Hemp Oil Hemp Oil

PUBLICIDAD

La lógica, sabiduría y evidencia científica para tratar la influenza con homeopatía

homeopatia medicamento homeopatico

Historia en Breve -

  • La lógica y sabiduría de los medicamentos homeopáticos es que, en vez de suprimir los síntomas con medicamentos para bajar la fiebre, debe utilizarse una nanodosis de un medicamento que podría causar fiebre o alguna enfermedad similar a la gripe, con el fin de mejorar el sistema inmunológico y defensas del cuerpo
  • El medicamento homeopático Oscillococcinum es un ejemplo de un remedio que puede ser eficaz para muchas personas con gripe, aunque la experiencia clínica sugiere que es más efectivo cuando se utiliza en las siguientes 48 horas después de manifestar los síntomas de gripe
  • Casi el doble de los pacientes que recibieron el Oscillococcinum se recuperaron de la gripe en 48 horas, en comparación con los que recibieron un placebo (17 % frente a 10 %)

Escrito por Dana Ullman, MPH, CCH

Esta es la época del año en que los grandes medios de comunicación buscan satisfacer a sus mayores anunciantes, la gran industria farmacéutica, al difundir el miedo y pánico sobre la "epidemia de gripe" del año.

Por lo regular, citan estadísticas sensacionalistas, las cuales sugieren que morirá o enfermará gravemente a menos que reciba una vacuna. Sin embargo, resulta que incluso la Asociación del Pulmón admite que la gran mayoría de estas muertes vinculadas con la gripe no están relacionadas con esta enfermedad en lo absoluto, sino con la neumonía.

Esta fusión de estadísticas es inusual en el área médica o científica, excepto cuando se involucran los intereses económicos de la gran industria farmacéutica (u otra gran industria), ya que su método aparentemente se ha convertido en "mentiras, malditas mentiras y estadísticas" (es decir, emplear las estadísticas para crear miedo y vender medicamentos).

El hecho de que la vacuna contra la gripe del año pasado fuera pésima, con un 42 % de efectividad, fue ignorado totalmente por los medios de comunicación, aunque la vacuna contra la gripe del 2014 a 2015 solo fue efectiva en un 23 % (no es de sorprender que prácticamente ningún medio importante lo haya reportado).

Los verdaderos problemas de la gripe no provienen de la enfermedad en sí, sino de la falta de control sobre la enfermedad por parte de los médicos y pacientes. Las personas con gripe toman por error la aspirina o paracetamol para "bajar la fiebre" causada por la gripe, pero esa es una de las peores medidas que podrían tomar, a menos que la persona presente fiebre con una temperatura alta de 39.5 °C o superior (una experiencia inusual, excepto en niños pequeños).

En general, los médicos y patólogos consideran que la fiebre es una de las funciones de defensa importantes del cuerpo. La fiebre es una de las medidas que emplea su cuerpo para combatir las infecciones virales. Durante una fiebre, el cuerpo segrega grandes cantidades de interferón, un químico antiviral.

Si una persona toma un medicamento para disminuir la fiebre, el cuerpo no secreta tanta cantidad de este químico antiviral, lo que le permite al virus sobrecargar a la persona enferma.

Es casi como si los médicos no respetaran la "sabiduría del cuerpo". En lugar de emplear esos medicamentos convencionales para suprimir la fiebre, un buen médico o sanador ayudaría a incrementar los niveles de defensas naturales de la persona para ayudar a combatir la infección.

La verdadera razón por la que la epidemia de gripe de 1918 a 1919 acabo con la vida de tantas personas no fue simplemente debido a esta infección viral, sino porque se emplearon grandes cantidades de un medicamento relativamente nuevo, llamado aspirina.

Se descubrió que la ciudad de Nueva York tenía una de las tasas de mortalidad más bajas debido a la gripe, en comparación con cualquier otra ciudad importante en los Estados Unidos, en parte porque el comisionado de salud de la ciudad de Nueva York era el Dr. Royal Copeland, un médico homeópata que desalentó el uso de la aspirina y promovió métodos naturales más seguros, incluidos los medicamentos homeopáticos.

