El Marmite como apoyo para aliviar el estrés y ansiedad

marmite

Historia en Breve -

  • Una nueva investigación ha proporcionado la primera evidencia científica de que el Marmite, una pasta a base de levadura (YBS), contiene compuestos que podrían ayudar a aliviar el estrés, ansiedad y tal vez la depresión
  • El Marmite, al igual que otros YBS, proporcionan proteínas, hierro, selenio, magnesio, potasio y vitaminas B, estas últimas otorgan beneficios únicos y específicos, para el cerebro así como el sistema nervioso
  • Los niveles adecuados de vitaminas B, como los que contiene el Marmite, pueden apoyar la función, desarrollo cerebral normal y estado de ánimo, también podrían optimizar los sistemas de señalización en la mayoría de las funciones vitales del cuerpo
  • El Marmite está fortificado con vitamina B12, el cual es un nutriente esencial que ayuda a incrementar los niveles de ácido gamma-aminobutírico (GABA); por otro lado, la deficiencia de vitaminas B podría provocar graves problemas de salud, en particular en el caso de los bebés nonatos

Por el Dr. Mercola

El Marmite, un alimento salado de origen británico que se unta en el pan tostado, tiene un sabor bastante peculiar para quienes lo prueban por primera vez, pero (es posible que) para la mayoría de los habitantes del Reino Unido y para muchas otras personas, sea un requisito previo para complementar apropiadamente la hora del té.

Es descrito como un alimento pegajoso, salado y de color marrón, con un sabor excepcionalmente fuerte; esta pasta concentrada a base de levadura (YBS) podría ser un gusto adquirido, pero una nueva investigación publicada en Journal of Functional Foods1 revela que el Marmite contiene compuestos que podrían ayudar a aliviar el estrés, ansiedad y tal vez la depresión.

Los autores del estudio indican que su investigación ha proporcionado la primera evidencia científica de que el Marmite y otros YBS podrían mejorar la sensación de ansiedad y estrés, debido principalmente a su combinación de vitaminas B, que también se encuentran en sus versiones australianas, Vegemite, Aussiemite y Promite, esta última es la más dulce, oscura y tiene una textura más suave y untable.

El estudio fue realizado por los investigadores de la Universidad de Victoria en Australia, y participaron 520 personas, quienes fueron encuestadas sobre su consumo de productos a base de levadura, y luego evaluados para descubrir cómo influían en sus niveles de estrés, ansiedad y depresión.

Men’s Health del Reino Unido2 informó que si bien no parecía haber mucha diferencia en el nivel de depresión de las personas, hubo una "mejora significativa" en los niveles de ansiedad y estrés de los participantes.

El estudio también señaló que aunque aparentemente suplementar con vitaminas B era una excelente forma de mejorar esos problemas, los bajos niveles de estas vitaminas estaban relacionados con una salud mental deficiente que podría manifiestarse de diversas maneras.

De acuerdo con el autor del estudio principal, Vasso Apostolopoulos, las pastas a base de levadura, como el Marmite, son algunas de las fuentes más ricas en vitaminas B, que son vitales para regular al sistema nervioso y proporcionar los niveles necesarios de energía, y denominó al Marmite como una "forma económica y eficiente" de elevar su consumo.

¿Cuáles son los nutrientes que proporcionan estas pastas a base de levadura?

De acuerdo con Nutrition Data,3 el Marmite y otras YBSs proporcionan una gran cantidad de proteínas, hierro y selenio, así como los minerales magnesio y potasio, junto con vitamina B. Esta vitamina es más que una vitamina, por lo que a menudo se le conoce como "vitaminas B". Lo que denota que consiste en más de una junto con sus respectivos beneficios únicos.

Como se mencionó anteriormente, su contenido de vitamina B1 (tiamina), vitamina B2 (riboflavina), vitamina B3 (niacina), vitamina B6 y folato justifica el consumo del Marmite en beneficio de la salud cerebral.

