investigación reciente dispersa la hipótesis de que los nutrientes beneficiosos en los peces pueden contrarrestar los efectos perjudiciales de mercurio relacionados con el pescado. Los ratones alimentados con una dieta que contenía mercurio relacionado con el pescado sufrieron alteraciones conductuales significativas después de 58 días, en comparación con los ratones que llevaron una dieta que contenía cloruro de metilmercurio añadido, o una dieta de control sin mercurio

Por el Dr. Mercola

Recientemente, el pescado ha sido noticia un par de veces. Algunos dicen que la población en los Estados Unidos no lo está comiendo en suficientes cantidades, mientras que otros advierten de los peligros del mercurio.

Sin duda es un tema complejo, ya que las vías fluviales están cada vez más contaminadas y por lo tanto muchas personas son deficientes en grasas omega-3 que son vitales para la salud...

Por lo tanto, ¿debe o no debe comer pescado?

Voy a informar aquí algunos de los aspectos fundamentales que deben ser considerados para ayudar a optimizar su alimentación, mientras reduce su exposición a las toxinas ambientales como el metilmercurio, tanto como le sea posible.

El pescado siempre ha sido la mejor fuente de grasas omega-3, EPA y DHA, de origen animal, pero a medida que los niveles de contaminación han aumentado, esta joya alimenticia se ha convertido en una fuente principal de grasas saludables cada vez menos viable.

Sin embargo, todavía hay excepciones, y la clave es entender qué tipos de peces son los menos contaminados.

Por interesante que parezca y afortunadamente para nosotros, los tipos de peces que tienden a sufrir la menor cantidad de contaminación tóxica también resultan ser algunos de las mejores fuentes de grasas y antioxidantes. Por lo tanto, al elegir sabiamente, los beneficios de una alimentación rica en pescado incluso pueden superar a los riesgos.

Revise Sus Opciones

Soy un gran fanático de su salmón rojo (sockeye); y aparte de cenar pescado ocasionalmente en un restaurante, el salmón de Vital Choice es el único tipo de pescado que consumo, por los mismos motivos mencionados anteriormente --que es menos probable que esté contaminado, por razones que informaré en breve, y el perfil nutricional es mucho mejor que en la mayoría de los peces, incluyendo a otros tipos de salmón.

Recientemente entreviste a Randy Hartnell, Presidente-fundador de Vital Choice Wild Seafood & Organics, quien pasó más de 20 años como pescador comercial antes de formar su compañía en el 2001, que presenta un salmón silvestre capturado de forma sostenible, el cuál es particularmente bajo en metales pesados.

La razón por la que pasó de ser un pescador comercial a un proveedor fue porque el salmón de piscifactoría irrumpió de lleno en los mercados mundiales, y simplemente hizo a un lado a la variedad silvestre.

Las personas normalmente no entendían la diferencia entre los dos, y el salmón de piscifactoría era (y sigue siendo) más barato. En cuestión de unos pocos años, las tiendas de alimentos y restaurantes en los Estados Unidos y más allá, habían optado por el salmón de piscifactoría.

"Lleno de frustración, salí con un amigo, y simplemente empezamos a viajar por todo el país. Íbamos a tiendas de alimentos como Whole Foods o Wild Oats. Poniamos la parrilla, y asamos nuestro salmón silvestre. Y queríamos contar la historia de porqué el salmón salvaje era mejor que el salmón de piscifactoría", dice Hartnell.

"Las personas estaban muy receptivas. A menudo se escuchaba, 'Bien, esto es muy bueno, pero casi nunca lo tienen. ¿Dónde puedo conseguirlo?' Lo escuchaba una y otra vez. Tenía que decirles, 'lo siento. No sé'. Entonces, un día, se me ocurrió una idea, y dije, 'se lo puedo enviar. Yo le enviaré algunos'".

¿Por Qué el Salmón Sockeye Silvestre de Alaska es una Buena Opción?

