Vitamina C—Un Elemento Revolucionario en el Tratamiento de la Mortífera Sepsis

Articulo Anterior Siguiente Articulo
Julio 10, 2017 | 33,912 vistas

Historia en Breve

  • Se estima que, cada año, en los Estados Unidos, un millón de personas padece sepsis y hasta la mitad muere. Suministrarle a los pacientes vitamina C intravenosa con hidrocortisona y tiamina redujo la mortalidad en casi cinco veces, de 40 a 8.5 %
  • Ahora, un importante investigador del proceso de sepsis planea realizar un ensayo multicéntrico para poner a prueba, en toda la nación, a este nuevo tratamiento de vitamina C
  • La investigación demuestra que, después de seguir un tratamiento de antibióticos, efectivamente, la vitamina C intravenosa destruye las células madre de cáncer, responsables de la metástasis de los tumores mortales

Por el Dr. Mercola

Se estima que, cada año, en los Estados Unidos, un millón de personas padece sepsis1,2 y como resultado de ello, hasta la mitad muere.3,4,5 La sepsis es un proceso progresivo de una enfermedad iniciado por una respuesta inmunológica agresiva y disfuncional hacia una infección, en el torrente sanguíneo, por lo que algunas veces se le conoce como envenenamiento de la sangre.

Si bien, las enfermedades, tales como la bronquitis, neumonía, faringitis estreptocócica, infección renal, o incluso, las infecciones localizadas podrían causar una sepsis, esta se adquiere más comúnmente en los hospitales.6,7

Al comenzar con los síntomas de la infección, el padecimiento podría progresar hasta provocar un choque séptico, que podría ser letal. A menos que la sepsis sea atendida, podría provocar que la presión arterial disminuya excesivamente, y que no responda al reemplazo de líquidos, lo que debilitaría el corazón y causaría la falla de múltiples órganos.

Desafortunadamente, el tratamiento puede ser considerablemente difícil; y se ha vuelto aún más complicado, ya que se ha hecho cada vez más frecuente la incidencia de infecciones resistentes a los medicamentos.

De acuerdo con la Agencia para la Investigación y Calidad del Cuidado de Salud, la sepsis es el padecimiento más costoso tratado en los hospitales de los Estados Unidos, con un costo superior a $ 24 mil millones de dólares en 2014.8

Este Médico de Cuidados Intensivos Descubre Una Solución Económica Para Tratar la Sepsis

A principios de este año, surgió la noticia acerca de un médico de cuidados intensivos que afirmaba haber descubierto una manera simple y económica para tratar la sepsis, a través de utilizar la tiamina (vitamina B-1), vitamina C intravenosa (IV), en combinación con la hidrocortisona esteroide9,10--un descubrimiento que podría salvar a decenas de miles de vidas y ahorrar billones de dólares cada año.

El Dr. Paul Marik, Jefe de medicina pulmonar y de cuidados intensivos en el Hospital General Sentara Norfolk, en el Este de Virginia, publicó una pequeña retrospectiva de antes y después del estudio clínico,11,12,13 que demostraba que al suministrar a los pacientes con sepsis este simple cóctel vía intravenosa, durante dos días, redujo la mortalidad casi en cinco veces, de 40 a 8.5 %.

De los 50 pacientes atendidos, solo cuatro murieron, pero realmente, ninguno de ellos murió por causa de la sepsis; sino por una enfermedad subyacente.

Hasta ahora, Marik ha tratado con este protocolo --en total--a más de 150 pacientes en estado séptico, y solo uno ha muerto por sepsis. Además, más de 50 centros médicos alrededor de los Estados Unidos han comenzado a implementar el protocolo, con resultados igualmente espectaculares.

Esto debería ser motivo de celebración, pero como de costumbre, hay detractores y escépticos que dicen que el estudio de Marik es tan solo una exageración.14 Además, muchos médicos están cansados de utilizar este tratamiento tan novesoso.15

Como fue señalado por Smithsonian: "Para muchos médicos, el protocolo de Marik representa un dilema, ya que al parecer no tiene efectos nocivos. Sin embargo, tampoco se han realizado ensayos clínicos aleatorios. ¿Acaso deberían adoptar un tratamiento que no se ha probado?"16

Esta es una pregunta irónica, si considera que, en el mejor de los casos, muchos tratamientos médicos convencionales todavía son experimentales. A menudo, los ensayos defectuosos prometen más de lo que pueden solucionar, y a veces podrían tomar años o incluso décadas, antes de que el error sea rectificado.

