Como Mantener Su Cerebro Joven

Articulo Anterior Siguiente Articulo
Octubre 09, 2014 | 291,999 vistas

Historia en Breve

  • Si está experimentando pérdida de memoria, es posible que desee considerar la posibilidad de algunos cambios inmediatos en su estilo de vida para ayudar a revertir, o al menos minimizar los daños que pudieran causar demencia o Alzheimer
  • El estrés es un factor importante que puede tener un efecto directo sobre la función cerebral. Un estudio reciente encontró que los altos niveles de la hormonas del estrés pueden acelerar la pérdida de memoria a corto plazo en los adultos mayores
  • La falta de sueño reparador puede conducir a la pérdida de volumen cerebral y puede acelerar la aparición de la enfermedad de Alzheimer
  • Los que hacen más ejercicio tienden a tener menos contracción cerebral con el tiempo. No sólo eso, sino que el ejercicio en realidad puede agrandar el tamaño de su cerebro
  • La estimulación mental es también un factor de estilo de vida importante para mantener su memoria aguda. Siga leyendo para descubrir diez aplicaciones destinadas a reducir el estrés y aumentar la función cognitiva

Por el Dr. Mercola

¿Sera la perdida de la memoria una parte inevitable del envejecimiento? Muchos médicos profesionales dicen que es perfectamente normal empezar a tener lapsos de memoria al momento de llegar a la mediana edad.

No estoy de acuerdo. De hecho, si nota pérdida de memoria, es posible que desee considerar seriamente hacer algunos cambios inmediatos en su estilo de vida para ayudar a revertir, o al menos minimizar los daños que pudieran causar demencia o la enfermedad de Alzheimer.

Afortunadamente, su cerebro es en realidad bastante resistente y tiene la capacidad de regenerarse y repararse a sí mismo, de ahí el término medico neuroplasticidad. Esta información es muy nueva y no tiene nada que ver con lo que me enseñaron en la escuela de medicina en la década de los 80s.

Se dará cuenta que muchos de los cambios de estilo de vida que le ayudaran a prevenir la diabetes también le ayudaran a mejorar su función cerebral. Hay una buena razón para esto, ya que el azúcar puede tener un efecto negativo en su memoria, a pesar de ser una persona saludable.

Cantidades crecientes de investigación también han comprobado el poder del ejercicio para mantener su mente aguda. Otros factores que pueden tener un impacto significativo en su función cerebral incluyen los factores de estilo de vida como el estrés y malos hábitos de dormir.

La Parte de Su Cerebro que Parece Estar Protegida Contra el Envejecimiento

Curiosamente, la investigación1 reciente muestra que ciertos sistemas cognitivos situados en el hemisferio cerebral derecho, tales como la atención espacial, parecen misteriosamente estar protegidos contra los estragos del envejecimiento.

"Nuestros estudios han encontrado que los adultos mayores y los jóvenes realizan de forma similar una serie de tareas visuales y no visuales que miden la atención espacial," dijo la autora principal Dra. Joanna Brooks.

"Tanto los adultos más jóvenes (de 18 a 38 años) y mayores de (55 a 95 años) tuvieron las mismas respuestas en las tareas de atención espaciales que implican el tacto, la vista o el sonido."

La pregunta es ¿por qué? Entender por qué ciertas regiones del cerebro están más protegidas que otras, eventualmente podría conducirnos a una mayor comprensión de las enfermedades degenerativas del cerebro como el Alzheimer. Dicho esto, no hay necesidad de esperar a que se presente un milagro médico. Usted ya tiene el poder de mejorar la memoria y otras funciones cerebrales.

La Influencia del Estrés

Cuando se trata de la función cerebral, el estrés es un factor importante que puede tener un efecto directo. Por ejemplo, un reciente estudio en animales encontró que los altos niveles de hormonas del estrés pueden acelerar la pérdida de memoria a corto plazo en los adultos mayores.2

En pocas palabras, la hormona del estrés cortisol tiene un efecto corrosivo que, con el tiempo, desgasta la sinapsis responsable del almacenamiento y procesamiento de la memoria. Investigaciones anteriores3 también han relacionado el estrés crónico con el deterioro de la memoria de trabajo.

