La nueva era los EMF amplificados próximamente en su vecindario

Tecnologia 5G

Historia en Breve -

  • La red inalámbrica 5G o de "quinta generación" es la última generación en tecnologías de teléfonos celulares respaldada por la industria; se espera que sea entre 10 y 100 veces más rápida que la tecnología 4G y capaz de soportar al menos 100 mil millones de dispositivos
  • La tecnología 5G depende principalmente de la amplitud de banda de onda milimétrica (MMW), que se ha relacionado con padecimientos, desde problemas oculares y cardiacos hasta dolor y repercusiones en el sistema inmunológico
  • Las frecuencias utilizadas por la tecnología 5G también se han relacionado con posibles riesgos en la resistencia a los antibióticos y daño en las plantas que absorben MMWs
  • Una disposición adicional en el presupuesto estatal del Gobernador de Nueva York, Andrew M. Cuomo, podría haberle quitado la autoridad a los municipios en la decisión de instalar o no antenas de teléfonos celulares, en vez de otorgarles la autoridad de decidir las ubicaciones de torres de telefonía celular sobre postes de servicios y alumbrado público, así como en estadios y campus universitarios estatales
  • Esta disposición abre la posibilidad para que la industria de las telecomunicaciones instale antenas inalámbricas de tecnología 5G en cada poste de luz y de servicios públicos, en los hogares y negocios de vecindarios, pueblos y ciudades completas

Por el Dr. Mercola

La red inalámbrica 5G o de "quinta generación" es la última generación en tecnologías de teléfonos celulares respaldada por la industria.

La industria la publicita como una forma para crear servicios de transmisión e Internet más rápidos, proporcionar una mejor cobertura de telefonía móvil e incluso establecer "ciudades ‘inteligentes’ dinámicas" que reduzcan su gasto de energía y tiempos de traslado, así como mejor seguridad pública gracias a la eficiencia de la red inteligente.1

A diferencia de la tecnología de "cuarta generación" (4G) que se utiliza actualmente y depende de enormes torres celulares de 90 pies con una docena de puertos de antena en cada una; el sistema de tecnología 5G requiere instalaciones o bases con "células pequeñas", cada una con aproximadamente 100 puertos de antena.2

Se espera que sea 10 a 100 veces más rápida que la tecnología 4G y capaz de soportar al menos 100 mil millones de dispositivos,3 la tecnología 5G depende principalmente de la amplitud de banda de onda milimétrica (MMW, por sus siglas en inglés), que varía entre 30 y 300 GHz, de acuerdo con el autor y técnico de EMFs, Lloyd Burrell.4

"Los MMWs no se transportan bien a través de los edificios y tienden a ser absorbidos por la lluvia y las plantas. Todo eso interfiere con la señal. Además, las ondas de alta frecuencia como los MMWs también tienen longitudes de onda mucho más cortas que no pueden llegar tan lejos", indica.

"Para contrarrestar este problema, la tecnología 5G recurrirá a estaciones con células más pequeñas (y la tecnología de formación de rayos) que codificarán/decodificarán y redirigirán paquetes de datos por medio de vías sin interferencia hacia nosotros.

Esto podría significar antenas inalámbricas en cada poste de luz y de servicios públicos, en casas y negocios de vecindarios, pueblos y ciudades completas", explica Burrell,5 y ahí reside uno de sus mayores problemas potenciales--y riesgos para la salud pública.

El gobernador de Nueva York introduce disimuladamente el proyecto de ley 5G en el presupuesto estatal

Si le ocasiona algún problema que una empresa de telecomunicaciones coloque una instalación para servicio de celulares con tecnología 5G afuera de su hogar, oficina o escuela de su hijo, debería informarse por medio de la disposición añadida en el presupuesto estatal del gobernador Andrew M. Cuomo.

Actualmente, cada municipio regula si las antenas de telefonía móvil están o no permitidas en áreas públicas, y la industria debe negociar las tarifas y regulaciones de zonificación en cada jurisdicción.

