Ocultar
Vitamina C

Historia en Breve -

  • Las personas con un alto consumo de vitamina C tuvieron un riesgo 20 % menor de cataratas
  • Diez años más tarde, se relacionó a una alimentación rica en vitamina C con un riesgo 33 % menor de progresión de cataratas
  • Las cataratas podrían estar relacionadas con el estrés oxidativo, y la vitamina C podría combatir al estrés oxidativo al evitar que los radicales libres causen daño molecular en el tejido del cristalino de los ojos
 

La Vitamina C Ayuda a Proteger a Su Vista de la Principal Causa de Ceguera

Abril 11, 2016 | 8,844 vistas
| Available in English Available in English

Por el Dr. Mercola

A la edad de 80 años, más de la mitad de las personas en los Estados Unidos tienen o han tenido cirugía de cataratas.1 Una catarata es una opacidad del cristalino del ojo que afecta su vista, y a pesar de que a menudo se puede atender con cirugía, las cataratas siguen siendo la causa principal de ceguera en todo el mundo.2

Es bastante decir que, según el Instituto Nacional del Ojo (NEI, por sus siglas en inglés), la extracción de cataratas es una de las operaciones más comunes que se realizan en los Estados Unidos.

El riesgo aumenta con la edad, y con frecuencia se dice que las cataratas son consecuencia de la edad, pero el hecho de que sean comunes no significa que son una parte inevitable del proceso de envejecimiento.

Una investigación reciente publicada en la revista Ophthalmology utilizó los datos de 1 000 pares de gemelos y descubrió que aunque los factores genéticos explicaron el 35 % de la variación en la progresión de cataratas durante un período de 10 años, los factores ambientales representaron el resto (lo cual significa que estos influyen más que la genética).3

En particular, se ha descubierto que la vitamina C desempeña un rol protector, y si valora su vista, esta es una vitamina que debe consumir con regularidad.

La Vitamina C Reduce el Riesgo de Cataratas

Los investigadores del King College de Londres en el Reino Unido evaluaron la opacidad de las cataratas en los participantes durante un período de 10 años, comenzando cuando los participantes tenían aproximadamente 60 años de edad. También encuestaron a los participantes acerca de su consumo de nutrientes.

La primera evaluación reveló que aquellos con un alto consumo de vitamina C tuvieron un riesgo 20 % menor de cataratas.

Diez años más tarde, se relacionó a una alimentación rica en vitamina C con un riesgo 33 % menor de progresión de cataratas. El autor del estudio, el Dr. Christopher Hammond, Profesor de oftalmología en el Kings College de Londres, dijo al Medical News Today:4

"El descubrimiento más importante fue que el consumo de vitamina C a través de los alimentos parecía proteger contra la progresión de las cataratas. Si bien no podemos evitar totalmente el desarrollo de las cataratas, podríamos ser capaces de retrasar su aparición y evitar que emporen significativamente al consumir una alimentación rica en vitamina C ".

El estudio solo evaluó el consumo alimenticio de vitamina C, aunque la investigación anterior también ha demostrado que además la suplementación de vitamina C a largo plazo puede ser útil.

Según un estudio publicado en el American Journal of Clinical Nutrition, el consumo de vitamina C a largo plazo reduce el riesgo de opacidad temprana en el cristalino de los ojos--la pérdida de transparencia en una pequeña área del cristalino—en un 77 %.5

También, disminuyó un 83 % del riesgo de opacidad moderada en un grupo de mujeres cuya edad promedio era de 62 años.

De hecho, ninguna de las mujeres que tomaron suplementos de vitamina C durante 10 años o más desarrolló opacidad moderada en el núcleo del cristalino. Se estima que el retrasar la aparición de cataratas durante 10 años podría reducir a la mitad el número de cirugías de cataratas en los Estados Unidos.6

La Vitamina C Podría Beneficiar a las Cataratas, al Combatir el Estrés Oxidativo

La vitamina C tiene muchas funciones en el cuerpo humano, incluyendo actuar como un cofactor esencial en las reacciones enzimáticas.