Hay tres principales diferencias entre el salmón silvestre y el salmón de piscifactoría, y una vez que se da cuenta de cuan diferentes son los peces, basado en la forma en que fueron criados, verá por qué optar por la alternativa más barata no es la opción más sabia:

  1. Salud de los Peces --el salmón silvestre regresa a sus lugares de desove originarios cada año, sin que tenga que hacer nada al respecto, mientras que el salmón de piscifactoría se mantiene en jaulas. Naturalmente, los peces que nadan libres hacen más ejercicio, y esto por sí solo hace a los peces silvestres más saludables que sus contrapartes privados de la libertad.
  2. Como lo ha explicado Tony Farrell1 del departamento de Zoología de la Universidad de Columbia Británica, los peces mantenidos en ambientes restringidos se convierten en la versión acuática de los "adictos a la televisión", con consecuencias para la salud similares a las que los humanos se enfrentan cuando no hacen suficiente ejercicio.

    La reciente investigación2 ha demostrado que las tasas de supervivencia de los peces que han hecho suficiente ejercicio es 13 % mayor que los controles "teleadictos", y los peces acondicionados a hacer ejercicio mostraron un mejor crecimiento y sistemas inmunológicos más fuertes, como resultado de cierta activación de genes.

  3. Contenido nutricional --El salmón silvestre nada libre en la naturaleza, alimentándose de lo que esta le ha programado para comer. Por lo tanto, su perfil nutricional es más completo, con micronutrientes, grasas, minerales, vitaminas y antioxidantes como la astaxantina (la cual le da al salmón su color rosado, o en el caso de salmón sockeye, su carne de color rojiza).
  4. Por el contrario, el salmón criado en piscifactoría, se alimenta de una comida artificial que consiste en productos de granos como el maíz y la soya (la mayoría de los cuales son transgénicos), junto con harina de pollo y plumas, colorantes artificiales y astaxantina sintética, la cual no está aprobada para el consumo humano, pero cuyo uso está permitido en alimentos para peces.

    La madre naturaleza no diseñó a los peces para que se alimentaran de estas cosas, y como consecuencia de esta alimentación radicalmente antinatural, el contenido nutricional de la carne también se ha alterado, y no de la mejor manera.

    El salmón de piscifactoría tiene un sabor diferente al salmón silvestre, y mucho de esto tiene que ver con la proporción alterada de grasa, la cual es dramáticamente diferente. El salmón de piscifactoría contiene más ácidos grasos de omega-6, como resultado de una alimentación a base de granos.

    La proporción de ácidos grasos omega-3 y omega-6 del salmón salvaje es muy superior al salmón de piscifactoría. Usualmente, el salmón salvaje tiene de 600 a 1 000 % más omega-3 en comparación con los omega-6.

    Así que mientras que el salmón de piscifactoría tiene una relación de 1 a 1 de omega-3 y omega-6 --de nuevo debido a su alimentación a base de "comida chatarra"-- la relación del salmón rojo (sockeye) silvestre es de entre 6 y 9 a 1. Esto es importante, porque si estamos tratando de mejorar el equilibrio de su omega-3 y omega-6, simplemente no se va a lograr con el salmón de piscifactoría...

  5. Medio ambiente --Probablemente alrededor del 99 % del salmón de piscifactoría se cría en jaulas en mar abierto. Todo el exceso de comida que es descartada termina en el medio ambiente--los ingredientes transgénicos, los pesticidas, los antibióticos y los aditivos químicos.
  6. Cualquier cosa que los peces no consumen, junto con todos sus productos de desperdicio que no son naturales, terminan contaminando el medio ambiente. De acuerdo con un nuevo informe de Escocia, algunas granjas de salmón han aumentado el uso de pesticidas en un 110 % en los últimos cuatro años, agregándose a la carga tóxica tanto del medio ambiente como de su cuerpo.

    Para obtener más información acerca de los muchos peligros de la piscicultura, consulte en FarmedAndDangerous.org.3

También está el aspecto ético vegano o vegetariano. Los salmones rojos (sockeye) silvestres son los vegetarianos del mundo de los salmones. Su alimentación consiste en krill, plancton y algas, y son capturados al final de su ciclo de vida.