Otra investigación reciente sugiere que el estrés puede incluso acelerar la aparición de la demencia más grave conocida como la enfermedad de Alzheimer, que en la actualidad afecta a unos 5.4 millones de personas en Estados Unidos, incluyendo una de cada ocho personas de 65 y más años de edad.4

Si bien es prácticamente imposible eliminar todo el estrés de su vida, hay herramientas que puede utilizar que le permitirán a su cuerpo compensar eficazmente el cortocircuito bioeléctrico que se activa cuando está estresado o ansioso.

Mi herramienta favorita para el manejo del estrés es la Técnica de Liberación Emocional (EFT). Es una herramienta de la psicología energética que puede ayudar a reprogramar las reacciones de su cuerpo ante el estrés cotidiano, reduciendo así sus posibilidades de desarrollar efectos adversos a la salud.

Dormir Mal Puede Encoger su Cerebro y Causar Degeneración de las Neuronas

El estrés y la falta de sueño a menudo van de la mano, y al igual que el estrés, la falta de un buen sueño también puede causar estragos en su función cerebral. Por otra parte, puede conducir a la pérdida del volumen cerebral y puede acelerar la aparición de la enfermedad de Alzheimer.5

Parte de la razón de esto está relacionada con el hecho de que su cerebro elimina los desechos tóxicos durante el sueño.6, 7, 8, 9 El sueño también es necesario para mantener la homeostasis metabólica en el cerebro10, 11, 12 - si no duerme lo suficiente, sus neuronas realmente comenzarán a degenerarse.

Desafortunadamente, la investigación muestra que no se puede evitar este daño al tratar de recuperar el sueño durante los fines de semana. Así que es fundamental mantener un horario regular de sueño donde pueda dormir lo suficiente todas las noches.

Una investigación reciente publicada en la revista Neurology13, 14, 15 también muestra que los problemas del sueño como el insomnio pueden tener un impacto distinto en su volumen cerebral con el tiempo, disminuyendo su tamaño-- y reduciéndolo más rápidamente, en comparación con aquellos que duermen bien. Este efecto es particularmente significativo en las personas mayores de 60.

La Importancia del Ejercicio

Hay enlaces convincentes entre el ejercicio y la salud del cerebro. Más recientemente, los investigadores de la Universidad de Minnesota concluyeron16, 17, 18 que las personas que tienen una mayor capacidad cardiorrespiratoria durante la juventud y 20 años de edad obtiene mejores resultados en las pruebas cognitivas en sus años 40 y 50 años.

Los que estuvieron más en forma en su edad adulta temprana también obtuvieron mejores resultados en pruebas diseñadas para evaluar la velocidad de reacción y la agilidad mental necesaria para responder a preguntas capciosas.

La obesidad está relacionada con el deterioro cognitivo19 en parte debido a que aumenta los niveles de sustancias químicas inflamatorias conocidas como citoquinas en su cuerpo, que son altamente dañinas para la función cerebral.

De acuerdo con un estudio publicado en la revista Neuroscience,20 parece que su cuerpo puede reaccionar a un exceso de grasa como un invasor, haciendo que los niveles de citoquinas se mantengan elevados, provocando así la inflamación crónica.

El ejercicio es, por supuesto, un ingrediente clave para la pérdida de peso. Pero también es una manera simple pero muy potente de reducir sus niveles de citoquinas inflamatorias, que le ayudarán a proteger su función cerebral.

Y, mientras que la falta de sueño puede conducir a la contracción del cerebro, las personas que hacen más ejercicio tienden a tener la menos cantidad de contracción del cerebro con el tiempo. No sólo eso, también el ejercicio aumenta el tamaño de su cerebro. En un estudio, los adultos de 60 a 80 años de edad que caminaron durante 30 a 45 minutos, tres días a la semana durante un año, mostraron un aumento del dos por ciento del volumen de su hipocampo21 — una región del cerebro asociada con la memoria. Esta es una de las razones por las que podría ser una buena idea obtener un monitor de fitness y asegurarse de caminar alrededor de 10,000 pasos al día.

El Azúcar Daña Su Función Cerebral

Es imposible hablar de salud del cerebro sin tener en cuenta los peligros de una alimentación alta en azúcar y baja en grasa procesada. De hecho, un creciente cuerpo de investigación sugiere que hay una poderosa conexión entre la alimentación y el riesgo de desarrollar la enfermedad de Alzheimer, a través de vías similares que causan la diabetes tipo 2. Según algunos expertos, como el Dr. Ron Rosedale, el Alzheimer al igual que otros trastornos cerebrales pueden en gran parte ser causados por la quema constante de glucosa como combustible por su cerebro.

