Ocultar
Plastico

Historia en Breve -

  • La actual "sociedad de productos desechables" ha producido montañas de residuos plásticos, incluyendo billones de botellas y bolsas que obstruyen los vertederos y tardan cientos de años en descomponerse, como lo muestra este documental
  • Veinte billones de libras de plástico llegan a nuestros océanos cada año, donde la actividad del oleaje los convierte en una sopa de plásticos; cada uno de los cinco vértices oceánicos tienen masivos remolinos de basura en sus núcleos, lo que daña los ecosistemas y vida marina
  • Los peces y otras criaturas marinas son contaminados con plástico, por dentro y fuera de sus cuerpos; las tortugas marinas confunden a las medusas (su alimento favorito) con bolsas de plástico y los albatros son estrangulados hasta la muerte por anillos de plástico de los six-pack; muchas especies consumen "gránulos" de plástico y sufren graves consecuencias, incluyendo la muerte
  • Los productos químicos de cualquier residuo plástico dañan a los seres vivos durante todo el proceso de la cadena alimenticia, desde el plancton hasta los seres humanos; BPA y BPS interrumpen el desarrollo embrionario y están vinculados con enfermedades cardíacas y cáncer; los ftalatos (tales como el plastificante DEHP) alteran la expresión génica
  • Es aún más preocupante que un estudio pionero sugiere que graves y adversos problemas de salud podrían ser transmitidos durante varias generaciones
  • Se proporcionan sugerencias acerca de cómo puede eliminar su adicción a los plásticos y reducir su propia huella de plástico
 

¿Cómo la Adicción a los Plásticos Envenena a Nuestro Planeta?

Octubre 5, 2016 | 21,619 vistas
| Available in English Available in English

Por el Dr. Mercola

Vivimos en una sociedad donde todo es desechable. La próxima vez que esté en una tienda de alimentos, observe a su alrededor y considere el número de artículos envasados ​​en plástico.

El problema es que estos plásticos derivados del petróleo están diseñados para durar para siempre. Por lo que tiene productos para un consumo a corto plazo envasados ​​en materiales que sobreviven durante siglos.

Esta mentalidad de lo desechable es un fenómeno relativamente reciente. Sus padres y abuelos utilizaban productos en envases reutilizables, reciclables o degradables, hechos de vidrio, metales y papel. Pero en la actualidad, los plásticos desechados dan vuelta alrededor del mundo, con un significativo costo humano y ambiental.

Este tipo de mentalidad de "ojos que no ven, corazón que no siente" sofoca nuestros océanos e impacta en nuestra fauna--pero el daño no termina ahí.

Los productos químicos de plástico encuentran la forma de acceder a su cuerpo y se acumulan con el tiempo. La posibilidad de consecuencias biológicas catastróficas para la raza humana crece con cada botella o bolsa que es desechada.

Los productos químicos plastificantes como el bisfenol-A (BPA, por sus siglas en inglés) interrumpen el desarrollo embrionario y están vinculados a enfermedades cardíacas y cáncer.

Los ftalatos desregulan la expresión génica y causan anomalías genitales, especialmente en los bebés varones, que son pasadas a través de varias generaciones. El di(2-etilhexil) ftalato (DEHP, por sus siglas en inglés) podría ocasionar daño en los múltiples órganos.

Por lo tanto, ya sea que busque efectos ambientales o biológicos, nuestro negligente uso de los plásticos ha creado un monstruo que necesita atención inmediata.

Cada Año, Llegan a Nuestros Océanos 20 Billones de Libras de Plástico

De acuerdo con Greenpeace, cada año en el mundo se producen 200 billones de libras de plástico. El 10 % termina en nuestros océanos.

El 70 % se hunde (policarbonato, poliestireno, y polietileno tereftalato [PETE, por sus siglas en inglés]), lo cual ocasiona daños en el fondo marino, y el restante 30 % flota (polietileno de baja densidad [LDPE, por sus siglas en inglés], polietileno de alta densidad [HDPE, por sus siglas en inglés], polipropileno y la espuma plástica) y se acumula en masivas islas de basura que muchos consideran una vergüenza para la raza humana.1

Prácticamente todas las moléculas de los seis billones de libras de policarbonato arrojados a los vertederos cada año, permanecen allí para siempre. Solo un porcentaje muy pequeño de residuos plásticos son reelaborados y convertidos en bienes duraderos. A pesar de nuestras campañas ecológicas, actualmente reciclamos solo el 5 % de los plásticos que producimos. Considere que:

