Un Poco de Zinc Puede Ser Muy Beneficioso

Articulo Anterior Siguiente Articulo
Enero 30, 2017 | 12,183 vistas

Historia en Breve

  • El zinc es un oligoelemento esencial que desempeña un papel vital en su sistema inmunológico y evita que sus cadenas de ADN se rompan
  • El consumo adecuado de zinc podría reducir las complicaciones secundarias de la diabetes y proteger la función de sus órganos sensoriales, la vista, el gusto y el olfato, específicamente
  • Una gran variedad de alimentos son ricos en zinc, así que no es necesario tomar un suplemento para mejorar sus niveles de zinc, ya que podría causar un desequilibrio entre los niveles de zinc y cobre de su cuerpo

Por el Dr. Mercola

El zinc es un oligoelemento esencial, probablemente el más popular por su papel integral que desempeña en su sistema inmunológico, así como en la prevención y el tratamiento del resfriado común. Además del hierro, el zinc es el mineral más común en su cuerpo, necesario para la función de cada una de sus células.

El zinc se utiliza en la producción de los glóbulos blancos, que ayudan a su cuerpo a combatir infecciones y desempeñan un papel clave en la regulación de la forma en que el músculo cardíaco utiliza el calcio para desencadenar los estímulos eléctricos responsables de los latidos del corazón.1

También es uno de los bloques de construcción para aproximadamente 3 000 proteínas y 200 enzimas en su cuerpo. Una investigación reciente ha identificado el papel que desempeña el zinc en la protección de su ADN.2

Sin embargo, aunque es esencial, su cuerpo no almacena zinc, por lo que es importante obtener lo suficiente de su alimentación diaria. Sin embargo, consumir mucho zinc puede ser tan dañino como consumir muy poco.

El Zinc Podría Reducir las Rupturas en las Cadenas de ADN

El ADN está en cada célula de su cuerpo y es el patrón que utilizan las células durante la replicación. Hasta la edad adulta su cuerpo tiene la capacidad de regenerar el ADN, pero con el paso del tiempo, el ADN se deteriora y eventualmente esto provoca un colapso general en los sistemas del cuerpo.

Una investigación reciente ha identificado el papel que podría desempeñar el zinc en la ralentización del deterioro del ADN.

Los Institutos Nacionales de Salud (NIH por sus siglas en inglés) han determinado una cantidad diaria recomendada de vitaminas, minerales y nutrientes que reducen el riesgo de experimentar síntomas de deficiencia. Sin embargo, la falta de síntomas de insuficiencia no necesariamente significa que tiene una salud óptima.

Los niveles recomendados para el zinc varían según su edad y género, ya que la absorción, el uso y los requisitos para este mineral, varían según esos mismos factores.

Los investigadores del Instituto de Investigación del Hospital Infantil de Oakland de la Universidad de San Francisco en California (UCSF por sus siglas en inglés) comenzaron un estudio con la intención de medir el impacto que tendrían pequeños aumentos en el consumo de zinc alimenticio en las funciones metabólicas del cuerpo.

Janet King, Ph.D., dirigió el estudio en el que 18 hombres llevaron una alimentación a base de arroz y baja en zinc durante seis semanas. Los investigadores midieron indicadores como el daño del ADN, el estrés oxidativo y la inflamación del ADN antes y después del periodo experimental.3

Cuando los participantes aumentaron su consumo de zinc de la alimentación, los investigadores encontraron una reducción en la ruptura de las cadenas de ADN de los leucocitos, lo que sugiere que un modesto aumento en el consumo de zinc de la alimentación podría reducir el desgaste diario del ADN. King comentó:4

Quedamos gratamente sorprendidos al ver que tan sólo un pequeño aumento en el consumo de zinc de la alimentación puede tener un impacto tan significativo en la forma en la que funciona su metabolismo en todo su cuerpo.

Estos resultados presentan una estrategia nueva para medir el impacto del zinc en la salud y respalda la evidencia de que las intervenciones basadas en alimentos pueden mejorar las deficiencia de micronutrientes”.

Aunque aumentar el consumo de zinc en la alimentación podría ser beneficioso para su salud en general, tomar un suplemento de zinc no es la mejor forma de lograr su objetivo.

Un Desequilibrio entre el Zinc y el Cobre Podría Causar Problemas de Salud

Su cuerpo tiene un sistema elaborado para mantener el equilibrio entre los oligoelementos de su sistema como el hierro, el zinc, el cobre y el cromo.

Obtener estos minerales de sus alimentos ayuda a mantener un equilibrio apropiado, mientras que tomar suplementos puede crear fácilmente un desequilibro al obtener demasiado de uno y no lo suficiente de otro.

Algunas veces esto ocurre conscientemente, como cuando toma un suplemento diario y algunas otras veces sin darse cuenta podría absorber más de la cantidad diaria recomendada de un nutriente a través de otra fuente química.

