Beneficios del ginseng siberiano

Ginseng Siberiano

Historia en Breve -

  • Durante siglos, los beneficios terapéuticos del ginseng siberiano se han utilizado para aumentar la inmunidad, longevidad y resistencia, además de aliviar la fatiga. Asimismo, ayuda a prevenir y remediar tanto los resfriados como la gripe
  • El nombre botánico del ginseng siberiano es Eleutherococcus senticosus y es un adaptógeno, esto significa que, al utilizarlo su cuerpo puede adaptarse mejor al estrés físico, ambiental y emocional
  • Aunque los científicos pueden estar en desacuerdo sobre las cualidades de esta raíz, la cual se suele denominar eleuterococo, un sinfín de estudios revela que tiene capacidades antioxidantes, antibacterianas, protectoras contra la radiación y disminución de insulina
  • El ginseng americano y asiático (coreano) tienen en sus nombres referencias botánicas de Panax, y los productos químicos vegetales que contienen no son los mismos que se encuentran en el ginseng siberiano

Por el Dr. Mercola

El ginseng siberiano puede ser el término común para esta versátil raíz reconocida en las antiguas culturas orientales como un poderoso remedio medicinal, sin embargo, el término botánico, o al menos parte de él, es eleuthero. Su nombre científico completo es Eleutherococcus senticosus, y se ha utilizado durante miles de años para la longevidad general, resistencia y aumentar la inmunidad.

Estos y muchos otros beneficios han hecho que esta raíz de aspecto peculiar sea un producto muy costoso en todo el mundo. Después del gingko, esta raíz es el suplemento herbal más popular, no obstante, las personas lo suelen confundir con otras raíces cuyo nombre también comparten la palabra "ginseng".

El hecho de que en todo el mundo está raíz tenga otros apodos como ginseng ruso, arbusto del diablo, no me toques, pimienta silvestre y shigoka, no resulta conveniente. Se trata de un arbusto espinoso que puede alcanzar 3 metros de altura, el ginseng siberiano tiene flores amarillas o violetas que se desarrollan en racimos en forma de paraguas y, más tarde, en bayas redondas de color negro.

Sin embargo, es la raíz rugosa y rizada la que acapara todo el interés. Sus ingredientes activos son fitoquímicos conocidos como polisacáridos.

Durante siglos esta raíz ha sido utilizada para remediar los resfriados y gripe por los curanderos de Rusia, donde se originó, Asia, otros países del Este y más allá de dichas fronteras. Uno de los aspectos más efectivos del ginseng siberiano es que es un adaptógeno, lo que significa que su cuerpo puede adaptarse mejor a los factores estresantes, ya sean físicos, mentales o emocionales.

Múltiples estudios sobre el E. senticosus indican que la raíz es beneficiosa para diversas enfermedades y trastornos, lo que la convierte en un contrincante de los medicamentos recetados.

Investigación sobre el ginseng siberiano: E. Senticosus

Aunque los científicos no saben a ciencia cierta cómo funciona, el centro Memorial Sloan Kettering Cancer Center (MSKCC)1 afirma que los compuestos del ginseng siberiano estimulan las células inmunológicas y protegen el sistema nervioso. De igual forma señala que: "Como se ha demostrado, el extracto de ginseng siberiano inhibe moderadamente la resistencia del cáncer de mama".2

El sitio web MSKCC afirma que no existe fundamento científico o bien, que “se necesitan realizar más investigaciones” para declarar que el ginseng siberiano pueda aumentar la fuerza y resistencia, además de reducir los efectos secundarios de la quimioterapia.

Sin embargo, los medicamentos de patente con componentes de ginseng recibieron mucha más credibilidad. La constatación de sustancias químicas vegetales con ingredientes activos señala:

"Los estudios in vitro indican que el eleuthero contiene sustancias químicas que se unen a los receptores de estrógeno, progestina, mineralocorticoides y glucocorticoides.

En macrófagos, un extracto de ginseng siberiano suprimió la expresión de óxido nítrico sintasa inducible (iNOS, por sus siglas en inglés) por el lipopolisacárido (LPS) y, por tanto, la producción de óxido nítrico al inhibir posiblemente la actividad de factor nuclear kappa B o la señalización de Akt y JNK, asimismo, inhibió la producción de especies reactivas de oxígeno.

El eleuterósido B, eleuterósido E, e isofraxidina – componentes activos del ginseng siberiano – mostraron efectos protectores contra las atrofias inducidas por Aβ (25-35) de axones y dendritas en neuronas corticales cultivadas en ratas.

De igual forma, la isofraxidina inhibió la invasión celular y la expresión de la matriz metaloproteinasa-7 mediante las líneas celulares de hepatoma humano HuH-7 y Hep G-2, posiblemente a través de la inhibición de la fosforilación de ERK1/2".3

En un estudio aleatorizado doble ciego realizado en 2004,4 20 participantes de edad avanzada con hipertensión que fueron sometidos a tratamiento digital e informaron sentirse débiles y sin energía recibieron ginseng siberiano o un placebo.