  • Los habitantes en los Estados Unidos eliminaron más de 22 billones de botellas de agua en el 2006,2 y alrededor de un billón de bolsas de plástico cada año, lo que produjo 300 000 toneladas de desechos de vertederos3
  • Más de siete billones de libras de PVC son desechadas en los Estados Unidos cada año, y solo alrededor de 1/4 del 1 % es reciclado
  • Aproximadamente el 50 % de los residuos de plástico termina en los vertederos donde permanecerán por cientos de años debido a la limitada cantidad de oxígeno y la falta de microorganismos para deshacerlos; el restante 45 % adicional "desaparece" en el ambiente en donde finalmente termina en el mar, lo que daña los ecosistemas marinos y entra en la cadena alimenticia
  • Un informe de las Naciones Unidas afirma que hay 46 000 piezas de plástico en cada milla cuadrada de los oceanos4

Esto Se Refiere a Que los Peces y Tortugas No Están Diseñados Para Comer Plásticos

Se ha descubierto que los peces y otras criaturas marinas tienen plástico por dentro y por fuera de sus cuerpos. Se encontró que el 44 % de todas las especies de aves marinas, 22 % de los cetáceos (ballenas, delfines y marsopas), todas las tortugas marinas, y una lista cada vez mayor de peces, están contaminados con estos materiales.5

¿Por qué una criatura COMERÍA plástico de manera deliberada?

Todo el plástico comienza como "gránulos", o pequeñas perlas de resina de plástico. Estos gránulos parecen criaturas marinas, tales como huevos de peces u otras fuentes alimenticias, por lo que simplemente son confundidos con alimentos. A menudo, las tortugas caguamas confunden las bolsas de plástico con medusas, que son su alimento favorito.

Y los efectos son desastrosos, incluyendo bloqueos internos, deshidratación, hambre, y posiblemente la muerte. Con frecuencia, los albatros son encontrados estrangulados por los anillos de plástico que sujetan los six-packs de sodas. Otras criaturas encuentran un doloroso final al enredarse en redes de plástico.

Asimismo, los desperdicios bloquean la luz solar de lo que se mantienen el plancton y las algas, y esto tiene implicaciones negativas en la cadena alimenticia. En algunas aguas oceánicas, el plástico supera al plancton en una proporción de seis a uno.

No solo las criaturas marinas sufren los efectos de consumir trozos de plástico, sino que también corren el riesgo de contaminantes orgánicos que el plástico asimila.

Las partículas de plástico son como "esponjas" para los contaminantes que se encuentran en el agua, como los PCBs, pesticidas como el dicloro difenil tricloroetano (DDT, por sus siglas en inglés), herbicidas, Hidrocarburos Aromáticos Policíclicos (PAHs, por sus siglas en inglés) y otros contaminantes orgánicos persistentes.

Cuando las concentraciones de PCBs en los gránulos de resina fueron comparados con el agua de mar circundante, se encontró que el factor de acumulación era de un millón.

Este fenómeno hace que los plásticos sean dañinos, y los científicos aún tienen que determinar el alcance total de los peligros planteados por su consumo o los efectos en la parte más alta de la cadena alimenticia. Tenemos más interrogantes que respuestas.

Desde Válvulas Cardiacas Hasta Aros, Masivas Islas de Plásticos Flotan Sobre Nuestros Océanos

¿Qué ha pasado con todos los plásticos que fueron desechados casualmente por los seres humanos? Los científicos han descubierto acumulaciones masivas de basura de plásticos en cada uno de los cinco grandes vórtices oceánicos del mundo.

Los vórtices son grandes, son remolinos oceánicos que giran lentamente, impulsados ​​por vientos globales y corrientes oceánicas.6 La basura y desperdicios son canalizados hacia el centro de estos vórtices, en una especie de efecto de la taza del inodoro.

Uno de estos vórtices, el Vórtice del Pacífico Norte, se encuentra en medio del Océano Pacífico a alrededor de mil millas de la costa Occidental. En el centro de este hay una enorme masa de basura (90 % de plásticos), que flota como una sopa de piezas más pequeñas que se han descompuesto por la actividad del oleaje.

Algunos lo llaman la "Gran Mancha de Basura del Pacífico" y otros la "Papelera Espiral del Pacífico", pero a pesar de su nombre, es el "vertedero" más grande del mundo. En este podrá encontrar de todo, desde redes de plástico hasta botellas, y bolsas y cubetas, rodillos para pintar, aros y equipo médico.

No obstante, la mayor parte de la mancha de basura, no se compone de artículos grandes, sino más bien de microplásticos que no pueden verse a simple vista, tales como los gránulos descritos anteriormente.

Nadie sabe exactamente qué tan vastas son estas acumulaciones de basura, porque gran parte de ellas no pueden ser visualizadas.7 Los vórtices cargados de basura están ubicados en áreas remotas, fuera de la vista del público, lo que contribuye al problema de "ojos que no ven, corazón que no siente".

