El aceite de lavanda tiene un poderoso efecto antifúngico

aceite de lavanda

Historia en Breve -

  • El aceite de lavanda puede ser una poderosa arma para combatir las infecciones fúngicas resistentes a los medicamentos
  • Este aceite esencial ha demostrado tener un poderoso efecto en los hongos que causan las infecciones más comunes en la piel y uñas. Los científicos analizaron el aceite de lavanda y encontraron que puede ser letal para una gran variedad de cepas cutáneas patogénicas conocidas como dermatofitos, así como para varios tipos de cándida
  • Los dermatofitos causan infecciones en la piel, cabello y uñas y las diferentes especies de cándida pueden causar candidosis mucocutánea, también conocida como muguet

Por el Dr. Mercola

Durante años se ha cosechado aceite de lavanda debido a su placentero aroma, ya que muchas veces se utiliza como uno de los componentes clave en los perfumes.

Sin embargo, un estudio reciente demuestra que el placentero aroma de este aceite podría ser un poderoso aliado para combatir una gran variedad de cepas cutáneas patogénicas conocidas como dermatofitos, así como varios tipos de cándida.

De acuerdo con el estudio:

Los dermatofitos causan infecciones en la piel, cabello y uñas debido a que utilizan la queratina que se encuentra en estos tejidos para obtener sus nutrientes. También son responsables de problemas de salud como pie de atleta, tiña y pueden causar infecciones en el cuero cabelludo y uñas.

Las especies de cándida coexisten con la mayoría de las personas sanas sin provocar problemas, sin embargo, tienen la capacidad de causar candidiasis mucocutánea--o muguet--en otras personas.

Este es el caso de los pacientes inmunocomprometidos, en quienes las especies de cándida son capaces de causar infecciones graves cuando las células fúngicas logran llegar al torrente sanguíneo”.

Este descubrimiento no solo puede ayudar a tratar las infecciones fúngicas que invaden a las personas con sistemas inmunológicos comprometidos, como pacientes de quimioterapia, receptores de trasplantes que toman medicamentos inmunosupresores y personas con SIDA.

Sino que también podría ser la respuesta que la literatura científica tanto ha estado buscando sobre qué hacer con la aparición de los llamados supergérmenes.

Se ha descubierto que un gran número de aceites y hierbas esenciales que incluyen la lavanda, tienen propiedades antibacterianas y antivirales que pueden ayudar a reforzar su sistema inmunológico. Y una de las ventajas principales es que a diferencia de los medicamentos, los aceites esenciales no provocan resistencia.

La lavanda como arma para combatir los hongos

La investigación del estudio mencionado anteriormente se enfocó en los hongos clasificados como dermatofitos y cándida, sin embargo, los resultados también podrían aplicar para otros tipos de hongos. El estudio cita que el mecanismo de acción es a través de la alteración de las paredes celulares de los hongos, lo cual también podría ser el caso de los virus y bacterias.

Esta es una excelente noticia, porque como lo hemos estado viendo con los virus y bacterias resistentes a los antibióticos, hay varios tipos de hongos que también se están volviendo cada vez más difíciles de tratar. En la actualidad, existen pocos medicamentos antifúngicos para tratar las infecciones y por lo general, todos estos medicamentos tienen efectos secundarios.

El aumento de estas cepas de virus, bacterias y hongos resistentes a los antibióticos se ha convertido en un problema cada vez más común debido al uso excesivo de antibióticos tanto en animales como en humanos.

El hecho de que el aceite de lavanda proporcione beneficios contra los supergérmenes también es una excelente noticia para cualquier persona que esté experimentando algún efecto secundario por el uso de antibióticos, en especial por todos aquellos que contienen fluoruro.

De hecho, muchos antibióticos que contienen fluoroquinolona (fluorur) han sido retirados del mercado debido a sus terribles efectos secundarios. Omniflox, Raxar, Trovan, Zagam y Tequin, todos han sido prohibidos.

Sin embargo, otros medicamentos como Cipro, Levaquin, Avelox y Floxin siguen prescribiéndose para el tratamiento de una gran variedad de infecciones, tanto leves como graves. Cipro y Levaquin son los más populares y mi consejo es que los evite por completo.

La ciencia médica vuelve a recurrir una y otra vez a los antiguos remedios holísticos como el aceite de lavanda, ya que ofrecen los beneficios que las compañías farmacéuticas no pueden ofrecer y con muy pocos o ningún efecto secundario.

Si más personas supieran lo fácil que es mantener la salud de una forma natural, sin tener que recurrir a la industria farmacéutica, este país podría ser capaz de acabar con el fallido paradigma de “paradigma convencional para tratar enfermedades” por el que atraviesa.

Otros usos para el aceite de lavanda

Además de su capacidad para combatir los hongos, virus y bacterias, la lavanda tiene muchos otros beneficios para la salud, como estos usos organicfacts.net:1

Sistema nervioso: El aceite esencial de lavanda tiene un aroma calmante, por lo que es un excelente tónico para los nervios. Por lo tanto, ayuda a tratar migrañas, dolores de cabeza, ansiedad, depresión, tensión nerviosa y estrés emocional

Sueño: El aceite esencial de lavanda induce el sueño y por lo tanto, muchas veces se recomienda para tratar el insomnio.