Al final del estudio de 4 semanas, los sujetos fueron evaluados y se encontró que tenían puntajes más elevados en funcionamiento social y salud mental, los mismos se pudieron notar después de 4 semanas de tratamiento y no se observaron "eventos adversos" en ninguno de los pacientes.

El 70 % de los pacientes con suplementos de ginseng declararon que recibieron "terapia activa" en comparación con el 20 % en el grupo placebo. El mismo estudio observó que la definición de "adaptógeno" se mencionó por primera vez a fines de la década de 1950.

Una investigación posterior observó resultados farmacológicos en cultivos celulares, animales y seres humanos, por lo que enlistó mejoras en diversas áreas referentes a:

Actividad antioxidante

Acción anticancerígena

Estimulación del sistema inmunológico

Bajos niveles de insulina

Radioprotección

Disminución de la inflamación

Reducción de la fiebre

Actividad antibacteriana

Los estudios revelan los beneficios del ginseng siberiano

Sus efectos implican a las glándulas suprarrenales y apoya su función, junto con las hormonas del estrés como el cortisol.5 El sitio Bulletproof enumera diversos estudios que han explorado las diferentes formas en que el ginseng siberiano ayuda, trata y previene afecciones de diversas maneras:

  • De acuerdo con un estudio, produjo un efecto potenciador del sistema inmunológico tanto en pacientes con cáncer como en los grupos de control con buen estado de salud, lo que generó "resistencia inespecífica y vigor inmunológico en el curso del tratamiento citostático y de radiación para el cáncer de mama".6
  • De acuerdo con el PMC de Europa, el ginseng mostró potencial para mantener linfocitos T4 sanos, que son las células inmunológicas específicas que se debilitan en pacientes con VIH y SIDA.7
  • Se mejoraron los aspectos neuroprotectores a través del hipocampo y la señalización celular microglial;8 un ejemplo es su eficacia para prevenir la función motora lenta y que en ocasiones se pierde, lo cual está relacionado con la enfermedad de Parkinson.9
  • Al medir la capacidad antiviral del ginseng, se descubrió que inhibe la replicación de "todos los virus del ARN en los estudios realizados hasta el momento", esto incluye al rinovirus humano (VFC), virus sincicial respiratorio (VRS) y virus de la gripe A en cultivos celulares.10
  • De acuerdo con un estudio con animales, el ginseng siberiano también puede tener efectos antidepresivos,11 asimismo, puede ayudar con el insomnio y aliviar problemas conductuales y de memoria.12

Un estudio demostró que el ginseng siberiano mejora la resistencia al utilizar mejor el oxígeno.13 Además, puede proteger el ADN14 y mejorar la función cardiovascular,15 asimismo, los cultivos bacterianos tratados con compuestos de ginseng son resistentes a la radiación16 e incluso protegieron a los participantes de un estudio contra la exposición a la radiación ionizante.

De igual forma, la investigación sugiere que el ginseng siberiano tiene un efecto positivo y significativo en diversos cultivos de células cancerígenas, que incluyen al cáncer de mama,17 estómago,18 pulmón y colon.19

La historia y tipos de ginseng: Siberiano, coreano y americano

A propósito, existen otros tipos conocidos como ginseng coreano o ginseng asiático, que también contienen propiedades curativas, sin embargo, este ejemplifica a la perfección la frase "no es lo que dice ser".

Dicho de otra forma, solo porque tiene la palabra ginseng en su nombre no implica que sea sinónimo de ginseng siberiano (que no se considera un ginseng "verdadero"). El diario SFGate señala lo siguiente al respecto:

"A pesar de que ambos se llaman ginseng, el ginseng coreano y el ginseng siberiano, no pertenecen a la misma familia. El ginseng siberiano no pertenece a la familia Panax, por lo que no se considera un ginseng "verdadero" ... El ginseng siberiano contiene polisacáridos que se relacionan con niveles más bajos de glucosa, y los eleuterósidos son su ingrediente activo.

También se relacionan con una mayor capacidad mental y concentración, además de mayor vigilancia y niveles de resistencia más altos. Asimismo, ambos están relacionados con la posibilidad de ayudar a reducir los niveles de triglicéridos y la presión arterial, además, pueden ser útiles para tratar y evitar las complicaciones cardiovasculares".20

Por otro lado, también existe el ginseng americano (Panax quinquefolius), una raíz que crece en estado silvestre, está en peligro de extinción, prefiere la sombra y es ampliamente codiciada.