Como una nota adicional, hemos aprendido mucho acerca de los patrones oceánicos actuales y los vórtices que estos producen--lo crea o no--de los 28 000 patitos de goma perdidos en el mar en 1992, ¡estos continúan llegando a las costas en lugares sorprendentes!8 A pesar de eso, los productos químicos en el plástico de los patitos tienen un sin número de efectos biológicos problemáticos.

Se Descubrieron Peligrosos Niveles de BPA en Más del 95% de las Personas Examinadas

Posiblemente, la sustancia química en el plástico más conocida es el BPA (bisfenol-A), que es ampliamente utilizada en el revestimiento de las latas para alimentos, selladores dentales, papel para billetes, recibos y otros productos. Por desgracia, el BPA es tan común que el 95 % de las personas examinadas tuvieron niveles potencialmente peligrosos en sus cuerpos.

BPA se filtra fuera del revestimiento de las latas y en los alimentos que contienen, como sopas y sodas. BPA no es el único producto químico que hace esto--la ciencia recientemente descubrió que la melamina, que una vez se pensó que era estable, también filtra sustancias químicas, especialmente cuando es calentada. El bajo nivel de exposición consistente de la melamina fue relacionado con los cálculos renales en niños y adultos.9

Los estudios muestran que los adultos con niveles más altos de BPA en la orina tienen una probabilidad de más del doble, de desarrollar arterias estrechas y enfermedades coronarias, en comparación con los que tienen niveles más bajos.

Una encuesta británica de salud correlaciona los niveles más altos de BPA urinario con un mayor riesgo de enfermedades cardiacas. Un estudio descubrió que consumir alimentos enlatados aumenta más de 1 000 veces las concentraciones de BPA en la orina.

BPA es un disruptor endocrino, lo que significa que interfiere con el sistema hormonal de su cuerpo. Un estudio en animales encontró que BPA daña los cromosomas e interfiere con el desarrollo del óvulo, lo que podría causar un aborto espontáneo e involuntario, defectos de nacimiento, y síndrome de Down. En otros estudios, BPA fue relacionado con la obesidad, resistencia a la insulina y el cáncer.

De acuerdo con el genetista de Texas A & M, Dr. David Busbee, menos de una trillonésima parte de un gramo de BPA por un mililitro de alimentos es suficiente para cambiar el funcionamiento y desarrollo de sus células corporales.

Los estudios de BPA han captado la atención pública, y como consecuencia de ello, cada vez hay más leyes que limitan su uso. El estado de California acaba de declarar al BPA como un peligro para la salud reproductiva.10 El mensaje es claro: BPA es perjudicial y debe ser evitado.

BPS Incluso Podría Ser Peor Que BPA

Conforme el público se ha vuelto cada vez más cauteloso acerca del BPA, una gran cantidad de plásticos libres de BPA han llegado al mercado, desde botellas de agua hasta juguetes de plástico. Sin embargo, muchas empresas simplemente intercambian el BPA por otro bisfenol, bisfenol-S (BPS, por sus siglas en inglés), que ahora aparece en la orina humana en niveles similares a los de BPA.

La investigación sugiere que BPS tiene características que imitan a las hormonas, similares a las del BPA, pero podría ser significativamente menos biodegradable, y más estable al calor y fotoresistente, lo que significa que incluso, con el tiempo, podría ser más tóxico que el BPA.

Ftalatos: Los Plásticos Modificadores del Género Sexual

Los ftalatos, son otro grupo de productos químicos tóxicos procedentes del plástico. Estos funcionan como plastificantes para todo, desde pisos de vinilo hasta detergentes, mangueras, impermeables, adhesivos, aromatizantes, suministros médicos, champús e inclusive juguetes.

Los ftalatos pertenecen al grupo de sustancias químicas "modificadores del genero sexual", que hace que los machos de muchas especies se vuelvan más femeninos. Asimismo, estos químicos están relacionados con enfermedades crónicas como alergias, asma y autismo, y pueden causar inflamación en niños que se encuentran en una situación de riesgo.

Se ha encontrado que los niños absorben los ftalatos al gatear sobre un piso de plástico blando, flexible y tapetes de plástico para jugar.

Uno de los ftalatos más ampliamente utilizado es el DEHP, que se usa principalmente en la industria médica. Los fabricantes lo agregan al cloruro de polivinilo (PVC, por sus siglas en inglés) para hacer equipos de plástico más flexibles.

En el PVC, DEHP extiende la vida útil de los glóbulos rojos, por lo que puede encontrarlo en los tubos de intravenosas, catéteres, bolsas para sangre, sondas nasogástricas y similares. ¿Está familiarizado con ese "nuevo olor a cortina de baño"? Ese es el aroma de la emisión de gases de DEHP.