Posteriormente, Copeland fue electo en tres ocasiones como senador por el estado de Nueva York , y redactó la famosa Ley Federal de Alimentos, Medicamentos y Cosméticos de 1938, que es una de las leyes de derechos de los consumidores más importantes que se hayan redactado porque le otorgó la capacidad a la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, por sus siglas en inglés) de los Estados Unidos, de regular los medicamentos, y también le concedió el reconocimiento federal a los medicamentos homeopáticos como "medicamentos".

La sabiduría, lógica y evidencia científica aplicadas en la homeopatía y la gripe

En general, se reconoce que los organismos vivos, incluyendo al cuerpo humano, pueden tomar medidas extraordinarias para sobrevivir. Al hacerlo, pueden provocar síntomas como medidas de defensa y adaptación para combatir una infección o estrés.

Cuando el cuerpo humano se encuentra expuesto a un virus de gripe, se produce una fiebre como un esfuerzo defensivo para combatir el virus. Cuando padece fiebre, el cuerpo aumenta el número de células T y células B, que ayudan a combatir la infección viral.

La sabiduría y lógica de los medicamentos homeopáticos consiste en que, en lugar de suprimir los síntomas con medicamentos para bajar la fiebre, se utiliza una nano-dosis de un medicamento que podría causar fiebre o alguna enfermedad similar a la gripe, con el fin de mejorar el sistema inmunológico y de defensa del cuerpo de la persona.

Por lo tanto, no es de extrañar que el primer científico en recibir el Premio Nobel de Medicina fuera el Dr. Emil Adolf von Behring, quien descubrió las vacunas contra el tétanos y la difteria. Después de ganar este Premio Nobel, von Behring admitió que su descubrimiento se había inspirado en la homeopatía.

A pesar de que se consideró que era improbable o imposible que las dosis extremadamente pequeñas de tamaño nanométrico pudieran producir algún efecto biológico, actualmente los campos emergentes de la nanomedicina y nanofarmacología comprueban el poder significativo de las nanodosis de medicamentos.

Un informe realizado en 2015 sobre el campo de la nanomedicina espera que las ventas superen los 130 000 millones de dólares. Solo es cuestión de tiempo antes que los médicos, científicos y público en general se percaten de que la homeopatía fue la "nanomedicina original".

La conclusión es que, se sabe que las hormonas y agentes de señalización celular en nuestro cuerpo funcionan en niveles de nanodosis.

Además, una investigación sólida publicada en una de las revistas científicas más respetadas del mundo, la Sociedad Americana de Química, ha confirmado que las dosis homeopáticas, incluso las que están en diluciones extremas, tienen cantidades significativas de nano-dosis según fue constatado por medio de tres tipos diferentes de espectroscopia.

La homeopatía como forma de inmunoterapia homeopática

En general, los medicamentos homeopáticos no se recetan para tratar enfermedades específicas, sino para los síndromes específicos de cada enfermedad.

Por ejemplo, el síndrome de síntomas que exhibe una persona con gripe (fiebre, dolor en el cuerpo y dolores de cabeza en la parte frontal que se ven agravados por todo tipo de movimientos, mayor necesidad de beber líquidos fríos e irritabilidad y un deseo de estar solo) requeriría una medicina homeopática diferente al de otra persona (que podría presentar fiebre, gran fatiga, dolores de cabeza en la parte posterior y ninguna sensación de sed).

De hecho, desde un punto de vista homeopático, es extraño y peculiar que las personas crean que es prudente emplear el mismo medicamento para todos, incluso si las personas con la misma enfermedad presentaran síndromes de síntomas totalmente diferentes.

Sin embargo, en el ámbito de la homeopatía, existen padecimientos selectivos en los cuales ciertos medicamentos homeopáticos específicos podrían ser efectivos para grupos más grandes de personas a pesar de las diferencias en los síntomas.