En el momento en que entran en las zonas de pesca, ya han vivido el 95 % de su vida natural en la naturaleza. Al final de su vida, ellos luchan por abrirse camino río arriba para desovar, después de lo cual mueren de muerte natural --a menos que sean capturados por un pescador o comidos por algún otro depredador.

Cuidado Con los Salmones Mal Etiquetados

Por desgracia, los salmones son, a menudo, mal etiquetados. De acuerdo con Hartnell, los estudios han descubierto que hasta un 70 a 80 % de los peces marcados como "silvestres" fueron efectivamente salmones de piscifactoría. Esto incluye a los restaurantes, donde el 90 a 95 % del salmón es de piscifactoría; sin embargo, puede estar mal catalogado en el menú, como "silvestre".

Los siguientes consejos que pueden ayudarle a determinar si el salmón es un pez auténticamente capturado en Alaska son:

  1. El salmón en conserva con la etiqueta "Salmón de Alaska" es una buena apuesta, ya que no se permite que el salmón de Alaska sea de piscifactoría.
  2. En los restaurantes, el salmón mal etiquetado normalmente se describirá como "silvestre", pero no "silvestre de Alaska." Esto se debe a que el "silvestre de Alaska" auténtico es más fácil de rastrear. El término "silvestre" es más confuso, y por lo tanto, regularmente es mal utilizado. En muchos sentidos es muy similar al abuso excesivo de la denominación "natural".
  3. Ya sea que esté en un supermercado o en un restaurante, pregunte al encargado de mariscos o Al empleado el origen del pescado. Si es silvestre, habrán pagado más por este, por lo que probablemente entiendan su valor agregado. Puesto que es un punto de venta, ellos sabrán de dónde provino.
  4. Si no tienen una respuesta que darle, es una alerta roja de que es un salmón de piscifactoría, o peor... La Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos está avanzando con la aprobación del salmón transgénico, y como sabe, los alimentos transgénicos aún no necesitan ser etiquetados en los Estados Unidos…

  5. Evite el salmón del Atlántico, así como todo el salmón etiquetado como "salmón del Atlántico" ya que proviene predominantemente de las piscifactorías.
  6. El Salmón rojo (sockeye) no puede ser criado en granja, así que si encuentra salmón rojo, este está destinado a ser silvestre. Puede diferenciar al salmón rojo de otros salmones por su color, es de color rojo brillante en contraposición al rosa.

De nuevo, la razón de este color rojo brillante es su alto contenido de astaxantina. El salmón rojo tiene una de las más altas concentraciones de astaxantina presentes en cualquier alimento.

El Peor y Mejor Pescado para Comer en Términos de Toxinas Ambientales

Los Mejores Pescados

La mayoría de las vías fluviales más importantes del mundo están contaminadas con mercurio, metales pesados ​​y sustancias químicas como las dioxinas, PCB y otros productos químicos agrícolas que terminan en el medio ambiente. Esta es la razón por la que, como regla general, ya no recomiendo conseguir los requerimientos de omega-3 del pescado. Sin embargo, hago dos excepciones.

Una de ellas es el salmón rojo (sockeye) silvestre de Alaska auténtico; con beneficios nutricionales los cuales considero todavía sobrepasan cualquier posible contaminación. El riesgo de que el salmón rojo acumule grandes cantidades de mercurio y otras toxinas se reduce debido a su corto ciclo de vida, que es sólo de aproximadamente tres años.

Además, la bioacumulación de toxinas también se reduce por el hecho de que no se alimenta de otro pez que ya está contaminado.

Cada vez que consumo pescado, siempre busco consumirlo con un puñado de pastillas de Chlorella. La Chlorella es un aglutinante de mercurio potente y si se toma junto con el pescado ayudará a aglutinar el mercurio antes de que su cuerpo sea capaz de absorberlo, por lo que puede ser excretado a través de las heces de manera segura.

La segunda excepción son los pescados más pequeños con ciclos de vida cortos, que también tienden a ser mejores alternativas en términos de contenido de grasa, por lo que es una opción más segura--menor riesgo de contaminación y un mayor valor nutricional.

