¿Qué Nos Ha Impulsado a Beber 8 Vasos de Agua por Día?

8 de Vasos de Agua

Historia en Breve -

  • No hay suficiente evidencia científica para sustentar la recomendación de beber 8 vasos de 8 onzas de agua por día
  • Algunos expertos han sugerido que la constante recomendación de beber 8 vasos de agua por día está "totalmente desacreditada y no tiene sentido", y que fue difundida por las compañías de agua embotellada con el fin de generar mayores ganancias
  • Si bebe demasiada agua, los niveles de sodio en la sangre podrían disminuir a niveles peligrosamente bajos, lo que causa hiponatremia--un peligroso padecimiento en el que las células se hinchan con demasiada agua
  • Sin embargo, muchas personas se encuentran deshidratadas; y podrían beneficiarse al beber más agua, y especialmente al intercambiar las bebidas azucaradas, como las sodas, por agua
  • Su cuerpo le indicará cuándo es el momento de reabastecer su suministro de agua, porque una vez que su cuerpo haya perdido entre 1 y 2 % de su agua total, su indicador de sed le permitirá saber que es hora de beber un poco de agua; si bebe cuando tiene sed y su orina es de color amarillo pálido o de un color más claro, probablemente significa que se encuentran bien hidratado

Por el Dr. Mercola

Ya lo ha visto en la antigua pirámide alimenticia; y es posible que lo haya escuchado de parte de su médico. Y ciertamente, lo ha escuchado innumerables veces, junto con casi cualquier tipo de dieta que se haya creado: si quiere estar sano, debe beber 8 vasos de agua por día.

Pero, ¿qué diría si supiera que la recomendación de 8 vasos por día es un mito que en realidad surgió de un obituario largamente olvidado de un médico que abogó por beber mucha agua?

Y, ¿qué diría si le dijera que no existe dicha evidencia científica de que necesita 8 vasos de agua por día?

La Recomendación de Beber 8 Vasos por Día No Es Sustentada Por los Estudios Científicos

Por supuesto que, el agua es esencial para la supervivencia. Todos los días, su cuerpo pierde agua a través de la orina y el sudor. Este líquido debe reponerse, ya que, si bien, puede sobrevivir durante meses sin comida, sin agua no duraría más que unos cuantos días.

Si soluciona adecuadamente la cuestión de reemplazar el agua/fluidos, entonces habrá realizado uno de los pasos más importantes y poderosos para tomar el control de su salud.

Pero, ¿qué tanta agua necesita beber para reponer lo que ha perdido? Al escribir para American Journal of Physiology, Heinz Valtin, de la Dartmouth Medical School, señala que:1

"A pesar de la indicación aparentemente omnipresente de "beber al menos 8 vasos de 8 onzas de agua por día" (que viene acompañada de un recordatorio de que las bebidas que contienen cafeína y alcohol no cuentan), esta recomendación parece carecer de una rigurosa prueba que la sustente.

Esta revisión trató de encontrar el origen de esta recomendación (llamada "8 X 8", en su forma abreviada) y examinar la evidencia científica--si es que existe--que pudiera sustentarla.

La búsqueda incluyó no solo métodos electrónicos sino también un análisis rapido de la investigación anterior que no se encontraba en las bases de datos electrónicas y, lo más importante y fructífero fue que, se realizó una consulta exhaustiva con varios nutricionistas que se especializan en el campo de la sed y beber líquidos. No se encontraron estudios científicos que sustentaran la recomendación 8 X 8.

Al contrario, las encuestas sobre el consumo de alimentos y líquidos en miles de adultos de ambos sexos, cuyos análisis se han publicado en revistas revisadas por pares, sugieren que tales cantidades elevadas no fueron necesarias porque las personas encuestadas estaban presumiblemente sanas y, tampoco parecían estar enfermas".

En cuanto a los orígenes de este dogma alimenticio, ahora ampliamente aceptado, la referencia más cercana que Valtin encontró, fue una breve mención en el obituario de un nutricionista muy reconocido, con el nombre de Frederick J. Stare, que dijo que fue uno "de los primeros defensores de beber al menos seis vasos de agua por día".