En este caso, las posibilidades de hacer más perjuicio que beneficio son extremadamente bajas, así que ¿Qué hay que perder? El Hospital General Sentara Norfolk, donde trabaja Marik, ya ha convertido a este protocolo en el estándar de atención para la sepsis. Asimismo, el presidente del hospital ha considerado convertirlo en el estándar de la atención en sus otros doce hospitales.

"Marik y otros entusiastas del tratamiento coinciden con los escépticos que dicen que los ensayos clínicos ciegos y aleatorizados deben realizarse para validar la eficacia del tratamiento.

Sin embargo, también exponen que, hasta ahora, los drásticos resultados indican que, por lo pronto, los médicos deben adoptar el tratamiento--una propuesta, que como mínimo, es poco ortodoxa", escribe The Smithsonian.17

"Durante una entrevista en su oficina, Marik llamó al Dr. Joseph Varon--neumólogo e investigador del Centro de Ciencias de la Salud de la Universidad de Texas, en Houston. 'Suena demasiado bueno para ser verdad', dijo Varon a través del teléfono.

'Pero mis tasas de mortalidad han cambiado dramáticamente. Es irreal. Todo lo que hemos intentado en el pasado no funcionó. Pero, esto si funciona'".

¿Cómo Funciona el Tratamiento?

La vitamina C es bien conocida por su capacidad para prevenir y tratar enfermedades infecciosas. Las previas investigaciones han demostrado que reduce eficazmente a las citoquinas proinflamatorias y la proteína C reactiva.18,19,20 La influenza,21 encefalitis y el sarampión22 fueron tratados exitosamente con altas dosis de vitamina C.

Para investigar el mecanismo de acción para la sepsis, Marik buscó a John Catravas, Ph.D., investigador de la Universidad Old Dominion. A petición de Marik, Catravas realizó un estudio de laboratorio independiente, que confirmó la eficacia del tratamiento. Catravas cultivó las células endoteliales del tejido pulmonar y luego las expuso a endotoxinas que se encontraban en pacientes con sepsis.

Curiosamente, la vitamina C actúa como una hidrocortisona esteroide; sin embargo, cuando la vitamina C o el esteroide fueron administrados de forma separada, no sucedió nada. Sin embargo, cuando se administraron en combinación, la infección fue erradicada exitosamente y las células regresaron a su normalidad.

También, es importante agregar tiamina. Es necesario utilizarla no solo para hacer el metabolismo de algunos de los metabolitos de la vitamina C; sino que, la investigación también ha demostrado que muchos pacientes con sepsis tienen deficiencia de vitaminas, y cuando se administra la tiamina, esta reduce el riesgo de insuficiencia renal y mortalidad.

Además, los estudios han mostrado que la tiamina podría ser útil para una larga lista de enfermedades y trastornos, incluyendo a los trastornos mitocondriales,23 insuficiencia cardíaca,24 delirio,25 fatiga tiroidea y la enfermedad de Hashimoto (un trastorno autoinmunológico de la tiroides).26

Estos y otros efectos sobre la salud podrían ayudar a explicar por qué la tiamina funciona tan bien, en combinación con la vitamina C y la hidrocortisona, para tratar la sepsis. En resumen, la clave de Marik—que descubrió de forma intuitiva--fue utilizar una correcta combinación de ingredientes.

Un Ensayo Nacional en Curso

El Dr. Craig Coopersmith, destacado investigador de sepsis en la Facultad de Medicina de la Universidad de Emory, planea aplicar un ensayo multicéntrico para realizar una prueba del protocolo de vitamina C de Marik en todo el país. "Si esto es validado, este sería el mayor avance en el cuidado de la sepsis de toda mi vida", dijo para The Smithsonian.27

Los resultados de su ensayo de campo no podrían haber llegado en un momento más oportuno, ya que, en el mejor de los casos, las mejores prácticas actuales son ineficaces.

Por ejemplo, las recientes investigaciones demuestran que el requerimiento estándar para realizar una rápida y sustancial infusión de fluidos vía intravenosa no tiene ningún efecto sobre las tasas de supervivencia,28 y las directrices anteriores que pedían emplear un medicamento específico resultaron ser más perjudiciales que beneficiosas.29

En resumen, existen pocas buenas alternativas disponibles, por lo cual el protocolo de tratamiento de Marik es aún más crucial.