El uso de un medicamento homeopático llamado Oscillococcinum es un ejemplo de un recurso que podría ser efectivo en muchas personas con gripe, aunque la experiencia clínica sugiere que puede ser más eficaz cuando se utiliza en las siguientes 48 horas después de manifestar los síntomas de gripe.

A pesar de que la mayoría de los medicamentos homeopáticos provienen de plantas o del reino mineral, el Oscillococcinum es inusual porque es elaborado con el corazón e hígado de pato.

Si bien, esta fuente puede sonar inicialmente extraña, puede tener sentido para cualquiera que esté familiarizado con la propagación de la influenza alrededor del mundo. Los epidemiólogos han determinado que diversas aves, incluyendo a los patos, podrían transportar el virus de influenza en sus tractos digestivos.

Hoy en día, la mayoría de las personas ha oído hablar de la "gripe aviar" y este dato hace referencia a esta típica fuente de gripe.

El hecho de que los homeópatas hayan utilizado el Oscillococcinum desde 1925 comprueba que los homeópatas han integrado esta información médica precisa y de vanguardia durante casi un siglo, mucho antes que la medicina moderna.

En última instancia, a las personas que emplean este medicamento homeopático se les administran dosis muy pequeñas de diversos virus de la gripe, lo que convierte a este medicamento en un tipo de inmunoterapia homeopática.

Evidencia científica de que la homeopatía es un método efectivo para la gripe

Existen diversos estudios científicos, publicados en revistas médicas revisadas por pares, que han confirmado la eficacia del Oscillococcinum.

Un estudio amplio en el que participaron 487 pacientes encontró que casi el doble de los que recibieron el Oscillococcinum se recuperó de la gripe en las siguientes 48 horas, en comparación con los que recibieron un placebo (17 % frente a 10 %). En particular, lo sobresaliente acerca de este estudio fue un breve informe relacionado, escrito para The Lancet.

Fue titulado "Quadruple Blind Study" (estudio cuádruple ciego). Debido a que la mayoría de los médicos y consumidores informados está familiarizada con los estudios "doble ciego", casi la mayoría sabe lo que significa un estudio "cuádruple ciego".

El artículo presentado en The Lancet planteó la pregunta, ¿qué pasaría si el lector del estudio desconociera el proceso y solo supiera los resultados? Entonces, describieron el estudio sin mencionar qué tratamiento se había administrado, y luego describieron los resultados significativos que confirmaron los resultados positivos del tratamiento.

Posteriormente, The Lancet planteó esta pregunta desafiante: Ahora, ¿cómo se siente acerca de los resultados cuando le informan que el tratamiento utilizado fue un medicamento homeopático? El autor de este artículo para The Lancet también mencionó que "una diferencia del 7 % en eficacia, conforme a la definición, sería una proporción respetable en la mayoría de los ensayos de medicamentos".

Un grupo diferente de investigadores realizó un estudio aleatorizado y doble ciego, en el que participaron 372 pacientes (188 tratados con Oscillococcinum y 187 con placebo) de ambos sexos, con edades que oscilaban entre 12 y 60 años, quienes presentaron una temperatura rectal ≥ 38 °C, dolores musculares, dolores de cabeza, o al menos uno de los siguientes síntomas: escalofríos, dolor de pecho, dolor en la columna vertebral, tos, irritación en la mucosa nasal o sensación de malestar.

Los pacientes recibieron tres tubos de Oscillococcinum o placebo de forma cotidiana (mañana, mediodía y noche), durante tres días. Los resultados de este ensayo demostraron una diferencia estadísticamente significativa entre los dos grupos, quienes experimentaron desaparición de los síntomas después de 48 horas (19.2 % del grupo que recibió Oscillococcinum frente a 17.1 % del grupo de placebo) y mejora en los síntomas (43.7 frente a 38.6 % en el grupo de placebo; p = 0.0028).