Mientras que el ginseng coreano o asiático es famoso en la medicina china por ser un estimulante "caliente" o ligero, la variedad americana es "fría" o calmante, además, es útil para mejorar la memoria, el estado de ánimo y posiblemente reducir los niveles de glucosa.21

De acuerdo con el sitio Smithsonian.com,22 todos tienen ginsenósidos, pero en niveles variables. El tipo americano, que se encuentra en las zonas húmedas de las montañas Apalaches, fue utilizado por los nativos americanos e incluso propagado por la tribu Cherokee como un remedio medicinal.

Las muestras y cargas de las raíces fueron enviadas desde Carolina del Norte, Minnesota, Wisconsin y Canadá a los mercados chinos a principios del siglo XVIII.

Precauciones respecto al ginseng siberiano

Los adaptógenos, como el ginseng siberiano, generalmente son buenos para la mayoría de las personas, no causan reacciones alérgicas y pueden tomarse durante largos períodos de tiempo, no obstante, se recomienda ser precavido tanto con el ginseng siberiano como con el coreano.

En caso de que se encuentre bajo medicación, recuerde que puede interferir con varios medicamentos, como los supresores del sistema inmunológico, anticoagulantes, medicamentos para el corazón y cualquier tipo de sedantes o estimulantes.23

Debe tomar precauciones debido a sus posibles efectos secundarios, como ritmo cardíaco acelerado, insomnio, cambios de humor, fluctuaciones repentinas en la presión arterial y sensación de mareo y/o nerviosismo.

Cualquier persona que sufra apnea del sueño, narcolepsia, cardiopatía, trastornos mentales como manía o esquizofrenia, enfermedades autoinmunes como enfermedad de Crohn o artritis reumatoide, también deben abstenerse de utilizarlo.24

Cabe señalar que los niños no deben consumir ginseng. El centro médico de la Universidad de Maryland (UMMC, por sus siglas en inglés) señala que las mujeres lactantes o que están embarazadas, así como aquellas con cáncer de mama sensible a los estrógenos, deben evitar el ginseng, ya que puede tener un efecto similar al estrógeno;25 asimismo, las mujeres con antecedentes de fibromas uterinos pueden ser vulnerables a esta planta.26

Es imprescindible que al adquirir ginseng verifique de dónde proviene, ya sea que venga en forma de suplemento o de raíz, pues un laboratorio informó que solo 9 de 22 muestras cumplían los criterios de calidad y pureza.

A su vez, los métodos de cosecha, técnicas de manejo y procesamiento a alta temperatura pueden dañar los compuestos terapéuticos. La organización Livestrong señala lo siguiente al respecto:

"Los suplementos están disponibles en extractos tanto líquidos como sólidos, polvos, cápsulas, tabletas y té. Hasta el 25 % de los suplementos de ginseng siberiano que se venden en los Estados Unidos no contienen la hierba y pueden tener efectos secundarios. Por estas razones, se recomienda la orientación médica y farmacéutica".27

Recuerde que no todos los tipos de ginseng se producen de la misma manera

Se afirma que el ginseng proporciona todo tipo de beneficios, por lo que se ha convertido en uno de los aditivos más populares en multivitamínicos, bebidas energéticas, tés, chicles y refrigerios.

Sin embargo, debe tener en cuenta que la mayoría de las personas en los Estados Unidos ignoran que existe alguna diferencia entre las variedades de ginseng, las cuales se han entremezclado tanto al divulgar sus beneficios, que las agencias gubernamentales han tenido que intervenir. Por ejemplo, el sitio Smithsonian.com señala lo siguiente bajo el mismo orden de ideas:

"Lo más sorprendente del ginseng es la cantidad de información errónea en los anuncios y paquetes, declaró el nutricionista David Schardt en el Centro para la Ciencia por el Interés Público (CSPI, por sus siglas en inglés). Panax ginseng, la variedad más común a la venta, no aumenta los niveles de energía, estado de ánimo o memoria y no reduce el estrés.

Después de revisar los estudios durante las últimas 2 décadas, el CSPI solicitó a la Administración de Alimentos y Medicamentos hace 3 años que detuviera las falsas afirmaciones. Durante los últimos 2 años, la FDA ha enviado cartas a media docena de fabricantes aproximadamente, ordenándoles que limiten las afirmaciones de salud del producto debido a la falta de evidencia que las respalda".28

Podría decirse que prevenir cualquier enfermedad es fantástico, sin embargo, no se aproveche del ginseng siberiano suponiendo que los compuestos que estimulan su respuesta inmunológica pueden compensar otros aspectos negligentes de su vida. El sitio Bulletproof explica:

"Vale la pena experimentar con los adaptógenos, sin embargo, no los utilice para compensar una alimentación y estilo de vida desfavorable. Asegurarse de comer adecuadamente, moverse y dormir bien, por lo general, cuidarse hará más por su estrés, energía y longevidad que cualquier otra hierba. Preste atención a los adaptógenos y otros suplementos clave, pero no olvide las nociones básicas".29

Publique su comentario
Haga clic aquí y sea el primero en comentar sobre este artículo