La sepsis no solo destruye al cáncer de seno, colon y SIDA combinados, y este es un tratamiento que no solo es sumamente eficaz, sino que además no tiene efectos secundarios, es económico, fácilmente disponible y sencillo de administrar.

Realmente, los pacientes y los médicos no tienen nada que perder al intentarlo, pero para convertirlo en el estándar de atención en los Estados Unidos, se necesita realizar más pruebas.

Posibles Contraindicaciones

Si bien, administrar la vitamina C junto con la tiamina es un procedimiento increíblemente seguro, podría estar contraindicado si tiene deficiencia de glucosa-6-fosfato deshidrogenasa (G6PD), que es un trastorno genético.30 G6PD es una enzima que los glóbulos rojos necesitan para mantener la integridad de las membranas.

Una dosis alta de vitamina C intravenosa es un fuerte prooxidante, y proporcionar uno a una persona que tiene una deficiencia de G6PD podría ocasionar que los glóbulos rojos se revienten, lo que podría tener consecuencias desastrosas.

Afortunadamente, la deficiencia de G6PC es relativamente poco frecuente, y podrían realizarse análisis para comprobarla. Las personas de origen mediterráneo y africano tienen un mayor riesgo de ser deficientes en G6PC.

Se cree que, en todo el mundo, la deficiencia de G6PD afecta a 400 millones de personas, y en los Estados Unidos, se estima que 1 de cada 10 afroamericanos varones la padecen.31

Vitamina C y Antibióticos—Una Combinación Clave Contra las Células Madre del Cáncer

Asimismo, los estudios han mostrado que la vitamina C podría utilizarse como un complemento para la terapia contra el cáncer.

La vitamina C es selectivamente citotóxica para las células cancerígenas, a través de generar peróxido de hidrógeno, cuando se administra por vía intravenosa en altas dosis, y las recientes investigaciones sugieren que la vitamina C en combinación con los antibióticos ayuda a destruir las células madre del cáncer—las células cancerígenas responsables de la metástasis de tumores mortales.

Aquí, los investigadores de la Universidad de Salford, en el Reino Unido, utilizaron el antibiótico Doxycycline, seguido por la vitamina C por vía intravenosa, y de nuevo, todo esto es debido a la combinación.

Es bien sabido que las células cancerígenas podrían sobrevivir a la quimioterapia y desarrollar resistencia al medicamento. El estudio en cuestión, fue diseñado para determinar cómo ocurre esto.

Ellos sospechaban que la respuesta se encuentra en las células de cáncer metabólicamente flexibles, es decir, las células capaces de cambiar de una fuente de combustible a otra. Science Daily informa que:32

"Los investigadores dicen que su método proporciona una nueva explicación de cómo prevenir que las células cancerígenas se vuelvan resistentes al tratamiento y cómo se podrían desarrollar combinaciones terapéuticas para superar la resistencia a los medicamentos.

El profesor Michael Lisanti, quien diseñó el estudio, explicó…'Así que, cuando el tratamiento farmacológico reduce la disponibilidad de un nutriente en particular, las células de cáncer flexibles podrían alimentarse con una fuente de energía alternativa'.

Este nuevo enfoque de combinación evita que las células cancerígenas cambien su alimentación (que sean metabólicamente inflexibles), y efectivamente las priva del alimento, al impedirles utilizar cualquier otro tipo de biocombustible disponible.

El equipo... agrego Doxiciclina en dosis cada vez mayores, durante un período de tres meses, para inducir inflexibilidad metabólica. El resultado fue dejar a las células cancerígenas... severamente atenuadas y agotadas, de modo que serían mucho más susceptibles a la inanición, por un segundo "golpe" metabólico.

En primer lugar, los investigadores inhibieron a las mitocondrias de las células tumorales, a través de restringir a las células cancerígenas a consumir solo glucosa, como fuente de combustible; posteriormente, dejaron de suministrárselas, lo que produjo eficazmente la inanición de las células cancerígenas, hasta causarles la muerte.

'En este escenario, la vitamina C se comporta como un inhibidor de la glucólisis, que alimenta la producción de energía en las mitocondrias, las "centrales de energía" de las células', explicó la coautora, la Dra. Federica Sotgia".