Esto puede parecer sorprendente, pero contrariamente a la creencia popular, su cerebro no requiere de glucosa. En realidad funciona mejor quemando cetonas, que su cuerpo produce en respuesta a la digestión de grasas saludables. La investigación22 también ha demostrado que las personas con diabetes tipo 2 pierden más volumen cerebral, con la edad, de lo esperado, particularmente la materia gris. Pero la investigación23 reciente muestra que el azúcar y otros carbohidratos pueden alterar la función cerebral, a pesar de no tener diabetes  o signos de demencia.

Después de evaluar a más de 140 adultos mayores sanos, sin diabetes ni demencia, los investigadores concluyeron que los niveles más elevados de glucosa se asociaron con una peor memoria, un hipocampo más pequeño y una estructura del hipocampo comprometida. Según el coautor del estudio Agnes Flöel, los resultados "proporcionan una prueba más de que la glucosa puede contribuir directamente a la atrofia del hipocampo."

Así que estos hallazgos sugieren que, incluso si no tiene diabetes o resistencia a la insulina (y alrededor del 80 por ciento de las personas tienen resistencia a la insulina), el consumo de azúcar todavía puede dañar su memoria. Además, cuando el hígado está procesando la fructosa, dificulta gravemente su capacidad para hacer colesterol, un bloque de construcción esencial de su cerebro que es crucial para la función óptima del cerebro. De hecho, la creciente evidencia apoya la idea de que reducir significativamente el consumo de fructosa es un paso muy importante para prevenir la enfermedad de Alzheimer.

Coma Vegetales para Protegerse Contra el Deterioro Mental

La intervención nutricional utilizando vegetales podría desempeñar un papel importante en la prevención y/o revertir el deterioro cognitivo. La razón de esto es porque son fuentes clave de una amplia variedad de antioxidantes--nutrientes que eliminan las moléculas dañinas llamadas radicales libres. Se cree que el daño oxidativo de los radicales libres juega un papel principal en los cambios en su salud relacionados con la edad, y su cerebro puede ser particularmente vulnerable al daño.

Para obtener beneficios óptimos, es prudente comer alimentos enteros, idealmente orgánicos. Los alimentos que contienen una gran variedad de fitoquímicos y cofactores ofrecen mayores beneficios de protección y de salud que los nutrientes individuales en dosis altas. El jugo de vegetales es una excelente manera de aumentar su consumo de vegetales, e incorporar vegetales que de lo contrario no comería. Si desea que sus vegetales tengan la mayor densidad nutricional, échele un vistazo a mi lista de frutas y vegetales poderosos. Evite los vegetales marchitos, ya que han perdido gran parte de su valor nutricional. Es aconsejable comer una variedad de vegetales de hojas verdes, además de otros vegetales de colores vivos (púrpura, rojo, amarillo, y naranja) para asegurarse de que obtener una amplia gama de poderosos nutrientes de origen vegetal.

Comer alimentos que son de temporada, especialmente en su área local, es una manera de saber que son frescos y con un contenido nutricional elevado, así como por lo general son menos costosos.

Dos Potentes Alimentos para el Cerebro: El Aceite de Coco y la Grasa Omega-3

La locura de los alimentos bajos en grasa (enfocados en la prevención de enfermedades del corazón) es otro factor que contribuye al deterioro de la función cerebral. Evitar la grasa saludable no solo promueve las enfermedades del corazón, sino que también promueve enfermedades cerebrales como el Alzheimer. Su cuerpo puede convertir dos tipos de combustible en energía: carbohidratos/azúcar o grasa. Las cetonas son lo que su cuerpo produce cuando se convierte la grasa (en lugar de glucosa) en energía, y una fuente principal de cuerpos cetónicos son los triglicéridos de cadena media (MCT por sus siglas en inglés) que se encuentran el aceite de coco. Si bien el cerebro puede funcionar bastante bien con glucosa, la evidencia sugiere que los cuerpos cetónicos en realidad pueden ayudar a restaurar y renovar las neuronas y la función nerviosa en el cerebro, incluso después de haberse presentado daño. La glucosa no hace esto.