En el 2011, los investigadores de la Universidad de Maryland publicaron un estudio que demostró un daño por el consumo excesivo de zinc a través del adhesivo para dentaduras postizas.5

El exceso de zinc podría provocar una deficiencia de cobre, ya que los patrones de absorción en el tracto gastrointestinal son muy similares. La competencia por la absorción podría causar un aumento en los niveles de zinc y una reducción en los niveles de cobre.

Demasiado zinc podría provocar náuseas, vómito, retorcijones estomacales, dolores de cabeza y pérdida del apetito.6 Obtener el zinc de la alimentación reduce significativamente el potencial de sobredosis.

La deficiencia de cobre puede ser el resultado de una mala absorción, una desnutrición o de un exceso de zinc en su sistema.7 El alto consumo de zinc podría aumentar la creación de metalotineína, una proteína celular en sus intestinos que se une a algunos metales e impide la absorción.8

Estas células tienen una mayor afinidad por el cobre y el zinc. Esto produce un ciclo en el que el consumo de zinc desencadena el desarrollo de las células de metalotineína, que posteriormente reducen la cantidad de cobre absorbido.

Uno de los síntomas más comunes de una insuficiencia de cobre es la anemia. En este caso, la anemia no responderá a un aumento de hierro, sino que mejorará con la suplementación de cobre.9

La deficiencia de cobre también podría causar un conteo anormalmente bajo de glóbulos blancos (neutropenia), lo que aumenta su potencial de infección. En ese caso, podría tomar un suplemento de zinc para aliviar su resfriado, por ejemplo, por lo que estará empeorando su deficiencia de cobre.

Otras anormalidades relacionadas con la deficiencia de cobre incluyen osteoporosis, bebés que nacen con un peso bajo y pérdida de la pigmentación en su piel.

El Zinc Fortalece Su Sistema Inmunológico

La cantidad inadecuada de zinc en su alimentación podría aumentar su potencial de infección. Sin zinc sus glóbulos blancos no funcionan óptimamente y otros procesos de su sistema inmunológico también se ven afectados. El zinc afecta a sus neutrófilos, fagocitosis, producción de anticuerpos e incluso la regulación genética en sus linfocitos.10

Aunque los científicos continúan estudiando los cambios celulares exactos que produce un suministro adecuado de zinc en su sistema inmunológico, algunos estudios indican que podría reducir en un 50% la duración de un resfriado, especialmente si tiene deficiencia.11

Cada año, hay aproximadamente 200 virus diferentes que componen el “resfriado común”. Aunque el zinc ayuda a reforzar su sistema inmunológico, también parece tener propiedades antivirales que evitan que el virus se reproduzca y se adhiera a sus membranas celulares.12

Los investigadores también descubrieron que el zinc podría tener otras propiedades que benefician el sistema inmunológico y que ayudan a su cuerpo a tener una primera respuesta reforzada al momento de la aparición de los síntomas. 13

La dosis inicial se debe tomar durante las primeras 24 horas de la aparición de los síntomas para que funcione bien y las personas que toman zinc tienen una menor probabilidad de padecer síntomas que duren más de siete días mientras se suplementa con pastillas de zinc.

El Consumo Adecuado de Zinc Alimenticio Podría Ayudar a Prevenir Algunas Complicaciones de la Diabetes

Algunos expertos estiman que hasta el 12% de las personas que viven en los Estados Unidos padecen de deficiencia de zinc, esto abarca hasta al 40% de las personas de edad avanzada debido a su mala absorción y bajo consumo de la alimentación.14 El zinc desempeña un papel significativo en la reducción de estrés oxidativo y ayuda a reparar el ADN, especialmente a medida que envejece. De acuerdo con Emily Ho, Ph.D., profesora asociada del Instituto Linus Pauling de la Universidad Estatal de Oregon:15

Las deficiencias de zinc han estado bajo el radar porque simplemente no sabemos mucho sobre los mecanismos que controlan su absorción, papel o incluso cómo analizar sus niveles con precisión”.

El papel que desempeña el zinc en la protección contra el estrés oxidativo podría explicar, en parte, por qué las personas con diabetes que tienen mayores niveles de zinc experimentan un menor riesgo de enfermedades cardiovasculares.16

Un reciente estudio colaborativo de investigadores de Nueva Zelanda y Australia demostró que las personas con niveles de zinc en la sangre de entre 14 y 18 micromoles por litro tuvieron un menor riesgo de enfermedades cardíacas.17 Optimizar el consumo de zinc alimenticio también podría mejorar los marcadores diabéticos, como un mejor control glucémico y menores concentraciones de lípidos.

El Zinc Es Vital para la Función de los Órganos Sensoriales

El gusto, el olfato y la visión son tres funciones sensoriales en las que el zinc desempeña un papel muy importante. Tanto el gusto como el olfato son importantes para su apetito, por lo que una deficiencia podría reducir su deseo de comer.

Esto puede ser sumamente importante para las personas que padecen cáncer. La deficiencia de zinc y la pérdida del apetito que provoca, puede ser el resultado de los medicamentos de quimioterapia y tratamientos de radiación utilizados para tratar el cáncer.