De esta manera, desempeña un papel en la producción de colágeno en su cuerpo (incluyendo el colágeno que se encuentra en la córnea del ojo), carnitina (la cual ayuda a su cuerpo a convertir a la grasa en energía), y las catecolaminas (las hormonas producidas por las glándulas suprarrenales).7

Además, la vitamina C es utilizada por el cuerpo para cicatrizar las heridas, reparar y mantener la salud de los huesos y dientes, y desempeña un papel en ayudar al cuerpo a absorber el hierro.

Además, la vitamina C es un poderoso antioxidante, y ayuda a prevenir el daño causado por los radicales libres. Con el tiempo, el daño de los radicales libres puede acelerar el envejecimiento y contribuir al desarrollo de enfermedades cardíacas y otras condiciones de salud.

Se cree que a través de este efecto antioxidante la vitamina C puede desempeñar un papel en disminuir las cataratas. Se considera que las cataratas podrían estar relacionadas con el estrés oxidativo, y la vitamina C podría funcionar contra este, al evitar que los radicales libres causen daño molecular en los tejidos del cristalino de los ojos, en particular en sus proteínas.

¿Qué cantidad de vitamina C podría necesitarse por día para obtener los beneficios anti-cataratas? De acuerdo con los autores del estudio en la revista American Journal of Clinical Nutrition, 250 miligramos (mg) diarios de vitamina C deben saturar el tejido ocular.

La Asociación Americana de Optometría (AOA, por sus siglas en inglés) afirma que al menos 300 mg/día de vitamina C parecen ayudar a prevenir el desarrollo de las cataratas.8 En comparación, una fruta de kiwi contiene aproximadamente 64 mg de vitamina C.

¿Por Qué Se Debe Obtener La Vitamina C a través de los Alimentos?

La vitamina C es una vitamina soluble en agua, lo que significa que no se almacena en su cuerpo y debe obtener la cantidad que necesita de los alimentos que consume cada día. Afortunadamente, la vitamina C es relativamente fácil de encontrar en una variedad de alimentos.

Los kiwis son excepcionalmente ricos en vitamina C. Otros alimentos ricos en vitamina C incluyen: los cítricos, el pimiento rojo, el brócoli, las coles de Bruselas, la calabaza, la papaya, el camote, las espinacas y el jitomate.

No solo ayudará a su salud de su vista a través del consumo de alimentos ricos en vitaminas C; sino que también ayudará a su salud en general.

La vitamina C es considerada una vitamina anti-envejecimiento y sorprendentemente revierte las anomalías relacionadas con la edad en los ratones con un trastorno de envejecimiento prematuro, al restaurar el envejecimiento saludable.11 Asimismo, se ha descubierto que desempeña un papel en prevenir el resfriado común, el cáncer, la osteoartritis, la degeneración macular relacionada con la edad, asma y más.

La Vitamina C Puede Prolongar el Adecuado Funcionamiento de las Células Retinales

En el 2011, los investigadores revelaron que la vitamina C podría desempeñar un papel más importante en la salud de la vista, de lo que se había reconocido previamente. Los científicos de la Universidad de ciencias y salud de Oregón (OHSU, por sus siglas en inglés) descubrieron que las células nerviosas oculares requieren de la vitamina C para funcionar apropiadamente.12

El autor del estudio, el Dr. Henrique von Gersdorff, el científico principal del Instituto Vollum de la OHSU, dijo en un comunicado de prensa de la universidad:13

"Hemos encontrado que las células retinales necesitan ser 'impregnadas' en dosis relativamente altas de vitamina C, por dentro y por fuera, para funcionar correctamente...

Debido a que la retina es parte del sistema nervioso central, esto sugiere que probablemente exista un papel importante para la vitamina C en todo el cerebro, en un grado que no nos dimos cuenta anteriormente".

Cuando la vitamina C fue eliminada de las células retinales, los receptores tipo GABA en el cerebro, los cuales ayudan a modular la comunicación entre las células del cerebro, dejaron de funcionar apropiadamente.

Los investigadores creen que los receptores GABA en cualquier otra parte del cerebro probablemente también requieran vitamina C para su correcto funcionamiento, y que las propiedades antioxidantes de la vitamina C podrían "proteger a los receptores y las células de la descomposición prematura".14

Además, el descubrimiento podría tener implicaciones para las personas con glaucoma, la cual es causada por la disfunción de las células nerviosas retinales y cerebrales.