Curiosamente, el mecanismo de este metabolismo MCT-cetona parece ser que su cuerpo trata a los MCT como un carbohidrato y no como grasa. Esto permite que la energía cetónica llegue a su torrente sanguíneo sin elevar sus niveles normales de insulina asociada con los carbohidratos. Por lo tanto, el aceite de coco es una grasa que actúa como un carbohidrato cuando se trata de combustible para el cerebro. Los niveles terapéuticos de MCT se han estudiado a 20 gramos por día, lo que equivale a poco más de dos cucharadas de aceite de coco. Es mejor tomarlo con alimentos, para evitar un malestar estomacal.

También puede aumentar la producción de cetonas ya sea al restringir los carbohidratos y/o con el ayuno intermitente. Personalmente, creo que estas tres estrategias se aplican mejor en conjunto, ya que si desea una salud óptima, necesitará reemplazar los carbohidratos con grasas de alta calidad y ​​el ayuno intermitente le ayudará a su cuerpo a cambiar al modo quema de grasa como combustible principal. Yo creo que es una de las maneras más eficaces para eliminar el exceso de peso y normalizar su sensibilidad a la insulina y a la leptina.

La grasa de omega-3 de origen animal es otra grasa crucial para la salud del cerebro. Un estudio24 realizado en el 2013 encontró que las mujeres con los niveles más altos de grasas de omega-3 tenían menos atrofia cerebral a medida que envejecían en comparación con aquellas con los niveles más bajos, lo que podría traducirse en mejor mantenimiento de la función cerebral por un año o dos más. La investigación anterior25 también ha confirmado el efecto beneficioso de la grasa omega-3 en la función cerebral en los jóvenes, concluyendo que el consumo de DHA es un "modulador robusto de la actividad cortical funcional."

La Importancia de Desafiar su Mente

Además de la alimentación, el ejercicio, abordar el estrés, y asegurarse dormir lo suficiente, la estimulación mental es también un factor de estilo de vida importante para mantener su memoria aguda. El proceso de aprender algo nuevo, como aprender a tocar un instrumento o un nuevo idioma, por ejemplo, es particularmente beneficioso. CNN Health recientemente incluyó "Las 10 Mejores Aplicaciones para Entrenar su Cerebro,"26 algunas de las cuales están enfocadas en reducir el estrés y promover la salud mental, mientras que otras están enfocadas en aumentar la función cognitiva. Estas aplicaciones incluyen:

Lumosity, que utiliza juegos para entrenar su memoria, la atención, solución de problemas, la velocidad del procesamiento, y la flexibilidad de pensamiento Brain Trainer Special emplea juegos que implican letra, número, y la memorización secuencial
CogniFit Brain Fitness también utiliza juegos diseñados para mejorar las habilidades cognitivas como la memoria y la concentración Brain Fitness Pro utiliza una variedad de ejercicios de entrenamiento para la memoria para aumentar la concentración y las habilidades de la memoria y solución de problemas
Personal Zen es un juego diseñado para reducir la ansiedad al aprender a enfocarse más en lo que es positivo, en lugar de enfocarse en lo negativo Brains Fit Trainer ofrece más de 360 juegos y rompecabezas para ayudar a mejorar su agilidad mental
Happify es otra aplicación que le ayuda a desarrollar una actitud más positiva, haciéndolo más resistente al estrés Eidetic emplea una técnica de repetición espaciada que le ayuda a memorizar cualquier cosa. También le notificara cuándo es hora de ponerse a prueba, que le ayuda a asegurar que está reteniendo la información
Positive Activity Jackpot. Originalmente desarrollado para el retorno de los miembros del servicio militar, esta aplicación utiliza el GPS para localizar actividades de diversión en las personas con problemas de depresión. Si se siente indeciso, puede dejar que la aplicación decida qué actividad hacer, usando la "palanca de jackpot." Según CNN: "PAJ se basa en una forma de terapia conductual llamada programación placentera de eventos, que fomenta un programa diario de actividades agradables para mejorar el estado de ánimo y superar pensamientos melancólicos." ReliefLink fue desarrollado originalmente para la prevención del suicidio, pero también se puede utilizar para monitorear su estado de ánimo. Según CNN: "También incluye métodos de copiado únicos, tales como ejercicios de relajación o conciencia grabado en voz o música relajante. El mapa localizador ubica terapeutas cercanos, grupos de apoyo y también instalaciones de tratamiento de salud mental, en caso de que tenga que hablar con un profesional.”