Durante algún tiempo, han hecho presión para facilitar su acceso a través de los niveles federal y estatal, pero hasta ahora esas medidas no han avanzado. Sin embargo, la disposición de Cuomo le quitaría la autoridad a los municipios, y se la adjudicaría para decidir sobre la ubicación de las torres de telefonía móvil en postes de servicios y alumbrado público, estadios y campus universitarios estatales.

Cada "instalación" de telefonía celular podría incluir equipos tales como medidores eléctricos, cables y cajas del tamaño de refrigeradores, colocadas cerca de la base de los postes.6 Como era de esperarse, Verizon respaldó esta disposición, al exponer por medio de un comunicado que:7

Verizon apoya la propuesta del gobernador para establecer un proceso uniforme y ubicar pequeñas instalaciones para el servicio de telefonía celular que equilibre adecuadamente el deseo de la comunidad de tecnología inalámbrica más rápida y avanzada, con los intereses de los gobiernos locales para mantener el control sobre la instalación de las estructuras y uso de derechos de paso...

Este medida promoverá la inversión privada en redes de telecomunicaciones de vanguardia sin costo para los contribuyentes".

Sin embargo, los opositores afirman que, básicamente la disposición le da acceso a la industria, al cobrar solo US$ 20 por instalación, mientras que su valor en el mercado es de aproximadamente US$ 2 000.

En la Conferencia de Alcaldes en Nueva York, Peter Baynes dijo para Newsday que la propuesta básicamente "requería que los contribuyentes locales subsidiaran la instalación de estos dispositivos por parte de la industria" y agregó, “‘desde luego que quieren que sea más económico y sencillo, pero cuando involucra el derecho público de uso, seguridad pública’ y aspecto de la comunidad, los habitantes de la localidad deberían expresar su opinión".8

En 13 estados se han presentado propuestas similares, y el Gobernador de California, Jerry Brown, vetó una de ellas en 2017.

El hecho es que la instalación de antenas para tecnología 5G en millones de postes de luz y de servicios público alrededor de los Estados Unidos constituye una exposición sin precedentes a redes inalámbricas que utilizan una tecnología que nunca antes se había implementado a gran escala, con consecuencias desconocidas en la salud pública.

Los MMWs de la tecnología 5G penetran la piel humana, y podrían promover la resistencia a los antibióticos

Si bien, la industria de las telecomunicaciones ha promocionado la tecnología 5G como una necesidad para la vida moderna–una medida que nos sacará de la "edad de piedra" de la tecnología hacia una nueva vanguardia en automóviles autoconducidos y lavadoras que puedan solicitar su propio jabón, "la tecnología 5G es no es necesaria para la seguridad pública", señala Telecom Power Grab, y agrega:9

"No se trata de proporcionarle banda ancha a las comunidades marginadas, ni de mejorar la recepción del teléfono celular. Este desarrollo masivo de infraestructura inalámbrica le permitirá a las empresas de telecomunicaciones enviar su señal a hogares y departamentos privados para competir con las compañías de cable.

Si bien, uno de los objetivos de la industria de las telecomunicaciones podría ser instalar una mayor infraestructura inalámbrica, no es un servicio público necesario, y el estado no debería permitir que ninguna industria eludiera las disposiciones locales de zonificación ni las revisiones discrecionales.

Tampoco debería permitir los intereses privados en utilizar propiedades públicas o particulares para su propio beneficio financiero, sin compensar a los propietarios".

Los recintos de las antenas añadidos a los postes de luz y de servicios públicos no solo podrían provocar lesiones oculares, sino que estos recintos de hasta 6 pies cúbicos cada uno, también representan una amenaza muy real para la salud pública.

Si bien, los MMWs nunca antes se habían utilizado de forma masiva, actualmente se han hecho algunos descubrimientos preocupantes, según indica Telecom Power Grab; incluyendo que los conductos sudoríparos en la piel humana actúan como antenas cuando entran en contacto con los MMWs.10

"Las ondas penetran entre 1 y 2 milímetros del tejido de la piel humana y también son absorbidas por las capas superficiales de la córnea del ojo", señala Telecom Power Grab.11

Además, existe la posibilidad de que la tecnología pueda agravar el problema de las bacterias resistentes a los antibióticos que ya afectan al mundo, ya que alteran al E. coli y muchas otros tipos de bacterias, al reducir su crecimiento y cambiar sus propiedades y actividad.

