Summer Essentials Summer Essentials

PUBLICIDAD

Los 2 Principales Tipos de Apendicitis

Tipos de Apendicitis

Historia en Breve -

  • La apendicitis aguda es producida cuando el apéndice vermiforme está completamente obstruido, ya sea por una infección bacteriana, heces u otros tipos de bloqueo
  • En la mayoría de los casos de apendicitis, el procedimiento usualmente recomendado es realizar una apendicectomía, y funciona al extirpar el apéndice por completo, para evitar que este se reviente

Hay dos tipos específicos de apendicitis, en función de su gravedad, duración y cómo se manifiestan. Aunque existen ciertas diferencias, tienen una cosa en común: ambos se presentan con un dolor abdominal.1

La Apendicitis Aguda es el Tipo Más Común

Cuando las personas hablan de apendicitis, probablemente este sea el tipo al que la mayoría de las personas se refiere. La apendicitis aguda, como su nombre lo indica, ocurre muy rápido, usualmente en un lapso de varios días u horas. Es muy fácil de detectar y requiere un tratamiento médico inmediato, por lo general se requiere realizar una cirugía.

La apendicitis aguda ocurre cuando el apéndice vermiforme está completamente obstruido, ya sea por una infección bacteriana, heces u otros tipos de bloqueo. Además, la infección podría causar inflamación de los ganglios linfáticos, lo que posteriormente ejerce presión sobre el apéndice, y corta su suministro sanguíneo.

Cuando las bacterias patógenas se propagan rápidamente dentro del apéndice, esto causa una inflamación y produce pus, lo que luego ocasiona que el órgano muera. La inflamación es bastante grave--si no es atendida de forma temprana, podría provocar que el apéndice se reviente (apendicitis perforada), que podría resultar en complicaciones como sepsis, peritonitis y gangrena.

El síntoma distintivo de la apendicitis aguda es un dolor abdominal intenso y continuo. Este empeora cuando respira, estornuda, tose o se mueve. Además, la apendicitis aguda podría presentarse junto con el estreñimiento, diarrea, náuseas y vómitos.

La Apendicitis Podría Ser Crónica (Pero es un Padecimiento Inusual)

A diferencia de la apendicitis aguda, que aparece repentina e intensamente (por lo general se manifiesta en algunas horas o uno o dos días), la apendicitis crónica es una inflamación que podría durar mucho tiempo. Esto es inusual — según un informe publicado en Therapeutic Advances in Gastroenterology, ocurre en sólo el 15 % de los casos registrados de apendicitis aguda.2

Básicamente, la apendicitis crónica significa que el lumen apendicular solo está parcialmente obstruido, lo que ocasiona inflamación. La inflamación empeora con el tiempo, y causa desde una presión interna hasta una acumulación. Sin embargo, en vez de reventar, la obstrucción parcial es superada por la presión, lo que permite que el contenido del apéndice salga de la bolsa. Esto hará que los síntomas aminoren e inclusive que desaparezcan—los cuales se manifestarán de nuevo si la obstrucción se convierte en una inflamación.3

La apendicitis crónica podría durar semanas, meses y a veces hasta años. También, es más difícil de diagnosticar, pero a diferencia de la apendicitis aguda, es posible que no necesite una intervención quirúrgica. Los síntomas varían de una persona a otra.

Sin embargo, el dolor abdominal es un síntoma distintivo, aunque es menos intenso que el que se manifiesta por la apendicitis aguda. A veces, este es el único síntoma que experimenta. El dolor causado por la apendicitis crónica podría ser grave, pero a menudo es descrito como un leve dolor. Algunos de los pacientes que tienen este padecimiento también podrían experimentar otros síntomas, tales como diarrea, náuseas y fiebre.4

Apendicitis del Muñón: Un Efecto Secundario Inusual de la Apendicectomía

En la mayoría de los casos de apendicitis, el procedimiento usualmente recomendado es realizar una apendicectomía, y funciona al extirpar el apéndice por completo, para evitar que este se reviente. Si el apéndice ya se ha reventado, se realizarán medidas de tratamiento adicional durante la apendicectomía, ya que debe evitarse que la infección se propague.

Sin embargo, la apendicectomía podría tener ciertas complicaciones. Un ejemplo es la apendicitis del muñón. Esta es definida como "una inflamación aguda residual del apéndice", que ocurre después de realizar una cirugía de apéndicectomía abierta o laparoscópica.5 Este tipo de apendicitis se manifiesta cuando hay una obstrucción, usualmente por un pedazo de heces, en el lumen del apéndice restante, o "muñón".6 No obstante, generalmente es inusual, por lo que ésta ocurre solamente en 1 de cada 50 000 apendicectomías.7

Si padece apendicitis aguda o crónica, recuerde que cualquier intervención quirúrgica podría tener posibles complicaciones, aun cuando haya pasado cierto período de tiempo.

Conozca Más Sobre el Apendicitis

Apendicitis: Introducción

¿Qué es la Apendicitis?

Apendicitis Infantil

Apendicitis y Embarazo

Duración de la Apendicitis

Causas de Apendicitis

Tipos de Apendicitis

Síntomas de la Apendicitis

Cómo Prevenir la Apendicitis

Remedios y Tratamiento Para la Apendicitis

Alimentación Para la Apendicitis

Apendicitis PMF

< Anterior

Causas de Apendicitis

Siguiente >

Síntomas de la Apendicitis

Haga clic aquí y sea el primero en comentar sobre este artículo
Publique su comentario