Directrices para Mantener Saludable la Función Cerebral con la Edad

No creo que la pérdida de memoria, atrofia cerebral, y eventualmente demencia sean parte del envejecimiento. Como lo explicó el neurólogo Dr. David Perlmutter, la demencia (incluyendo la enfermedad de Alzheimer) es el resultado de un estilo de vida que está dentro de su control. Dos de los principales culpables son el exceso de azúcar y el consumo de gluten. Pero hay muchos otros factores que también contribuyen. A continuación voy a resumir lo que mencione en este artículo y también hablare de una serie de otras estrategias de prevención que no incluí en este artículo.

Recomendaciones Alimentarias
Evite el azúcar y la fructosa refinada. Lo ideal sería que mantuviera su nivel de azúcar total y fructosa por debajo de los 25 gramos por día, o 15 gramos por día si tiene resistencia a la insulina o cualquier problema relacionado. En un estudio en animales, una alimentación de comida chatarra alta en azúcar causó problemas de memoria después de sólo una semana.27 Como regla general, sería prudente que mantuviera sus niveles de insulina en ayunas por debajo de los 3, y esto se relaciona indirectamente a la fructosa, ya que claramente desarrollara resistencia a la insulina. Sin embargo, otros azúcares (la sacarosa es 50 por ciento de fructosa en peso), los granos, y la falta de ejercicio son también factores importantes. Disminuir la insulina también ayudará a disminuir los niveles de leptina, que es otro de los factores del Alzheimer.
Evite el gluten y la caseína (principalmente trigo y productos lácteos pasteurizados, pero no la grasa de los productos lácteos, como la mantequilla). La investigación muestra que la barrera hematoencefálica, la barrera que mantiene las cosas fuera de su cerebro, donde no pertenecen, se ve afectada negativamente por el gluten. El gluten también crea permeabilidad en su intestino, lo que permite que las proteínas entren en el torrente sanguíneo, donde no pertenecen. Eso posteriormente sensibiliza el sistema inmune y promueve la inflamación y la autoinmunidad, los cuales juegan un papel en el desarrollo de la enfermedad de Alzheimer. El libro del Dr. Perlmutter, Grain Brain, también proporciona argumentos poderosos para eliminar los granos de su alimentación, especialmente si desea proteger la salud de su cerebro.
Enfóquese en una alimentación a base de alimentos orgánicos con el fin de evitar los productos químicos agrícolas como el glifosato. El glifosato, es uno de los productos químicos agrícolas más utilizados hoy en día, provoca trastornos graves en la función y ciclo de vida de sus microbios intestinales; afectando preferentemente a las bacterias benéficas, mientras que promueve el crecimiento de patógenos en los intestinos. También inhibe las enzimas que catalizan la oxidación de sustancias orgánicas, que parece ser un componente ignorado de la toxicidad al glifosato en los mamíferos. Al limitar la capacidad de estas enzimas para desintoxicar compuestos químicos extraños, el glifosato aumenta los efectos dañinos de esos productos químicos y toxinas ambientales a los que podría estar expuesto. La contaminación de glifosato es más prevalente en los granos transgénicos, que ahora están omnipresentes en la mayoría de alimentos procesados ​​vendidos en los Estados Unidos.
Consuma muchos vegetales ricos en folato. Evite los suplementos como el ácido fólico, que es la versión sintética del folato inferior. Los vegetales de hojas verdes como la espinaca y la acelga son también excelentes fuentes de magnesio, y la investigación preliminar sugiere fuertemente que los niveles elevados de magnesio en el cerebro pueden disminuir los síntomas de la enfermedad de Alzheimer. Hacer jugos de vegetales es una excelente opción para asegurar que está recibiendo lo suficiente de ellos en su alimentación.
Aumente el consumo de todas las grasas saludables, incluyendo las grasas omega-3 de origen animal. Las grasas beneficiosas que su cerebro necesita para un funcionamiento óptimo incluyen la mantequilla orgánica hecha de leche cruda, mantequilla clarificada llamado ghee, mantequilla cruda de leche de vacas alimentadas con pasto, aceitunas, aceite de oliva y aceite de coco orgánico, frutos secos como las nueces y las macadamia, huevos de gallina de pastoreo, salmón salvaje de Alaska y el aguacate. Además, asegúrese de consumir suficientes grasas omega-3 de origen animal, tales como el aceite de kril. (Recomiendo evitar la mayoría de los peces, ya que, aunque el pescado es naturalmente alto en ácidos grasos de omega-3, la mayoría de los peces están severamente contaminados con mercurio.)