Alivio del dolor: El aceite esencial de lavanda también es un excelente remedio para varios tipos de dolor que incluyen el causado por músculos adoloridos, músculos tensos, molestias musculares, reumatismo, esguinces, dolor de espalda y lumbago. El masaje con aceite de lavanda puede ayudar a aliviar el dolor en las articulaciones.

Flujo de orina: El aceite esencial de lavanda es bueno para los trastornos urinarios ya que estimula la producción de orina, ayuda a restaurar el equilibrio hormonal y reduce la cistitis o inflamación de la vejiga. También reduce cualquier tipo de calambre causado por estos problemas.

Trastornos respiratorios: El aceite esencial de lavanda se utiliza para varios problemas respiratorios que incluyen infecciones de garganta, gripe, tos, resfriado, asma, congestión nasal, bronquitis, tosferina, laringitis y amigdalitis.

El aceite se puede utilizar en forma de vapor o aplicarse directamente sobre la piel del cuello, pecho y espalda. También puede ponerse en muchos vaporizadores e inhaladores que se utilizan para tratar la tos y resfriados.

Cuidado de la piel: Los beneficios para la salud que ofrece el aceite de lavanda para la piel se pueden atribuir a sus propiedades antisépticas y antifúngicas. Se utiliza para tratar varios trastornos cutáneos como acné, arrugas, psoriasis y otras inflamaciones.

También sirve para curar heridas, cortaduras y quemaduras, ya que ayuda en la formación de tejido cicatrizal. El aceite de lavanda se añade a la manzanilla para tratar eczemas.

Cuidado del cabello: El aceite esencial de lavanda es beneficioso para el cabello, ya que puede ser muy eficaz para combatir piojos o liendres.

Circulación sanguínea: El aceite de lavanda también mejora la circulación sanguínea, ya que reduce la presión arterial y puede utilizarse para tratar la hipertensión.

Digestión: El aceite de lavanda beneficia la digestión al aumentar la movilidad de los intestinos. El aceite también estimula la producción de jugos gástricos y bilis, por lo que ayuda a tratar la indigestión, dolor estomacal, cólicos, flatulencias, vómito y diarrea.

Inmunidad: El uso regular de aceite esencial de lavanda proporciona resistencia a las enfermedades.

Otros beneficios del aceite esencial de lavanda incluyen su capacidad para tratar la leucorrea. También sirve para las picaduras de insectos. Este aceite también se utiliza para repeler mosquitos y polillas. Se encontrará con que el aceite de lavanda forma parte de la lista de ingredientes de muchos repelentes de mosquitos.

Como es el caso de muchos otros aceites esenciales, las mujeres embarazadas y lactantes deben evitar el uso del aceite esencial de lavanda.

Haga de su cuerpo un lugar menos apto para los hongos

Cuando su cuerpo trata de destruir un hongo invasor, su sistema inmunológico puede dañar sus membranas celulares, lo que provoca inflamación, tal y como ocurre con los síntomas de la sinusitis.

Para combatir los hongos y evitar esta reacción dañina por parte del sistema inmunológico, necesitará crear un entorno dentro de su cuerpo que repele los hongos, incluyendo a la cándida intestinal. Estas son algunas de mis principales recomendaciones para lograrlo:

Evitar el consumo de azúcar o granos — Los hongos se alimentan de azúcar y granos (que se convierten en azúcar dentro de su cuerpo), así que reducir o eliminar el consumo de estos alimentos es necesario para mantener los hongos bajo control.

Si con frecuencia, sufre de infecciones por levaduras, también es muy importante eliminar todas las frutas de su alimentación, ya que tienden a dificultar la eliminación de la infección.

Consumir grasas omega-3 de origen animal como el aceite de kril — Tome aceite de kril de alta calidad todos los días. Las grasas omega-3 como DHA y EPA son esenciales para fortalecer su sistema inmunológico.

Comer aceite de coco — El aceite de coco es rico en ácido láurico, que es conocido por tener propiedades antivirales, antibacterianas y antifúngicas.

Sin embargo, debe tener cuidado al momento de comprar su aceite, ya que muchos aceites de coco contienen toxinas fúngicas. Esto se debe a que se elaboran con copras o cocos secos, que muchas veces están contaminados con micotoxinas.

Evitar comer estos 10 alimentos mico-tóxicos — Aquí encontrará una lista de los 10 alimentos más populares que debe evitar, ya que están contaminados con micotóxinas (toxinas fúngicas).

Consumir muchas bacterias buenas — Debe aumentar su consumo de probióticos (bacterias buenas) con suplementos de probióticos de alta calidad o al consumir alimentos cultivados o fermentados, como el natto.

Evitar la exposición a sustancias químicas — Las pinturas, productos de limpieza para el hogar, perfumes y aromatizantes artificiales pueden causar reacciones alérgicas y sensibilidad a las sustancias químicas, dos problemas de salud que son muy comunes en personas con crecimiento excesivo de levaduras en el cuerpo.

Tratar los problemas emocionales y psicológicos — El antojo por los alimentos, en especial por los alimentos dulces, muchas veces empeora con las dependencias emocionales. Herramientas como la técnica de libertad emocional (EFT por sus siglas en inglés) pueden ayudarlo a superar el antojo por alimentos pocos saludables, así como otros problemas emocionales.

+ Fuentes y Referencias
Publique su comentario
Haga clic aquí y sea el primero en comentar sobre este artículo