Curiosamente, el Dr. Stare, quien era profesor de nutrición y Director del Departamento de Nutrición de la Facultad de Salud Pública de Harvard, era un notable amigo de la industria, famoso por apoyar abiertamente los aditivos alimentarios y la fluoración del agua.

También, tenía vínculos con la industria tabacalera y era un firme defensor de la industria azucarera; Incluso se informa que se ganó el apodo de "El Rey del Azúcar" en Harvard.2

En algún punto a finales de los años 50, y principios de los años 60, el Dr. Stare llegó a publicar un artículo que afirmaba que las declaraciones hechas por la Sociedad de Nutrición de Boston de que, el pan blanco carecía de nutrientes y era un factor que contribuía en las enfermedades, eran "un fraude cruel e imprudente".3

En otras palabras, el Dr. Stare creía que el pan blanco era perfectamente saludable y criticaba abiertamente a quienes cuestionaban los aditivos alimenticios o consumir azúcar de forma excesiva a través de la alimentación, lo que no es sorprendente si consideramos sus vínculos financieros con Nabisco, Kellogg y Cereal Institute.

El punto es que... al Dr. Stare también se le atribuye ser uno de los primeros en promover el consumo de 6 a 8 vasos de agua por día como algo saludable, lo que, según la fuente, debería ser cuestionado.

Otra cuestión que también mencionó Valtin fue una recomendación de 1945 emitida por el Comité de Alimentación y Nutrición del Consejo Superior de Investigaciones Científicas, que recomendaba 2.5 litros de agua como una "asignación adecuada" de agua para la mayoría de los adultos. Sin embargo, señalaron que "la mayor parte de esta cantidad se encontraba en los alimentos preparados", pero es posible que las personas interpretaran que esto significaba que 2.5 litros de agua era la cantidad correcta que debían beber cada día. La recomendación se repitió nuevamente en 1948, sin un sustento científico.

Por supuesto que, beber una gran cantidad de agua se ha utilizado como terapia médica desde el siglo XIX, cuando los "hidrópatas" les recomendaban a los pacientes que bebieran grandes cantidades de agua para curar sus enfermedades.

Desde hace mucho tiempo, las personas han explorado la necesidad de agua que tiene el cuerpo, así como la que parece ser la "dosis" óptima... pero hasta la fecha no hay mucha evidencia convincente de que "8 vasos de 8 onzas por día" sean la cantidad de agua adecuada.

¿Acaso las Empresas de Agua Embotellada Son las Propulsoras de Beber Más Agua?

El año pasado, la Dra. Margaret McCartney, una practicante general localizada en Escocia, escribió un comentario para la revista British Medical Journal donde argumentaba que la recomendación de beber 8 vasos de agua por día estaba "completamente desacreditada y no tenía sentido", la cual había sido difundida por las empresas de agua embotellada con el fin de obtener mayores ganancias.4

Ella señaló que Hydratation for Health, una iniciativa para promover beber una mayor cantidad de agua, era patrocinada y creada por el gigante de la comida francesa Danone, que produce las aguas embotelladas Volvic, Evian y Badoit. Curiosamente, incluso también podría ser infundada la declaración de que, en especial, los adultos mayores y los niños son que los necesitan beber más agua.

Un estudio publicado en la revista American Journal of Clinical Nutrition5 concluyó que:

"... Los adultos mayores sanos mantienen un consumo, emisión y balance de agua comparable con los de los adultos más jóvenes, y no han manifestado algún cambio aparente en su estado de hidratación".

McCartney también señaló que la investigación realizada por el profesor Stanley Goldfarb, médico y el nefrólogo de la Universidad de Pensilvania, y sus colegas, también encontró que:6

"No existe una clara evidencia del beneficio de beber mayores cantidades de agua. Aunque nos gustaría poder destruir todos los mitos urbanos que se encuentran en Internet, sobre los beneficios de consumir agua adicional, admitimos que tampoco hay una evidencia clara de que este enfoque carezca de beneficios. De hecho, simplemente no existe suficiente evidencia en general que lo sustente".

Curiosamente, Danone se puso en contacto con Goldfarb después de la publicación del artículo, acerca de lo cual McCartney señaló que:

"Después de escribir su artículo, fue contactado por Danone, y dos de sus representantes lo invitaron a cenar. No intentaron disuadirlo de su punto de vista, pero le mostraron un gráfico que indicaba que sus ventas habían caído después de que su editorial fue publicada".