Von Gersdorff continuó: "Por ejemplo, talvez una alimentación rica en vitamina C podría ser neuroprotectora para la retina--para las personas que son especialmente propensas al glaucoma".15

¿De Qué Otra Manera Beneficia la Vitamina C a Su Vista?

La vitamina C se concentra en los tejidos oculares, donde ayuda a la salud de los vasos sanguíneos, entre otras aplicaciones. Además de ayudar a prevenir las cataratas, la investigación sugiere que la vitamina C puede reducir el riesgo de degeneración macular relacionada con la edad, una causa común de ceguera entre las personas mayores.

Al igual que las cataratas, se cree que la AMD ha sido impulsada en gran medida por los radicales libres. El Estudio sobre enfermedades oculares relacionadas con la edad (AREDS, por sus siglas en inglés), es patrocinado por el Instituto Nacional del Ojo, y ha vinculado a la AMD con la alimentación.

Se encontró que las personas con alto riesgo que tomaron 500 mg de vitamina C por día, junto con beta-caroteno, vitamina E y zinc, ralentizaron la progresión de la degeneración macular avanzada en un 25 % y la pérdida de la agudeza visual en un 19 %.16

La Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos (FDA, por sus siglas en inglés) recomienda solo una modesta cantidad de vitamina C por día, 90 mg/día para los hombres y 75 mg/día para las mujeres. Pero es probable que se necesite más que esto para tener una salud visual.

Por ejemplo, un estudio encontró que las mujeres que consumieron 362 mg o más de vitamina C por día tenían un riesgo 57 % menor de desarrollar cataratas a los 60 años que las mujeres que consumen menos de 140 mg por día.17 Las personas que se encuentran bajo estrés también requieren más cantidad de vitamina de lo normal. Esto incluye:18

Fumadores y alcohólicos

Personas bajo estrés ambiental (frío o calor extremo, o radiación)

Personas con diabetes y otras enfermedades crónicas

Mujeres embarazadas o en período de lactancia

Adultos mayores

Atletas

Bioflavonoides y Otros Antioxidantes para la Salud de la Vista

La vitamina C solo es un tipo de antioxidante que beneficia a su vista. Otros incluyen a los bioflavonoides, los cuales pueden tener un efecto complementario cuando se toma junto con la vitamina C.

Afortunadamente, prácticamente todos los alimentos que contienen vitamina C también contienen bioflavonoides, esta es otra razón por la que es mejor obtener los nutrientes de los alimentos completos. Las fuentes alimenticias ideales de bioflavonoides incluyen a las bayas de color oscuro, los vegetales de hojas verdes, el ajo y la cebolla.

Además, según la revista Nutrition Reviews, "la bibliografía epidemiológica sugiere que el riesgo de cataratas puede ser disminuido a través de la alimentación que este optimizada con vitamina C, luteína/zeaxantina, vitaminas B, ácidos grasos omega-3, multi-vitaminas, y carbohidratos". 19 Enseguida, otros nutrientes importantes para la salud de la vista, incluyen:

Astaxantina

Grasas omega-3 de origen animal (que se encuentran en el salmón silvestre de Alaska)

Antocianinas (que se encuentran en las moras azules, y grosellas negras)

Vitamina D

Luteína y la zeaxantina

Bioflavonoides (que se encuentra en el té, las cerezas y las frutas cítricas)

Además de consumir gran cantidad de los nutrientes anteriores, los vegetales ricos en carotenoides, las yemas de huevos orgánicos de gallinas de pastoreo, las grasas omega-3 y el salmón rico en astaxantina, también son beneficiosos para la salud de la vista.

Otro aspecto realmente importante para la alimentación, es estabilizar los niveles de azúcar en la sangre, ya que el exceso de esta puede extraer líquido del cristalino del ojo, afectando su capacidad para enfocarse.

También, puede dañar los vasos sanguíneos de la retina, obstruyendo así el flujo sanguíneo. Para mantener el nivel de azúcar en la sangre en un rango saludable, siga mis pautas generales de nutrición, evite los alimentos procesados, ya que estos tienden a estar cargados de fructosa procesada, y asegúrese de hacer ejercicio con regularidad.

© Copyright 1997-2017 Dr. Joseph Mercola. Todos los Derechos Reservados.