La Vitamina C Es un Excelente Kit de Emergencia Básico

La vitamina C, por sí sola, superó a la 2-desoxi-D-glucosa (2-DG, un inhibidor glicolítico)33 hasta en diez veces, cuando se trataba de prevenir el crecimiento de células cancerígenas. Cuando se combina con un antibiótico, el tratamiento es casi 100 veces más eficaz.

Lo mejor de todo, es que mientras que los antibióticos presentan riesgos para la salud (ya que diezman a su microbioma intestinal), los antibióticos y la vitamina C son mucho más seguros que la mayoría de los medicamentos anticancerígenos, al reducir drásticamente el riesgo de efectos adversos de un paciente.

Además, el equipo identificó ocho productos adicionales que se podrían utilizar en combinación con la vitamina C, incluyendo a la berberina--un compuesto natural de origen vegetal que demuestra funcionar tan bien para la diabetes, como la metformina.

Como ha señalado Lisanti, "Esto es evidencia adicional de que la vitamina C y otros compuestos no tóxicos podrían tener un rol que desempeñar en la lucha contra el cáncer".

De hecho, aunque no recomiendo tomar altas dosis de vitamina C de forma diaria, estoy absolutamente convencido de que este es un elemento básico clave que debe estar en el kit de emergencia de todos los hogares.

En el caso de una enfermedad aguda, recomiendo tomar de 2 a 3 gramos de vitamina C por HORA hasta que se sienta mejor. Considere que la vitamina C oral convencional producirá heces blandas en la mayoría de las personas, por lo que esta vitamina debe ser liposomal.

Esto evita que las heces se ablanden y proporciona niveles sanguíneos similares a los de la vitamina C intravenosa, sin gastar o producir una inconveniencia.

En mi experiencia, generalmente, tomar esta elevada dosis de vitamina C liposomal cada hora, revertirá las enfermedades agudas aproximadamente en las siguientes 24 horas. Sólo asegúrese de que sea la vitamina C liposomal.

Siempre viajo con una botella de esta, y regularmente se la regalo a los médicos que veo que han adquirido una infección aguda.

Para la salud en general, es bastante fácil obtener cantidades suficientes de vitamina C a través de los alimentos, por lo que usualmente, no es necesario tomar suplementos. Cultivo cerezas acerola, que en particular, tienen elevados niveles de vitamina C.

Cada cereza proporciona alrededor de 80 mg de vitamina C. Algunas veces como hasta 100 cerezas por día, lo que me proporciona alrededor de 8 gramos de vitamina C—un nivel muy superior al consumo diario recomendado de 90 mg/día.

Sin embargo, si llegara a estar enfermo, no dudaría en tomar altas dosis de vitamina C, incluyendo a la vitamina C intravenosa--si la situación fuera lo suficientemente grave--aunque empezaría con una alta dosis de vitamina C liposomal por hora, ya que considero que esta también podría funcionar; y solo recurriría a una vitamina C por vía intravenosa en caso que la liposomal altas dosis no funcionara.

En el caso de que se produjera una sepsis, considero que es bastante lógico utilizar vitamina C en combinación con tiamina e hidrocortisona, sobre todo porque los riesgos son prácticamente inexistentes.

Estrategias Lógicas Para Reducir el Riesgo de Sepsis

Ya que la sepsis afecta a más de un millón de personas en los Estados Unidos cada año, es importante estar pendiente de sus señales, síntomas y riesgos. Parte de lo que la hace tan letal es que usualmente las personas no sospechan de su presencia, y cuanto más tiempo espere para atenderla, más mortífera se volverá.34

Incluso, es posible que los trabajadores de servicios para la salud no se percaten de las señales y retrasen el tratamiento. De acuerdo con los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés), está en mayor riesgo de sepsis si tiene:

Enfermedades crónicas. Una gran mayoría--7 de cada 10—de las personas que desarrollan sepsis tienen algún tipo de enfermedad crónica. Las personas que padecen diabetes, una enfermedad pulmonar, renal o hepática son propensas a ser particularmente susceptibles a la infección, lo que plantea el riesgo.

Sistema inmunológico debilitado, SIDA o cáncer.

Recientemente, pasó un tiempo en un hospital, hogar de retiro para adultos mayores u otro centro de servicios de atención para la salud, ya que es usual exponerse a las bacterias causantes de infecciones, en estos lugares.