Beber Demasiada Agua Podría Ser Peligroso

Existe el concepto erróneo sobre el consumo de agua de que, cuanto más bebe, más saludable estará. Esto es cierto hasta cierto punto, especialmente si bebe agua en vez de bebidas cargadas de azúcar, tales como sodas y jugo de frutas, pero si bebe demasiada cantidad de agua, los niveles de sodio en la sangre podrían disminuir hasta niveles peligrosamente bajos, lo cual podría causar hiponatremia—un padecimiento en el que las células se hinchan con demasiada agua.

Si bien, la mayoría de las células del cuerpo podrían controlar esta inflamación, las células de su cerebro no pueden, y la mayoría de los síntomas son causados ​​por la inflamación del cerebro. Este padecimiento es más común entre los atletas, aunque cualquiera podría ser afectado al beber cantidades excesivas de agua.

Los síntomas de la hiponatremia incluyen:

Confusión

Menor nivel de conciencia; posible coma

Alucinaciones

Convulsiones

Fatiga

Cefaleas

Irritabilidad

Pérdida del apetito

Espasmos musculares, calambres o debilidad

Náuseas

Agitación

Vómitos

La Mayoría de las Personas NECESITA Beber Más Agua

Evidentemente, es esencial mantenerse bien hidratado. Pero, aún es debatible si realmente necesita o no beber ocho vasos de agua o una mayor cantidad todos los días, porque las necesidades de hidratación son sumamente particulares y varían todos los días. Podría necesitar tomar ocho vasos de agua diarios.

Es posible que beber 8 vasos de 8 onzas de agua pura por día puede no le cause daño; la única cuestión aquí es que faltan pruebas que sustenten si esa es o no la cantidad mágica para todos, y al parecer, lo más probable es que no lo sea.

La realidad es que, muchas personas están deshidratadas y se beneficiarían al beber una mayor cantidad de agua todos los días, y al convertir al agua en su principal fuente de líquidos.

Ahora, otro que podría ser un mito es la noción de que las bebidas con cafeína, tales como el café y el té, no pueden ser consideradas como parte del consumo de líquidos, ya que actúan como un diurético que deshidrata aún más7—por lo que, si toma estas bebidas podría "considerarlas" como parte de su consumo de líquidos.

Sin embargo, la conclusión es que es posible que no necesite "medir" su consumo de líquidos en lo absoluto. En cambio, solo debe que su cuerpo le guíe.

Su Cuerpo le Indicará Cuando es el Momento de Tomar Una Bebida

Su cuerpo le indicará cuando es el momento de reabastecer su suministro de agua, porque una vez que su cuerpo haya perdido entre 1 y 2 % de su cantidad de agua total, su indicador de sed le permitirá saber el momento en que debe beber un poco de agua.

Dado que su cuerpo es capaz de indicarle sus necesidades, utilizar la sed como guía para saber cuánta agua necesita beber, es una forma de ayudarle a satisfacer sus necesidades individuales, todos los días.

Por supuesto que, si hace calor y está excepcionalmente seco en el exterior, o si realiza ejercicio u otra actividad vigorosa, necesitará más agua de lo normal. Pero de nuevo, incluso en esos casos, si bebe tan pronto como siente sed, debería poder mantenerse bien hidratado.

Además, el color de su orina le ayudará a determinar si necesita o no beber una mayor cantidad. Siempre que no tome riboflavina (vitamina B2, que también se encuentra en la mayoría de los multivitamínicos), la cual torna su orina de un color amarillo brillante y fluorescente; su orina debe ser de color amarillo muy claro.

Si tiene un color amarillo oscuro intenso, es probable que no beba suficiente cantidad de agua. Si su orina es escasa o si no ha orinado en muchas horas, eso también indica que no toma una cantidad suficiente. (Según los resultados de diversos estudios, en promedio, una persona sana orina alrededor de siete u ocho veces por día).

El agua pura y limpia es la bebida ideal para hidratarse, pero recuerde que podría obtener líquidos valiosos a través de los vegetales y frutas frescas, así como de ciertos alimentos, tal como el caldo casero.

Publique su comentario