De hecho, una sola cucharadita de Marmite podría proporcionar el 50 % del consumo de referencia alimenticio (DRI, por sus siglas en inglés) recomendada de vitamina B2, el 39 % de la vitamina B1 y el 29 % de la vitamina B3.

La vitamina B6 combate los gérmenes indeseados, fortalece el sistema inmunológico e incluso podría proteger contra los efectos dañinos de la contaminación del aire. También, está involucrada en la función, desarrollo cerebral normal y estado de ánimo, así como los neurotransmisores cerebrales, o sistema de señalización para la mayoría de las funciones vitales del cuerpo.

Además, una cucharadita de Marmite proporciona el 15 % de DRI de la vitamina B9 (folato), que ayuda en la reparación de los tejidos, metabolismo celular y como apoyo inmunológico.

Se ha demostrado que la deficiencia en folato (su versión sintética es el ácido fólico) desempeña un rol en una serie de trastornos neurológicos. De hecho, los bajos niveles de folato durante el primer trimestre de un embarazo es un factor de riesgo de defectos en el tubo neural, como la espina bífida y anencefalia.4

Por el contrario, las futuras mamás que consumen cantidades adecuadas de folato para el momento de la concepción, podrían disminuir el riesgo de autismo de sus bebés, el cual está relacionado con los pesticidas.5

La vitamina B12, también conocida como cobalamina, es un poderoso nutriente para combatir el resfriado y la gripe que es particularmente alto en el Marmite, ya que la mayoría de los YSBs están fortificados con esta vitamina.

Como indica el estudio presentado, la vitamina B12 es la razón principal de los efectos relajantes y alivio del estrés que proporciona esta pasta salada. De acuerdo con Independent.ie:

"Se citó a las vitaminas B6, B9 y B12 como nutrientes particularmente beneficiosos, ya que pueden ayudar a regular los neurotransmisores cerebrales que controlan nuestro estado de ánimo y evitan la producción de homocisteína en la sangre, lo que podría generar estrés y ansiedad".6

El Marmite ayuda a mejorar la ansiedad, estrés y función cerebral

Más que cualquier otro factor, es posible que los compuestos presentes en el Marmite y sus homólogos, que manifiestan la capacidad de incrementar los neurotransmisores cerebrales, sean la razón por la que los científicos se han percatado de las ventajas de este condimento salado.

En un estudio anterior publicado en Journal of Psychopharmacology,7 los investigadores encontraron que, una vez más, una cucharadita diaria de Marmite durante un mes podría disminuir la respuesta neuronal a los estímulos visuales en los participantes del estudio, una indicación de que los niveles de ácido gamma-aminobutírico (GABA) se incrementaban en el cerebro. Medical News Today explica que:

"GABA es el neurotransmisor responsable de inhibir la excitabilidad de las células cerebrales, lo cual ayuda a restaurar el equilibrio óptimo de la actividad neuronal requerida para una función cerebral saludable. En pocas palabras, el GABA 'relaja' el cerebro".8

De forma significativa, alrededor de ocho semanas después de terminar el estudio continuó manifestándose la disminución en la respuesta hacia los estímulos visuales relacionada con el consumo de Marmite.

Las personas con bajos niveles de GABA han manifestado diversos trastornos alarmantes de salud que varían desde problemas mentales a padecimientos neurológicos. Además de la ansiedad, estrés y depresión, también podrían presentarse padecimientos más graves, como el autismo y la epilepsia. No es sorprendente que los científicos se hayan esforzado para encontrar alguna forma de incrementar los niveles cerebrales de GABA y así mejorar estos padecimientos.

Según indicaron los científicos, una de las maneras más sencillas de incrementar los niveles de cualquier tipo de vitamina, mineral o nutriente saludable es por medio de los alimentos; por lo tanto, percibieron como algo alentador las implicaciones potenciadoras cerebrales relacionadas con el consumo de Marmite.