Además, esto plantea la preocupación de que la tecnología podría producir cambios similares en las células humanas. De acuerdo con los investigadores en la revista Applied Microbiology and Biotechnology:12

"Los MMWs o campos electromagnéticos de frecuencias extremadamente altas a baja intensidad son un nuevo factor ambiental, cuyo nivel se incrementa conforme progresa la tecnología. Es interesante que las bacterias y otras células se comuniquen entre sí por medio de un campo electromagnético de rango de frecuencia sub extremadamente alto...

[L]a acción combinada de los MMWs con los antibióticos ha ocasionado efectos más significativos, que son importantes para comprender las vías metabólicas alteradas y distinguir el rol de las bacterias en el medio ambiente; lo cual podría haber producido bacterias con resistencia a los antibióticos".

Video disponible solo en ingles

La radiofrecuencia está relacionada con el cáncer y otros efectos en la salud

En mayo de 2011, la Agencia Internacional de Investigación sobre el Cáncer (IARC, por sus siglas en inglés), que es el departamento de investigación sobre el cáncer de la Organización Mundial de la Salud (OMS), con base en la investigación disponible, declaró que la radiofrecuencia (RF) de los teléfonos celulares era un "probable agente cancerígeno" clasificado en el Grupo 2B, lo que significa que es un "posible agente causante de cáncer".

La investigación de US$ 25 millones realizada por el Programa Nacional de Toxicología (NTP, por sus siglas en inglés)--un programa de investigación interinstitucional iniciado por el Departamento de Salud y Servicios Humanos (HHS, por sus sigla en inglés) de los Estados Unidos en 1978, que ahora es operado por el Instituto Nacional de Ciencias de Salud Ambiental (NIEHS, por sus siglas en inglés) incluyó dos estudios independientes (uno realizado en ratones y otro en ratas).

Estas investigaciones también revelaron que exponerse al tipo de radiación emitida por teléfonos celulares con tecnología 2G y 3G podría causar daño en el ADN, tumores cardíacos, cerebrales, hepáticos, pancreáticos y prostaticos.13 Con la tecnología 5G, han surgido preocupaciones adicionales.

Según una investigación de la Dra. Yael Stein--de la Universidad Hebrea de Jerusalén--y sus colegas, las simulaciones por computadora han revelado que las glándulas sudoríparas concentran los MMWs en la piel humana, que podrían percibirse como ondas de calor o dolor físico en los seres humanos.

En una carta enviada en 2016 a la Comisión Federal de Comunicaciones (FCC, por sus siglas en inglés) donde manifestaba su oposición a la tecnología 5G, Stein escribió:14

"Si estos dispositivos invaden el espacio público, afectarán a todos, incluyendo a los integrantes de la población más susceptibles; es decir, los bebés, mujeres embarazadas, adultos mayores, enfermos y personas hipersensibles a la electricidad.

Es posible que si la tecnología G5 se difunde en el entorno público, lo más probable es que se produzcan más efectos en la salud de los que se observan actualmente con las frecuencias de RF/microondas, incluyendo muchos más casos de hipersensibilidad (EHS, por sus siglas en inglés), así como muchas quejas nuevas por dolor físico y una variedad aún desconocida de trastornos neurológicos.

Con ello, será posible demostrar una relación causal entre la tecnología G5 y estos efectos específicos en la salud. Por lo que, las personas afectadas podrían ser aptas para recibir una compensación".