La innovadora investigación recientemente publicada en PLoS One and Reproductive Toxicology11 encontró que las ratas expuestas a los ftalatos producen una descendencia con mayores tasas de enfermedades renales y de próstata, y sus bisnietos mostraron una mayor obesidad y enfermedades en los órganos reproductores.

Esta es la primera vez que se ha demostrado científicamente que las condiciones ambientales ocasionan la herencia de enfermedades. Los autores escriben que:12

"Este es el primer estudio que demuestra la herencia epigenética transgeneracional de enfermedades, tales como la obesidad".

Desafortunadamente, todas las personas podrían tener ftalatos cuantificables en sus cuerpos. En el 2000, los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) descubrieron altos niveles de ftalatos en los 289 adultos analizados, de los Estados Unidos.

El Dr. Busbee informa que cada ftalato analizado interrumpe la expresión génica. Esta interrupción no solo es perjudicial para la persona expuesta, sino que los efectos podrían ser pasados a las generaciones futuras, como revela el último estudio científico.

¿Los Bioplásticos Son la Solución Para la Contaminación?

Numerosas empresas se han unido a la tendencia de las plantas-plásticos, con fervientes esfuerzos para obtener el material bioplástico perfecto. Desde el 2010, más de 2.5 billones de botellas de plástico de origen vegetal se utilizaban alrededor del mundo, incluyendo la PlantBottle de Coca-Cola Co.13

A pesar de todos los rumores, en gran medida, las botellas de origen vegetal no son biodegradables, por lo que no hacen nada para aliviar el problema de la basura.

Pero aun cuando los bioplásticos son compostables y elaborados con "recursos renovables", fallan miserablemente cuando es examinada su huella de carbono. Los plásticos de origen vegetal tienen el mismo problema que los combustibles de origen vegetal--estos tienen un impacto en la producción de alimentos, al convertir las valiosas tierras de cultivo en campos sembrados de maíz.14

Existen preocupaciones acerca de los efectos nocivos de los plaguicidas y las variedades de cultivos transgénicos que se utilizan para producir muchos de estos bioplásticos. Y muchos de ellos requieren un intenso procesamiento químico, el cual inclusive es más sucio que el de los plásticos derivados del petróleo.15

Entonces, ¿cuál es la solución?

El documental presentado, Addicted to Plastics, expone varios ejemplos de soluciones verdaderamente ecológicas que toman en consideración todos los factores anteriores--por ejemplo, la fabricación de plásticos biodegradables de plumas de pollo.16 Pero tal vez lo más importante es lo que puede hacer HOY para reducir su propia huella de plástico.

Que Acción Puede Realizar en Este Momento

Desechar los plásticos obstruye nuestros océanos y amenaza la vida marina, empezando con el plancton. Actualmente, las masivas islas de residuos plásticos se encuentran en el centro de los cinco grandes vórtices oceánicos. Nuestra "cultura de desechos" ha dejado un rastro de destrucción, tanto en términos de impacto ambiental como humano.

Los productos químicos como BPA, BPS y ftalatos interrumpen la función reproductiva y expresión genética de múltiples especies--incluyendo a los seres humanos—lo que ocasiona infertilidad y efectos en la salud posiblemente desastrosos, como disfunción metabólica, daño en los órganos, y cáncer.

No hay una sola solución para el problema de los residuos de plástico. Pero puede hacer su parte al adoptar las siguientes medidas de acción que reduzcan su consumo de plástico, lo que beneficiará su salud, así como al medio ambiente.

Reduzca el uso de plásticos: Compre productos que no estén hechos o envasados en plástico. Aquí están algunas ideas... Utilice bolsas reutilizables para las tiendas de abarrotes. Lleve su propia taza cuando quiera darse el capricho de una bebida de café--y evite la tapa y popote. Lleve agua potable en botellas de vidrio, en vez de comprar agua embotellada.

Guarde los alimentos en el congelador en frascos de vidrio, en vez de bolsas de plástico. Lleve a los restaurantes su propio contenedor para sobras. No solicite ninguna envoltura de plástico para su periódico ni ropa lavada en seco. Estas son solo algunas ideas--Estoy seguro de que puede pensar en más.

Recicle lo que pueda: Tenga cuidado de reciclar y reutilizar un producto, siempre que sea posible.

Sea innovador: ¡Si tiene una gran idea, compártala! Su capacidad para crear diseños más inteligentes e ideas creativas no tiene límites, y muchas cabezas piensan mejor que una. Las innovaciones nos encaminan hacia un mundo más sostenible.

Ayude a recuperar: Devuelva los depósitos de botellas y otros productos de plástico, y participe en "unidades de plásticos" para las escuelas locales, donde puede obtener dinero por libras.

© Copyright 1997-2016 Dr. Joseph Mercola. Todos los Derechos Reservados.