Los autores escribieron que una menor respuesta neural a estímulos visuales después de consumir YBS era una indicación de que, "... las intervenciones alimenticias podrían influir en el equilibrio entre la excitación e inhibición cerebral, lo cual sugiere posibles beneficios clínicos en los padecimientos (como por ejemplo, epilepsia) donde la inhibición era un estado anómalo".9

¿Qué sucede cuando hay una deficiencia de vitamina B12?

Un estudio de PLoS One realizado en 2010 señaló que las vitaminas B ayudaban a atenuar la contracción cerebral generalmente relacionada con el envejecimiento, ya que disminuía los niveles de homocisteína, lo que podría reducir de manera natural la probabilidad de desarrollar un trastorno en la función cognitiva, como la enfermedad de Alzheimer u otra forma de demencia.10

Por otro lado, la deficiencia de cualquiera de las vitaminas B podría originar síntomas relacionados con trastornos neuropsiquiátricos.

Como por ejemplo la pelagra, que es una enfermedad causada por la deficiencia de niacina, la cual a menudo simula la esquizofrenia y es evidenciada por episodios de delirio y demencia.

Curiosamente, la pelagra empieza a manifestarse en los intestinos. La investigación indica que el uso prolongado de antiácidos y medicamentos diseñados para tratar el reflujo ácido--que son algunos de los más comunes en los Estados Unidos--se han relacionado con la deficiencia de vitamina B12. El estudio de JAMA que publicó esta noticia explicó que las implicaciones de la deficiencia de B12 podrían ser muy graves:

"La deficiencia de vitamina B12 es relativamente común, en especial entre los adultos mayores; si no es diagnosticada podría generar complicaciones médicas posiblemente graves. Si no es atendida, podría causar demencia, daño neurológico, anemia y otras complicaciones que podrían ser irreversibles".11

La vitamina B12 proviene en gran medida de alimentos de origen animal, como la leche sin pasteurizar y huevos (que deben ser orgánicos y provenir de gallinas camperas), carne de res, cordero y venado (que también deben ser orgánicos y de animales alimentados con pastura, y no con granos) y salmón silvestre de Alaska.

También, se ha encontrado que la vitamina B12 se encuentra en otros tipos de carne y pescado, pero las operaciones concentradas de alimentación animal, o CAFOs y uso generalizado de antibióticos, así como los altos niveles de contaminación por enfermedades, han ocasionado que la carne regular comprada en el supermercado no sea nada deseable, en términos de salud y medio ambiente.

Los veganos, quienes no consumen productos de origen animal, serían favorecidos al tomar un suplemento con vitamina B12, y los vegetarianos, quienes podrían comer huevos y pescado, también deberían hacerlo.

Levadura nutricional: Una fuente importante de vitaminas B

Como se señaló anteriormente, YBS es un extracto concentrado de levadura. Pero, ¿cómo podría ser beneficiosa la levadura nutricional? Hay algunas diferencias que debe considerar, pero quizás la más importante es que la levadura nutricional es una fuente de proteína de alta calidad, vitaminas B y numerosas vitaminas y minerales adicionales.

Este tipo de levadura constituye otra opción para los veganos y vegetarianos, ya que proporciona una fuente de proteína que no es de origen animal y contiene los nueve aminoácidos esenciales, que solo se obtienen por medio de la alimentación, y casi siempre de fuentes de proteína animal.

La levadura nutricional es diferente de la mayoría de los alimentos, ya que no es de origen vegetal ni animal, sino que es un hongo; por lo que, es bueno saber su origen. Primero que nada, si bien, la levadura nutricional y levadura de cerveza provienen de la misma fuente, Saccharomyces cerevisiae (S. cerevisiae), a menudo la levadura nutricional está fortificada con vitamina B12, al contrario de la levadura de cerveza.