Además, Burrell recopiló muchas otras investigaciones que demuestran que la propagación de la tecnología 5G para tener un internet más rápido podría ser un desastre para la salud pública. Por ejemplo, las frecuencias utilizadas por 5G podrían haber causado:15

  • Opacidad en el cristalino de las ratas, que está relacionado con la aparición de cataratas
  • Impacto en la variación de la frecuencia cardíaca, y ser un indicador de estrés en ratas
  • Alteraciones en la frecuencia cardíaca (arritmias) en ranas
  • Efectos en el sistema inmunológico de ratones saludables

La tecnología 5G podría dañar las plantas y alterar el medio ambiente en formas imprevistas

También, hay serios problemas ambientales que hay que considerar, en especial porque los MMWs son absorbidos tanto por la lluvia como por los vegetales.

Los estudios ya han demostrado que los MMWs podrían incitar cambios en la proteína del estrés en vegetales, como brotes de trigo,16 mientras que, los bajos niveles de radiación no ionizante se han relacionado con alteraciones y problemas de salud en aves y abejas. Incluso, podrían representar un peligro para el suministro de alimentos si las plantas llegaran a absorberlos.

"Tanto los seres humanos como los animales consumen vegetales como fuente alimenticia. Los efectos que tienen los MMWs en las plantas podrían convertirlos en alimentos inseguros no aptos para el consumo", indica Burrell. "Imagine transgénicos en los esteroides.

La lluvia que cae sobre estas plantas también sería afectada”.17 Además, muchas personas no son conscientes de que una red inalámbrica de tecnología 5G a nivel global requiere utilizar cohetes para dispersar los satélites, lo que ya de por sí conlleva riesgos de contaminación, incluyendo la liberación de carbono negro a la atmósfera, que podría alterar la capa de ozono.18

El problema de exponerse involuntariamente a la tecnología 5G

Una vez que haya sido instalada en su vecindario, no tendrá la opción de evitar exponerse a la tecnología 5G. Una carta abierta a organizaciones médicas enviada por la Unión Mundial Contra el Despliegue de Radiaciones del Espacio (GUARDS, por sus siglas en inglés), una coalición internacional contra el Internet a nivel global desde el espacio, expresaba "bañar al planeta con radiación de microondas".

Lo cual es descrito como una violación a los derechos humanos, "que incluye a la Convención de las Naciones Unidas sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad, varias secciones de la Convención de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Niños, los derechos humanos internacionales que se encuentran establecidos en los artículos 3 y 25 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos y toda la normativa básica en materia ética". GUARDS agregó:19

"La implementación de radiación de microondas proveniente del espacio amenaza con bañar el planeta con radiación RF sin el consentimiento individual e informado o alguna opción significativa para que una persona pueda evitarlo.

Dado que los transmisores inalámbricos en la atmósfera superior se sumarán a las tecnologías inalámbricas que se han propagado en tierra firme (como los sistemas de medición de servicios inalámbricos y todos los componentes de las antenas trasmisoras de equipos y dispositivos de redes inalámbricas), se prevé un drástico incremento adicional en los niveles de radiación de microondas moduladas por pulso.

... Miles de estudios revisados ​​por pares han informado que la radiación de microondas moduladas por pulso podría ocasionar cáncer e infertilidad, así como daño en el ADN y en la barrera hematoencefálica.

Además, podría perjudicar las funciones inmunológicas, endocrinas, cardiovasculares y neurológicas en los seres humanos y, finalmente, impactar negativamente en todos los seres vivos. Algunos satélites utilizarán una rango del espectro (ondas milimétricas) de muy alta frecuencia, que ha demostrado causar repercusiones a nivel celular".

Si desea involucrarse en evitar la instalación de tecnología 5G en su comunidad, por favor póngase en contacto con sus legisladores para expresarles su opinión.

Si vive en Nueva York, puede encontrar información de contacto para llamadas o cartas en TelecomPowerGrab.org, que recomienda solicitar a los senadores o asambleístas proteger sus derechos y bienes a través de eliminar la disposición de Implementación de Pequeñas Instalaciones Inalámbricas (Artículo 13-E) del presupuesto propuesto por el gobernador.

Si vive en otro lugar, Parents for Safe Technology también ha compilado una lista de agencias en los Estados Unidos a las que podría contactar para abordar este importante tema para la salud y seguridad de las futuras generaciones y del planeta.

Publique su comentario