Además, el uso de múltiples medicamentos, así como la frecuencia de uso de medicamentos concomitantes fueron ligeramente mayores en el grupo de placebo. Tan solo el 13.8 % del grupo Oscillococcinum utilizó dos o tres medicamentos (analgésicos y antirreumáticos), contra el 19.6 % del grupo de placebo.

Otro parámetro considerado fue el porcentaje de pacientes que pudieron regresar al trabajo, que fue mayor en el grupo de Oscillococcinum, dos días después del inicio de la enfermedad (16.3 % frente a 9.3 %) y después de cuatro días, con diferencias muy significativas.

El tratamiento homeopático podría disminuir la duración de la influenza

La Colaboración Cochrane es un grupo de investigadores respetados a nivel internacional que evalúan estudios científicos. En 2004, revisaron siete estudios que utilizaban el Oscillococcinum en el tratamiento o prevención de la influenza. Se evaluaron cuatro ensayos de tratamiento (n = 1194) y tres ensayos de prevención (n = 2265).

Solo dos estudios proporcionaron información suficiente para completar la extracción de datos, y ambos estudios solo evaluaron el uso de este medicamento en el tratamiento de la influenza o padecimientos similares a la influenza (los dos mencionados previamente fueron los estudios evaluados).

El tratamiento con Oscillococcinum disminuyó la duración de la influenza en 0.28 días (intervalo de confianza del 95 %: 0.50 a 0.06). Asimismo, el Oscillococcinum incrementó la posibilidad de que un paciente considerara efectivo su tratamiento (riesgo relativo 1.08; IC 95 % 1.17, 1).

Esta revisión también concluyó que la cantidad de días necesarios para volver al trabajo había disminuido significativamente en 0.49 días (IC 95 % 0.89-0.08) en comparación con el control (promedio de 4.1 días).

El riesgo relativo del tratamiento fue de 0.60 (0.37 a 0.98), lo que significa que la proporción de pacientes tratados con Oscillococcinum que consideraron que el tratamiento era inútil fue de 0.6, en relación con 1.0 en el grupo del placebo (una diferencia significativa del 40 %).

Los autores de esta revisión de la investigación consideraron estos resultados como "prometedores", aunque no lo suficientemente sólidos como para justificar la recomendación general de utilizar el Oscillococcinum en el tratamiento "de primera línea" para la influenza o síndromes similares a la influenza.

En cuanto al uso de Oscillococcinum en la prevención de la gripe, los investigadores concluyeron que no era efectivo. Sin embargo, debe destacarse que la empresa que fabrica el Oscillococcinum no comercializa este medicamento para la "prevención" de la gripe, solo para el tratamiento de la misma (y para síndromes "similares a la influenza").

En 2012, la Colaboración Cochrane realizó un nuevo análisis de la investigación sobre Oscillococcinum para tratar la influenza, y su conclusión fue más conservadora que los análisis anteriores realizados por esta organización.

El análisis realizado en 2012 concluyó que, "aunque los resultados de otros cuatro ensayos clínicos (un total de 1196 participantes) sugirieron que el Oscillococcinum había aliviado los síntomas de la gripe en 48 horas, esto podría deberse a un sesgo en los métodos del ensayo".

En otras palabras, aunque dos de estos estudios fueron doble ciego, aleatorizados y controlados por placebo, estos estudios no alcanzaron el nivel más alto de los estándares de investigación, lo que permitió la posibilidad de sesgo en los resultados.

Cabe señalar que alrededor del 99 % de los estudios clínicos que actualmente se realizan y publican en revistas médicas revisadas por pares también podría considerarse con algún grado de "posibilidad de sesgo".

Estudios adicionales sobre medicamentos homeopáticos

La medicina homeopática se ha vuelto muy popular entre los médicos en Brasil. De hecho, hay 15 000 médicos en Brasil que se especializan en homeopatía, lo que lo convierte en el 16º grupo más grande de médicos de las 61 especialidades médicas.