La levadura nutricional contiene 14 minerales y 17 vitaminas, además de fósforo, cromo y otros nutrientes para apoyar la función inmunológica saludable, e incluso tiene propiedades antivirales y antibacterianas.

Según " The Importance of Saccharomyces cerevisiae", su preparación contiene "glutatión, minerales, beta-glucanos, GABA, aminoácidos, ácido lipoico, polisacáridos, vitaminas B, minerales--como el cromo GTF--y más de 40 enzimas proteolíticas".12

Origen del Marmite

El Marmite fue creado por accidente a finales del siglo XIX, cuando el científico alemán Justus von Liebig descubrió que la levadura de cerveza--la cual podía obtener fácilmente a través de las cerveceras locales en Staffordshire, Inglaterra--podía concentrarse y convertirse en un condimento, señala Alternative Daily.13

El Marmite se fabricó por primera vez en Staffordshire y aunque durante algún tiempo hubo otra planta en Londres, esta cerró en 1967, al parecer debido a su olor "desagradable". De acuerdo con BBC:

"La receta original contenía sal, especias y apio. Luego, se le añadieron altas concentraciones de ácido fólico, vitamina B12, tiamina y riboflavina--vitaminas que se producen naturalmente en algunos alimentos [folato, en el caso del ácido fólico].14

En 2004, la Administración Danesa de Veterinaria y Alimentos prohibió la venta de Marmite, y posteriormente, desde 2011 solo podía obtenerse con un permiso, debido a que contenía vitamina B12 añadida y otros nutrientes, una práctica que es ilegal según la ley en los Países Bajos. De acuerdo con The New York Times:

"En Dinamarca, ocurre algo peculiar ya que el gobierno--tal vez sea el único--sospecha de los alimentos que están fortificados con vitaminas o minerales. Los fabricantes deben solicitar una autorización, que se otorga si el enriquecimiento de vitaminas o minerales se encuentra dentro de los niveles establecidos por la ley.

Básicamente, los daneses consideran que si llevan una alimentación equilibrada, podría ser perjudicial enriquecer los alimentos con aditivos minerales o vitaminas".15

Un artículo de Times explica que, no solo los funcionarios del gobierno, sino también los habitantes de Dinamarca, consideran que podría ser dañino enriquecer los alimentos con aditivos minerales o vitaminas.

De hecho en 2011, Jens Therkel Jensen, Subdirector de la división de nutrición de la Administración Danesa de Veterinaria y Alimentos, afirmó que, "se encuentra muy documentado que la mayoría de las vitaminas son tóxicas, en función de la dosis consumida".

Pero, ya en los años 30, la científica inglesa Lucy Wills, descubrió lo beneficioso e incluso esencial que era el Marmite para los bebés nonatos. Realmente, fue su investigación la que originó el descubrimiento del ácido fólico.16 Este nutriente es una forma sintética de vitamina B que se utiliza en suplementos y alimentos enriquecidos, mientras que el folato es la forma natural que se encuentra en los alimentos.

La controversia de la sal y vitaminas añadidas

Antes se pensaba que el alto contenido de sal alta era otro factor alarmante en la venta, distribución y consumo generalizado del Marmite y sus homólogos de origen australiano; sin embargo, los científicos han aceptado--aunque poco a poco--que en vez de ser el "asesino" que han hecho creer, realmente la sal natural es vital para la salud.

Lo importante es equilibrar el consumo de sodio a potasio, lo cual puede proteger la salud cardiaca mucho mejor que eliminar la sal de la alimentación, como recomiendan muchos médicos.

Las fuentes alimenticias de potasio incluyen a las acelgas, calabaza de invierno, espinacas y aguacate, pero quizás otra excelente manera de equilibrar el consumo de sal con la dosis requerida de potasio es tener un frasco de Marmite para que pueda consumirlos y obtenerlos juntos.

Publique su comentario
Haga clic aquí y sea el primero en comentar sobre este artículo