Optimice su flora intestinal al comer regularmente alimentos fermentados o tome un suplemento probiótico de alta calidad y alta potencia.
Estrategias Saludables en su Estilo de Vida
Haga ejercicio con regularidad. Échele un vistazo a la Técnica Peak Fitness para mis recomendaciones específicas.
Duerma bien todas las noches. Si usted está teniendo problemas para dormir, vea mi artículo anterior, "33 Consejos para dormir bien durante la noche."
Aborde los problemas de estrés. Mi herramienta favorita para el manejo del estrés es la Técnica de Liberación Emocional (EFT).
Optimice sus niveles de vitamina D con la exposición solar segura. Se han revelado fuertes vínculos entre los niveles bajos de vitamina D en pacientes con Alzheimer y los resultados pobres en las pruebas cognitivas. Los investigadores creen que los niveles óptimos de vitamina D pueden aumentar la cantidad de sustancias químicas importantes en el cerebro y proteger las células del cerebro al aumentar la eficacia de las células gliales al recuperar la salud de las neuronas dañadas. Suficiente vitamina D también es imprescindible para el buen funcionamiento de su sistema inmunológico para combatir la inflamación que también está relacionada con la enfermedad de Alzheimer.
Evite y elimine el mercurio de su cuerpo. Las amalgamas dentales, que son el 50 por ciento de mercurio en peso, son una de las principales fuentes de toxicidad por metales pesados, sin embargo usted debe estar sano antes de retirarlas. Una vez que haya hecho los cambios en su alimentación descritos en mi Plan de Nutrición optimizado, podrá seguir el protocolo de desintoxicación de mercurio y luego encontrar un dentista biológico para que le retire sus amalgamas.
Evite el aluminio, tales como los desodorantes, utensilios de cocina antiadherentes, adyuvantes de vacunas, etc.
Evite los anticolinérgicos y los medicamentos con estatinas. Los medicamentos que bloquean la acetilcolina, un neurotransmisor del sistema nervioso, han demostrado aumentar el riesgo de demencia. Estos medicamentos incluyen ciertos medicamentos para aliviar el dolor nocturno, antihistamínicos, pastillas para dormir, ciertos antidepresivos, medicamentos para controlar la incontinencia y ciertos analgésicos narcóticos. Los medicamentos con estatinas son particularmente problemáticos debido a que reprimen la síntesis de colesterol, agotan su cerebro de la coenzima Q10 y precursores de neurotransmisores, además impiden la liberación adecuada de ácidos grasos esenciales y antioxidantes solubles en grasa a su cerebro al inhibir la producción de la biomolécula portadora indispensable, conocida como lipoproteína de baja densidad.
Desafíe su mente todos los días.
Suplementos Útiles
Astaxantina atraviesa fácilmente la barrera hematoencefálica; un estudio28 encontró que puede ayudar a prevenir la neurodegeneración asociada con el estrés oxidativo y ser un potente alimento natural para el cerebro. Puede obtener un poco de astaxantina al tomar aceite de kril, que es un fantástico suplemento de grasas omega-3. Pero también puede aumentar aún más su astaxantina al agregar un suplemento de astaxantina pura a su régimen nutricional. Para una absorción óptima, asegúrese de tomar el aceite de Kril y/o astaxantina con un alimento que contenga grasa, ya que ambos son solubles en grasa.
Ginkgo biloba: Un estudio realizado en 1997 por JAMA mostró una clara evidencia de que el Ginkgo mejora el rendimiento cognitivo y el funcionamiento social en las personas que sufren de demencia. Otro estudio en el 2006 encontró que Ginkgo es tan eficaz como el medicamento para la demencia Aricept (donepezil) para tratar la demencia moderada tipo Alzheimer. Un meta-análisis en el 2010 también encontró que Ginkgo biloba es muy eficaz para una variedad de tipos de demencia.
Ácido alfa lipoico (ALA): ALA se ha demostrado ayudar a estabilizar las funciones cognitivas en los pacientes de Alzheimer y puede retardar la progresión de la enfermedad.
Vitamina B12: Un pequeño estudio finlandés29 encontró que las personas que consumen alimentos ricos en vitamina B12 pueden reducir su riesgo de enfermedad de Alzheimer en sus años futuros. Por cada unidad extra en el marcador de la vitamina B12, el riesgo de desarrollar la enfermedad de Alzheimer se redujo en dos por ciento. La Metilcobalamina sublingual puede ser su mejor apuesta aquí. Grandes dosis de vitaminas B pueden reducir a la mitad la tasa de contracción del cerebro en las personas mayores con problemas de memoria. Podría retardar la progresión hacia la demencia. Otro ensayo clínico de dos años30 que evaluó el efecto de las vitaminas B sobre el deterioro cognitivo leve, encontró que altas dosis de vitaminas B limitaron exitosamente la contracción del cerebro.