También es impactante observar que diversas agencias de salud pública en Brasil han estudiado la eficacia y abogado por el uso de la medicina homeopática. Los estudios sobre el uso de la medicina homeopática para tratar la fiebre del dengue han obtenido resultados notablemente positivos, lo cual es particularmente importante porque la medicina convencional proporciona muy pocos.

En el Sistema de Salud Pública de Brasil, en Petrópolis (una ciudad importante en Brasil), se realizó un ensayo clínico pragmático sobre la prevención de la influenza con niños de 1 a 5 años de edad.

Los medicamentos utilizados se seleccionaron principalmente con base en experimentos In vitro (InfluBio, que es una dosis homeopática, 30X, del virus de la influenza [A/Victoria/3/75 (H3N2)]), y con una experiencia clínica que tuvo un éxito cualitativo (un complejo homeopático compuesto por estreptococos, estafilococos y virus de influenza inactivado en una dilución de 30X).

Tras el consentimiento informado de los padres, los participantes se dividieron de forma ciega y al azar en tres grupos experimentales: complejo homeopático, placebo e InfluBio.

Los funcionarios de salud pública de Brasil registraron los episodios sintomáticos de gripe e infección respiratoria aguda cada mes por medio del protocolo establecido. El número de estos episodios fue registrado en un año (2009 a 2010).

De los 600 niños participantes, 445 (74.17 %) completaron el estudio (149: Complejo homeopático; 151: Placebo; 145: InfluBio).

En este ensayo clínico se detectó una cifra menor de episodios sintomáticos de gripe e infección respiratoria aguda; sin embargo, fue diferente entre los grupos homeopáticos y del placebo (p < 0.001).

En el primer año posterior a la intervención, 46 de los 151 (30.5 %) niños en el grupo de placebo presentaron tres o más episodios de gripe e infección respiratoria aguda, mientras que no hubo ningún episodio en el grupo de 149 niños que emplearon el complejo homeopático, y solo un episodio en el grupo de 145 (1 %) niños que recibieron InfluBio.

Los investigadores concluyeron que el uso de medicamentos homeopáticos minimizaba el número de episodios sintomáticos de gripe e infección respiratoria aguda en los niños, lo que indica que deben realizarse más estudios para investigar el potencial profiláctico homeopático.

En los Estados Unidos no se han realizado estudios formales que comprueben dosis homeopáticas en el virus de influenza para la prevención de la gripe. Sin embargo, un protocolo popular derivado de experiencias europeas ha utilizado el Influenzinum 9C, a través de una fórmula que se cambia anualmente para los tres virus de la gripe más comunes.

Por lo general, se recomienda aplicar un régimen de cinco dosis; es decir, tomar una dosis por semana durante cuatro semanas, y luego, tomar una quinta dosis un mes después. Aunque no se han realizado estudios clínicos que comprueben las dosis homeopáticas del Influenzinum, hay un estudio científico In vitro sobre el Influenzinum 30C.

En este estudio, las alteraciones celulares inducidas por el Influenzinum 30C se analizaron por medio de un microscopio óptico y electrónico, MTT y ensayos con rojo neutro. El metabolismo glucolítico (PFK-1) se estudió a través de un ensayo espectrofotométrico.

Además, la producción de factor de necrosis tumoral α (TNF-α) por las células de macrófagos J774.G8 se cuantificó por medio de la prueba ELISA antes y después de la infección y tratamiento del virus de la influenza H3N2.

El Influenzinum no demostró causar efectos citotóxicos, pero indujo alteraciones morfológicas en las células de riñón canino Madin-Darby (MDCK, por sus siglas en inglés). Después de 30 días, se detectó un incremento significativo (p < 0.05) en la tasa de mitosis, en comparación con la de control.

La actividad mitocondrial de MDCK cambió después de aplicarse el tratamiento durante 10 y 30 días. El tratamiento disminuyó significativamente (p < 0.05) la actividad de PFK-1. LaTNF-α en los macrófagos J774.G8 estimulados con la terapia biológica indicó un incremento significativo (p < 0.05) en esta citoquina cuando se analizó el sobrenadante con células.