Una guía general es que entre más cerca de la parte inferior de la cadena alimenticia este el pescado, menos contaminación habrá acumulado. Esto incluye a:

  • Las sardinas
  • Las anchoas
  • Los arenques

Si insiste en comer el típico pescado comprado en la tienda, y desea saber más sobre el grado de su exposición al mercurio, le insto a revisar la calculadora4 de mercurio en línea en GotMercury.org para tener una idea del riesgo.

Además, como se mencionó anteriormente, es posible que considere tomar quelantes naturales de mercurio junto con cualquier comida de pescado. Esto incluye a la zeolita (arcilla verde), la chlorella y a los vegetales fermentados.

Los peces más grandes, que tienden a vivir más tiempo, los cuales tienen los niveles de contaminación más elevados y deben ser evitados incluyen (considere que esto no es una lista completa):

Atún (filetes de atún, sushi, y enlatados) Róbalo y la perca americana Marlin
Halibut Lucio Lucio perca
Tiburón Pez espada Corvina blanca

¿Contrarrestan los Nutrientes Desintoxicantes en el Pescado el Daño por la Contaminación de Mercurio?

Mientras que algunos creen que el metilmercurio en pescados y mariscos es contrarrestado por otros nutrientes presentes en los peces, como el selenio, el cual ayuda al cuerpo a eliminar las toxinas, la investigación reciente ha demostrado que esta hipótesis es probablemente falsa.

Un equipo de investigación francés trató de determinar si el mercurio de los peces es menos nocivo que otro de mercurio de origen alimenticio,5 y si los nutrientes benéficos del pescado podrían contrarrestar los efectos nocivos del mercurio relacionados con el pescado. Los grupos de ratones estuvieron en una de tres dietas:

  • Dieta de metilmercurio a base de pescado: una dieta que incluye harina de pescado elaborada de pescado que contiene cinco microgramos de contaminación de metilmercurio por gramo
  • Dieta de metilmercurio añadido: una dieta especial más alta en DHA y EPA, con cloruro de metilmercurio añadido (que se considera más tóxico que el metilmercurio relacionado con el pescado) también por un total de cinco mcg/g
  • Dieta de control sin mercurio

Aparte del mercurio y el contenido de selenio, las tres dietas eran comparables. Curiosamente, sólo el grupo alimentado con pescado sufrió anormalidades significativas en el comportamiento ¡al término de los 58 días! Los autores concluyeron que:

"Las dos dietas que contienen mercurio se diferencian por el hecho de que el mercurio fue transportado por la adición de cloruro de metilmercurio puro o por las especies de mercurio relacionadas con el pescado.

Por lo tanto, cualquier efecto diferencial observado entre las dietas que contienen MeHg y las que contienen pescado debe ser atribuido a las diferentes especies químicas del mercurio presente en una dieta y ausentes en la otra y viceversa, junto con el posible papel entrometido con los ácidos grasos poliinsaturados (PUFA, por sus siglas en inglés) y el selenio en el pescado.

Si el papel benéfico de los nutrientes de peces tales como PUFA y selenio era contrarrestar los efectos de MeHg, el patrón de los efectos que aparecen después de la exposición a la dieta que contenía pescado debe parecer menos severo que el observado en la dieta que contenía MeHg.

Sin embargo, en el presente estudio, los ratones que llevaron una dieta que contenía pescado, presentaron los peores comportamientos de conducta que aquellos alimentados con una dieta de control y dieta que contenía MeHg, aunque las estructuras cerebrales de ambos grupos de ratones contaminados con mercurio contenían niveles comparables de mercurio e incluso menos en el núcleo estriado de los ratones alimentados con una dieta de pescado.

Por lo tanto, las diferentes especies químicas de mercurio presentes en la carne de pescado probablemente expliquen el déficit en el rendimiento cognitivo en el laberinto Y, y en la disminución de la actividad locomotora en el laberinto de campo abierto".

Publique su comentario