En una revisión de la literatura, los investigadores encontraron una diversisdad de trastornos del en el gusto con la deficiencia de zinc.18 El zinc es crítico para la producción de la metaloesquima anhidrasa carbónica (CA) VI.19

Cuando hay una deficiencia de zinc, esta enzima no se produce en las cantidades adecuadas, lo que causa un pérdida de gusto y posteriormente, del apetito.

Sus sistemas del gusto y el olfato utilizan CA VI como un factor de crecimiento, pero también desempeña un papel importante en la apoptosis o muerte celular. Si padece de una deficiencia de zinc, la apoptosis aumenta en su cuerpo y las células de los órganos del gusto y el olfato mueren de una forma anormalmente rápida. Con una sobrecarga de zinc hay otro tipo de alteración que provoca más apoptosis y la muerte de esas mismas células.20

El zinc también funciona en combinación con la vitamina A para ayudar a que sus ojos sientan la luz y envíen los impulsos nerviosos apropiados al cerebro para su interpretación.21 Su retina, una parte importante de la vista, está compuesta por membranas ricas en grasas poliinsaturadas.22

Las especies reactivas al oxígeno (ROS por sus siglas en inglés) podrían iniciar reacciones en cadena de la peroxidación de lípidos que dañan la retina y por lo tanto su vista.

Los investigadores han encontrado que una deficiencia moderada de zinc aumenta el estrés oxidativo en la retina, lo que sugiere que el zinc podría protegerlo de la peroxidación de lípidos de las membranas retinianas.23

Mientras que ya se ha demostrado el daño oxidativo en la retina, no se ha podido demostrar de forma concluyente el papel que desempeña el zinc en la degeneración macular causada por el envejecimiento.24

Al igual que los síntomas de la deficiencia de zinc, estos parecen ser reversibles cuando los niveles en la sangre regresan a su nivel normal a través de un consumo apropiado de alimentos reales.

Aumente Su Consumo de Zinc a Través de Alimentos Reales

En este breve video, habla sobre la importancia que tiene el zinc en su salud, los signos de deficiencia de zinc y cómo mejorar sus niveles de zinc a través de su alimentación. Los vegetarianos tienen un reto particular, ya que el ácido fítico en los granos compite con la absorción de zinc y otros nutrientes, lo que no sucede con el zinc que se obtiene de la carne y los productos lácteos.

Si tiene síntomas de deficiencia de zinc y decide utilizar un suplemento, asegúrese de que provenga de una compañía respetable que utilice métodos que aseguren la calidad y las mejores prácticas. Una verificación independiente de la materia prima es vital para confirmar la calidad y asegurarse de que no contenga plomo y otros metales pesados.

Los suplementos pueden contener varios tipos diferentes de zinc, como gluconato, citrato y quelato. A menos que su médico recomiende lo contrario, no exceda el consumo de 40 miligramos (mg) al día.

Dado a que es fácil producir un desequilibrio en su cuerpo cuando toma suplementos de oligoelementos, la forma más efectiva de equilibrar los niveles de zinc es a través del consumo de alimentos reales ricos en zinc, tales como:25,26

Ostras

Carne proveniente de animales de pastoreo

Cangrejo de Alaska

Langosta

Chuletas de cerdo

Frijoles cocidos

Pollo de pastoreo

Anacardos

Garbanzo

Yogurt

Queso suizo

Avena

Almendras

Frijoles

Queso cheddar

Semillas de calabaza

Kéfir

Hongos

Espinaca

Cordero

Café filtrado

[+]Fuentes y Referencias [-]Fuentes y Referencias

  • 1 Journal of Biological Chemistry 2015; 290(28): 17599
  • 2 American Journal of Clinical Nutrition, 2016
  • 3, 4 Medical News Today, January 7 2017
  • 5 University of Maryland Bulletin, March 2011
  • 6 National Institutes of Health, Zinc
  • 7, 8, 9 Linus Pauling Insitute Oregon State University, Copper
  • 10 The American Journal of Clinical Nutrition 1998; 68(2): 4475
  • 11 New York Times, February 15, 2011
  • 12 Journal of Virology 2009; 83(1):58-64
  • 13 Journal of Pakistan Medical Association 2000
  • 14, 15 Prevent Disease, January 2017
  • 16 Nutra Ingredients Nivember 2016
  • 17 Nutrients 2016; 8(11): 707
  • 18 Biological Trace Element Research 1984; 6(3): 263
  • 19, 20 Taste and Smell Clinic February 2005 Zinc and Apoptosis
  • 21 The Worlds Healthiest Foods, Can a Deficiency in Zinc Affect Sensory Organs
  • 22 Frontiers in Bioscience 2011; 3:52-60
  • 23 Investigative Ophthalmology and Vision Science 1999; 40(6):1238-1244
  • 24 Journal of the American College of Nutrition 2001; 20(2):106-118
  • 25 Dr. Axe Top 10 High Zinc Foods
  • 26 National Institutes of Health, Zinc