Los investigadores concluyeron que el Influenzinum 30C alteraba las características celulares y bioquímicas de las células MDCK y J774G8.

Otras opciones de medicamentos homeopáticos para tratar la influenza

Gelsemium (jessamine amarillo) — Este remedio podría servir de apoyo cuando la persona se siente fatigada y con una sensación de debilidad, así como pesadez generalizada, que incluso podría provocar temblores por zonas, al igual que párpados pesados y medio cerrados.

Estas personas tienden a sentir poca o nada de sed, escalofríos en la parte superior e inferior de su columna vertebral, así como dolores de cabeza en la parte posterior.

Bryonia (brionia blanca) — Este remedio podría ser de utilidad para las personas que sienten un fuerte dolor corporal cuando padecen gripe, que se agrava con cualquier tipo de movimiento. Por lo general, estas personas manifiestan dolores de cabeza en la parte frontal que también se ven agravadas con cualquier movimiento.

Tienen los labios secos, incluso agrietados, tos seca y mucha sed de agua fría. A pesar de tener una temperatura cálida, son reacios a estar en habitaciones cálidas. Este remedio podría beneficiar a las personas con gripe que son muy irritables e insisten en quedarse solas.

Eupatorium perfoliatum (boneset) — Las personas con gripe que experimentan dolores musculares y óseos u oculares a menudo se benefician con este remedio.

Otro síntoma característico de las personas que podrían beneficiarse con este remedio son los escalofríos, que se producen en la mañana, especialmente entre las 7 y 9 a. m. Estas personas desean bebidas frías, incluso cuando sienten frialdad y podría provocarles escalofríos, y se sienten mejor al acostarse sobre cualquier parte del cuerpo que les duela.

Rhus toxicodendron (hiedra venenosa) — Este remedio ha demostrado ser útil para las personas con dolores musculares que se agravan al empezar a hacer movimiento, pero que son aliviados al hacer movimiento continuo.

Con frecuencia, estas personas son muy inquietas, en especial al dormir durante la noche, son propensas a padecer dolor de garganta y sienten mucha sed, pero solo para dar pequeños sorbos de agua a la vez. Si aparece una úlcera bucal en medio del proceso de la gripe, es posible que algunas personas deban considerar este medicamento.

Arsenicum album (también conocido como arsénico blanco) — Esta solución altamente diluida es un medicamento importante para las personas con gripe estomacal, quienes experimentan náuseas y vómitos junto con fiebre.

Estas personas son sensibles y sus síntomas podrían empeorar debido a la exposición al frío. Experimentan mucha sed, pero solo para dar pequeños sorbos de agua a la vez. Se sienten inquietos y ansiosos, por lo general se preocupan de si realmente podrían estar más enfermos de lo que creen, y podrían buscar la opinión de diversos profesionales para informarse sobre su padecimiento.

Se sienten mejor en compañía, y peor cuando es o casi es medianoche. Como comentario, no debe intentar mezclarlo, ya que debe prepararse de forma adecuada y científica para que sea seguro y efectivo.

Los medicamentos homeopáticos previos se emplean comúnmente en las potencias 6X, 6C, 12X, 12C o 30X, 30C.

Acerca del autor

Dana Ullman, MPH, CCH, es uno de los principales defensores de la homeopatía en los Estados Unidos.

Es autor de 10 libros, entre ellos The Homeopathic Revolution: Why Famous People and Cultural Heroes Choose Homeopathy y su obra más vendida Everybody's Guide to Homeopathic Medicines, creada junto con Steven Cummings, MD y fundador de Homeopathic Educational Services (www.homeopathic.com), un importante centro de recursos de grabaciones, medicamentos, software, cursos por correspondencia y libros homeopáticos.

+ Fuentes y Referencias
Haga clic aquí y sea el primero en comentar sobre este artículo
Publique su comentario