Si bien, los trabajadores de servicios de atención para la salud tienen la responsabilidad de prevenir las infecciones que posiblemente podrían causar sepsis, e informar a los pacientes sobre las señales de advertencia de la misma, podría reducir su propio riesgo al:

Atender inmediatamente las infecciones del tracto urinario (UTIs, por sus siglas en inglés). Las infecciones urinarias son el segundo tipo más común de infecciones corporales; ya que, cada año, envían a más de 8 millones de personas con los proveedores de servicios de atención médica, tan solo en los Estados Unidos,35 y una cuarta parte de los casos de sepsis están relacionados con infecciones del tracto urinario.

Por lo general, el tratamiento convencional consiste en antibióticos, pero las investigaciones demuestran que el 90 % de las infecciones urinarias podrían ser atendidas exitosamente con D-Manosa, un azúcar natural que está estrechamente relacionado con la glucosa.

Para obtener más información, consulte el artículo "La D-Manosa para la Prevención de Infecciones del Tracto Urinario Es Confirmada en un Ensayo Clínico".

Limpiar apropiadamente las heridas en la piel. Alrededor de 1 de cada 10 casos de sepsis son ocasionados por infecciones cutáneas, por lo que siempre debe darse el tiempo de limpiar y cuidar adecuadamente las heridas y raspaduras.

Lave la herida con un jabón suave y agua para limpiar la suciedad y los residuos, luego, cubra con una venda estéril. Las personas que padecen diabetes deben cuidarse bien los pies, para evitar infecciones peligrosas en los mismos.

Evitar las infecciones adquiridas en hospitales. Cuando visite un centro de servicios de atención médica, asegúrese de lavarse las manos, y recordarle a los médicos y enfermeras lavarse las suyas (y/o cambiarse los guantes), antes de tocarlo, o higienizar cualquier equipo que utilicen en usted.

Si usted tiene que someterse a una colonoscopia u otro tipo de examen donde se utilice un endoscopio médico flexible, recuerde llamar y preguntar cómo son esterilizados y qué tipo de solución de limpieza utilizan en ellos.

Si la respuesta es glutaraldehído (donde el nombre de marca es Cidex), busque otro hospital o clínica--uno que utilice ácido peracético. Esta investigación preliminar disminuirá significativamente su riesgo de contraer una infección ocasionada por un endoscopio contaminado.

[+]Fuentes y Referencias [-]Fuentes y Referencias

  • 1 National Center for Health Statistics Data Brief No. 62 June 2011
  • 2 Mayo Clinic, Sepsis
  • 3 PharmacoEconomics. 2004;22(14):895-906
  • 4 NIH.gov Sepsis Fact Sheet
  • 5 Advisory Board, May 21, 2014
  • 6 JAMA Internal Medicine 2010;170(4):347-353
  • 7 EurekAlert! February 22, 2010
  • 8 Canadian Medical Association Journal 2017;18:E2-3
  • 9 NPR March 23, 2017
  • 10 NBC4i.com March 23, 2017
  • 11 Chest June 2017; 151(6): 1229-1238
  • 12 Dr. Malcolm Kendrick, January 28, 2017
  • 13 Science Daily June 26, 2017
  • 14 Health News Review March 28, 2017
  • 15 The Skeptics’ Guide to EM April 6, 2017
  • 16, 17, 27 Smithsonian June 27, 2017
  • 18 Journal of Translational Medicine 2012; 10: 189
  • 19 Riordan Clinic Press Release October 2012
  • 20 Naturalhealth365.com November 22, 2016
  • 21 Journal of Manipulative and Physiological Therapeutics 1999 Oct;22(8):530-3
  • 22 Clinical Guide to the Use of Vitamin C by Fredrick R. Klenner, MD
  • 23 Mayo Clinic, Thiamine
  • 24 Heart Failure July 2013, DOI: 10.1111/chf.12037
  • 25 Innovations in Clinical Neuroscience 2013 Apr; 10(4): 26–32
  • 26 Thyroidpharmacist.com February 3, 2015
  • 28 NEJM 2017; 376: 2235-2244
  • 29 NPR May 30, 2017
  • 30, 31 NIH.gov Glucose-6-Phosphate Dehydrogenase Deficiency
  • 32 Science Daily June 12, 2017
  • 33 Prostate 2010 Sep 15; 70(13): 1388–1394
  • 34 Consumer Reports August 23, 2016
  • 35 National Kidney and Urologic Diseases Information Clearinghouse, UTIs in Adults