Hágase la Prueba de 15 Minutos de Alzheimer en Casa

No hay duda de que el Alzheimer se está convirtiendo rápidamente en una preocupación para muchas personas. Una forma rápida y sin dolor para evaluar su riesgo es hacerse la prueba Gerocognitive Examination (SAGE). Es una prueba que puede realizar en casa en tan solo 15 minutos, desarrollada por Douglas Scharre, Md, de la división de Neurología Cognitiva del Centro Medico Wexner de la Universidad de Ohio.31, 32 Puede descargar la Prueba SAGE en la página web de la universidad.33 Según el Dr. Scharre, esta prueba simple se correlaciona muy bien con las pruebas cognitivas más completas y es una manera de evaluar su función cognitiva. Si se toma en intervalos en el transcurso del tiempo, puede funcionar como un indicador en caso de que sus puntuaciones empiecen a disminuir.

Prepare alimentos nutritivos y deliciosos y reúna a su familia a la hora de comer. No hay nada mejor que compartir una deliciosa comida en familia. Aquí le doy algunas ideas, descargue gratis mi libro electrónico Recetas Saludables:

[+]Fuentes y Referencias [-]Fuentes y Referencias

  • 1 Medicinenet.com August 22, 2014
  • 2 Iowa Now June 17, 2014
  • 3 The Journal of Neuroscience, 15 February 2000, 20(4): 1568-1574
  • 4 Alzheimer's Association 2011 Alzheimer's Disease Facts and Figures
  • 5 Neurobiology of Aging 18 February 2014 [Epub ahead of print]
  • 6 Science 18 October 2013: 342(6156); 373-377
  • 7 University of Rochester Medical Center, October 17, 2013
  • 8 Time October 17, 2013
  • 9 Kurzweill.com October 18, 2013
  • 10 Journal of Neuroscience 19 March 2014, 34(12): 4418-4431
  • 11 Penn Medicine Press Release March 18, 2014
  • 12 Medical News Today March 20, 2014
  • 13 Neurology September 3, 2014 [Epub ahead of print]
  • 14 CNN Health September 4, 2014
  • 15 HNGN.com September 4, 2014
  • 16 Reuters April 2, 2014
  • 17 CBS News April 2, 2014
  • 18 TIME April 2, 2014
  • 19 Annu Rev Immunol. 2011;29:415-45
  • 20 The Journal of Neuroscience February 12, 2014
  • 21 WedMD July 16, 2012
  • 22 WebMD April 29, 2014
  • 23 Neurology November 12, 2013: 81(20); 1746-1752
  • 24 Neurology 10.1212/WNL.0b013e3182a9584c
  • 25 American Journal of Clinical Nutrition April 2010;91(4):1060-7
  • 26 CNN September 9, 2014
  • 27 Worldhealth.net December 30, 2013
  • 28 Forum Nutr April 2009
  • 29 Neurology October 19, 2010: 75(16); 1402-3
  • 30 PLoS ONE 5(9): e12244
  • 31 Journal of Neuropsychiatry and Clinical Neurosciences January 13, 2014 [Epub ahead of print]
  • 32 Forbes January 14, 2014
  • 33 Ohio State University, SAGE Test